SEGURIDAD | Artículos | 21 ENE 2019

Seguridad: sudores fríos también en 2019

Los analistas ya lo han advertido: si 2018 fue un año de amenazas, ya nos podemos preparar de cara a lo que viene. Porque en 2019, lejos de mejorar, el panorama será mucho peor si cabe. Y las empresas han de empezar a protegerse. Que más vale prevenir…
security-ciberseguridad
Víctor Manuel Fernández

No nos hemos quedado calvos tras elucubrar los argumentos de esto que sigue: 2019 será un año de amenazas y, en definitiva, en el que prestar a la seguridad que se refiere. Un sector caliente caliente, que canta la mítica Rafaella Carrá. Mucho, para qué nos vamos a engañar.

Porque lo que traemos de 2018 es de aúpa. El último informe de seguridad de Kaspersky Lab no puede ser más crudo: 4 de cada 10 pymes europeas sufrieron una brecha de seguridad, y en el 40% de los casos los datos personales se vieron afectados de una u otra manera. Y, asimismo, como indica el informe referido, si hay algo que preocupa a las empresas —al 40% de las encuestadas, para ser precisos— es perder el acceso a servicios internos y de atención al cliente. Y no digamos ya su reputación. Hors de categorie, que dicen los franceses.

En DealerWorld hemos querido recabar la opinión de los principales protagonistas del mercado de la seguridad. Qué opinan, cómo ven el panorama, el papel del Canal… Esas cuestiones que a todos interesan y que queríamos ver plasmadas en forma de reportaje. Este, el que tiene delante, sin ir más lejos.

Panorama para preocuparse

Por lo menos. Íbamos a escribir ‘para matar’, pero tampoco queremos que la sangre llegue al río. No obstante, el panorama en sí no es para tirar cohetes. “Este año, la seguridad seguirá siendo la prioridad en el sector. Todo apunta a un mayor volumen de ataques y a su sofisticación. La extensión de ataques ha crecido exponencialmente con la adopción de modelos Cloud, IoT, Movilidad, lo cual generará nuevos retos en ciberseguridad”, reconoce Santiago Méndez, director de Tech Data Advanced Solutions Iberia.

¿Qué ha de preocuparnos? Todo, porque en seguridad no se trata de dejar nada al albur ni a la santa providencia. Grosso modo, la seguridad vendrá marcada por los avances en Inteligencia Artificial y en Machine Learning, impulsadas estas tecnologías por el creciente volumen de datos que pueden ser procesados y analizados; la continua adopción del Cloud Computing por parte de empresas de todo el mundo; y los desarrollos en dispositivos inteligentes, hogares y fábricas, por no hablar de la inminente llegada en 2020 de 5G, la última fase de las comunicaciones móviles orientada a aumentar aún más la velocidad de Internet.

Pero, por mencionar algo de manera destacada, en especial deberemos prestar atención a la seguridad de nuestros dispositivos móviles, a los dispositivos IoT —Internet de las Cosas— y, asimismo, a los ataques de ransomware dirigidos. “Como revela nuestro último Informe de Ciberamenazas 2019, hemos detectado un aumento en malware ejecutable en los sistemas operativos Android e iOS, así como aplicaciones alojadas en tiendas oficiales como Google Play o Apple Store diseñadas como túneles hacia sitios phishing y otras destinadas específicamente para el cryptojacking. Por otra parte, los dispositivos IoT serán los más vulnerables. Este tipo de dispositivos se presentan como puertas abiertas a las redes empresariales o del hogar. Los ciberdelincuentes pueden usar cualquier objeto conectado como sensores de temperatura, televisores o un electrodoméstico como punto de acceso, por lo que hay que tomar ciertas precauciones y protegerlos al igual que lo hacemos con otros dispositivos.  Por último, hemos detectado un cambio en el comportamiento de los ciberdelincuentes.  Los datos indican un aumento en los ataques de ransomware dirigidos a objetivos concretos como por ejemplo los CEOs de empresas, siendo sus ataques los más sofisticados, personalizados y haciendo uso de técnicas de hacking manuales, lo que los hace más impredecibles y complicados de detectar y detener, pero no por ello imposible”, analiza con precisión el director general de Sophos Iberia, Ricardo Maté.

Porque lo que nadie duda es que los ciberdelincuentes seguirán aumentando su nivel de sofisticación y serán también más selectivos. “Esto llevará a las empresas a desplegar una defensa en capas que incluya protecciones para las redes, las identidades individuales de los empleados y su espacio inalámbrico”, sostiene Guillermo Fernández, ingeniero de ventas para el Sur de Europa de WatchGuard.

En consecuencia, y como bien explica Raúl Guillén, director de Canal y Alianzas Estratégicas de Trend Micro Iberia, “en 2019, los equipos de seguridad de TI de las organizaciones deberán ampliar su forma de pensar sobre los riesgos a los que se enfrenta su organización y asegurarse de que cuentan con las políticas y tecnologías necesarias para mitigarlos. Es nuestra labor como proveedores de soluciones de ciberseguridad, apoyarles trabajando de forma estrecha con el ecosistema de partners para brindarles soluciones efectivas que les permitan estar preparados y reaccionar ante cualquier posible incidente de seguridad, y cumpliendo en todo momento con las regulaciones vigentes”.

Puede leer aquí el resto del reportaje.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios