Cloud Computing
Canal
Edge computing

Migración al “Cloud”: ¿suficiente para una empresa?

Muchas empresas al migrado al “Cloud” durante estos meses de pandemia con el objeto de sacar un mayor rendimiento a sus negocios. Lejos de parecer suficiente, muchos expertos consideran que no basta con este paso, sino que son necesarios otros muchos para apalancar al máximo los beneficios de la nube.

cloud, nube
C. Dustin (Unsplash).

¿La nube? Sí, pero no basta con la nube. Ese es el mensaje principal que deberían extraer las empresas de la lectura de este reportaje; que es beneficiosa para sus negocios, pero también que “se trata de un proceso más complejo. No basta con plantearse llevar mi infraestructura y aplicaciones a la nube, la migración también implica un proceso de consolidación y transformación que nos va a obligar a eliminar y simplificar recursos y aplicativos, recodificar otros y adaptar nuestro negocio para apalancar al máximo los beneficios de la nube. Y una vez llegado al final de este camino, hay que administrar y operar esos entornos, que cada vez son más complejos, y que requieren de un personal cualificado diferente”, nos reconoce Fernando Fuentes, director de desarrollo de negocio y soluciones Cloud de Arsys.

Máxime si partimos de esta premisa que nos sirve Lucas Ocaña, director de Servicios Cloud de Atos en Iberia: “Los productos y servicios son más que nunca sociales, móviles y basados en la analítica. Ya no se trata de aceptar el valor de la era digital, sino de cuándo y cómo. El éxito de hoy se trata de estar obsesionado con el cliente; centrado en la innovación: experiencias digitales que se combinan con soluciones modernas; impulsada por los datos y, finalmente, por la velocidad del producto, de forma segura. Todos estos elementos clave del éxito se basan en un factor: la empresa adecuada impulsada por la nube”.

 

¿Por qué “Cloud”?

Muy sencillo: porque no son pocas las empresas que entiende el Cloud como una forma de operar y no como un destino. “En Cloud, los recursos se van consumiendo de forma mucho más ágil y dinámica que con las infraestructuras tradicionales, lo que permite adaptarse mejor a las necesidades que plantea el negocio en cada momento”, explica Galo Montes, director de tecnología de Hewlett Packard Enterprise.

Es más, Cloud es la llave para ir dejando atrás entornos lentos e ineficientes de IT tradicional. “También es reseñable que muchas compañías buscan modelos de suscripción donde el cliente paga por lo que usa, con flexibilidad para ampliar o reducir su infraestructura al ritmo que lo necesite el negocio. Ambas ventajas son indiscutibles y creo que están generando el movimiento acelerado de compañías a arquitecturas Cloud, del tipo que sean”, dice Iván Menéndez, country manager de Nutanix Iberia.

En consecuencia, y con la perspectiva actual que dan la mayoría de los analistas, los entornos Cloud de las empresas deberían correr sobre entornos híbridos que permitan desplegar y mover las cargas de trabajo de forma flexible para sacar el mayor partido del dato al menor coste posible. Para ello se debe poder definir en cada momento dónde y cuándo se ejecuta cada una de ellas, teniendo la posibilidad de utilizar tanto los propios centros de datos como las nubes públicas, contando en ambos casos con modelos de pago por uso.

“Pero esto solo no es suficiente —vuelve Galo Montes—. Es necesario realizar un proceso de adaptación en el que modernizar las aplicaciones de tal forma que evolucionen a entornos de desarrollo ágiles, arquitecturas basadas en microservicios, exposición de dichos activos vía APIs y se automatice su despliegue y consumo”.

Llegar a alcanzar este punto es donde todavía hay un gran “debe” de las empresas, ya que la implantación de arquitecturas híbridas realmente flexibles no es frecuente en el mercado. Aunque hay casos que han realizado grandes avances, implantando modelos de pago por uso en los propios centros de datos y automatizando gran parte del ciclo de vida de las aplicaciones. “Asimismo, se percibe también un gran esfuerzo por modernizar las aplicaciones que nos dará en pocos años la capacidad de aprovechar todo el potencial de Cloud”, apostilla el director de Tecnología de Hewlett Packard Enterprise.

 

Lo primero, la casa por los cimientos

Sin duda, la capacidad de la nube para controlar los costes es un factor que impulsa las decisiones de migración, pero hay muchos más elementos que se deben considerar. “Cuando una empresa opta por este modelo debe tener una estrategia detrás, con unos objetivos definidos y medibles, para poder aprovechar todo su potencial en términos operativos, financieros y de comercialización de sus productos. De esta forma, sentará las bases para innovar y obtener ventajas competitivas para su negocio”, reconoce Ricardo Casanovas, CTO de Linke, compañía de Syntax.

Puede leer aquí el reportaje completo.



Revista Digital Dealerworld octubre

Próximo Webinar en Directo

Revistas Digitales IDG

DealerWorld Digital

ComputerWorld Digital

CSO España Digital

IDG Research

Partnerzones IDG


Especiales IDG:
Registro IDG España:

Eventos IDG: