Productos | Noticias | 07 JUN 2005

Confirmado: Apple utilizará procesadores Intel

Dentro de año aproximadamente, los ordenadores de Apple empezarán a incorporar el logotipo de "Intel Inside". Después de muchos rumores y especulaciones, Steve Jobs confirmaba en el transcurso de su conferencia mundial de desarrolladores que los Macintosh dejarán, a finales de 2007, de tener procesadores PowerPC de IBM para incorporar chips de Intel.
Arantxa Herranz
Después de más de una década optando por procesadores PowerPC, y después de varias semanas en los que los rumores de una posible relación entre Apple e Intel tomaron más fuerza, Steve Jobs, CEO de Apple, confirmaba, ante un auditorio de más de 3.800 desarrolladores, que Apple va a llevar a cabo su mayor transición tecnológica en 15 años.

Por ello, el recientemente nombrado nuevo CEO de Intel, Paul Otellini, subió al escenario junto a Jobs para anunciar este nuevo cliente que gana la compañía de chips.

Además, Apple hizo la primera demostración de su sistema operativo Mac OS X Tiger ejecutándose en un Macintosh con procesadores Intel. Asimismo, la compañía de la manzana también ha anunciado la disponibilidad de un Kit de transición para los desarrolladores para ayudar en este proceso a sus socios.

¿Las razones para acometer este cambio? Pues según Jobs, porque Intel tiene “el calendario de desarrollo de productos más fuerte de la industria”. “Tenemos grandes productos en la actualidad pero también visionamos algunos espectaculares que no podríamos materializar con el calendario previsto para PowerPC”, declaraba Jobs en su intervención.

El CEO de Apple asegura que el problema con los próximos PowerPC es su rendimiento por vatio, ya que los procesadores de Intel consumen menos energía y, por tanto, necesitan menos disipación de calor a igual rendimiento, según Jobs.

Un movimiento “arriesgado” e “imprudente”
Hace algunas semanas, varios analistas descartaron la posibilidad de que una relación entre Intel y Apple acabara con la introducción de los chips de la primera en los ordenadores de la segunda. Por eso, y una vez que el anuncio se ha hecho oficial, algunos analistas no han dudado en calificar este movimiento como “arriesgado” e “imprudente”. “Creemos que una aproximación a Intel combinando las dos opciones conllevaría algunos beneficios, pero un movimiento completo hacia Intel puede ser algo extremadamente peligroso. Intel ya no es el líder de facto en el diseño de los procesadores, como lo fue hace un tiempo, ya que AMD le ha ganado la carrera en la informática de 64 bits e IBM en los chips multinúcleo”, señala el analista de Ovum Gary Barnett.




Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios