MOVILIDAD | Artículos | 15 MAR 2009

Netbooks, diseño y portabilidad asequible para todos

La fuerte demanda de mini-portátiles incentiva el mercado de PC
Encarna González.
Un diseño atractivo, un peso ligero y fácil de llevar y, un aspecto clave en los tiempos que corren: un precio asequible para todos los bolsillos. Éstas son algunas de las principales características que definen uno de los productos informáticos más demandados en estos momentos, los netbooks o mini-portátiles. Las ventas de estos dispositivos, superando los 10 millones de unidades en 2008, según IDC, ha hecho que estos productos se hayan convertido en una oportunidad de negocio a tener muy en cuenta.

Aunque la tendencia hacia la miniaturización de los dispositivos es algo en lo que los fabricantes llevan muchos años trabajando, lo cierto es que la llegada masiva de los mini-portátiles ha supuesto un notable avance en el mercado de ordenadores portátiles. Se trata de dispositivos que, por sus características intrínsecas, se han convertido en un importante reclamo para los usuarios. Para Fermí Santos, director de producto de hogar digital de Acer Ibérica, “los netbooks han abierto un nuevo nicho de mercado, ya que ofrecen unas características y unas prestaciones diferentes a las que podemos ver en los ordenadores portátiles convencionales”.
Un diseño innovador, ergonómico y atractivo, así como un ligero peso, los han convertido en un claro reclamo por parte de aquellos usuarios que, además de otorgar gran importancia a la portabilidad, también tienen muy en cuenta su diseño. Y es que, tal y como apunta José Vicente Molera, director general de Airis, “desde el lanzamiento de nuestro ultraportátil Airis Kira en España, en abril de 2008, y las posteriores actualizaciones, la aceptación ha sido muy positiva”. Sin duda, para este responsable, las características antes mencionadas resultan clave para su éxito. Se trata de un producto que estaba siendo muy demandado porque cada vez buscamos más dispositivos que puedan llevarse a modo de teléfono móvil y que pueden ser usados en cualquier momento y lugar”, añade Santos

Demanda específica
Es precisamente la buena acogida que han tenido estos dispositivos en el mercado la que está llevando a que su penetración esté siendo notable gracias, esencialmente, a un tipo de consumidores. Carmen Pérez, responsable de portátiles y PC de consumo de Fujitsu Siemens Computers, destaca lo sorprendidos que están ante la penetración que están teniendo los netbooks en el mercado español. “La valoración es muy buena, se ha creado un nuevo segmento de mercado y eso es muy positivo ya que es un producto enfocado a dos tipos de usuarios: aquellos que están en continuo movimiento y que demandan dispositivos portátiles cada vez más ligeros, fiables, seguros y con una mayor facilidad de uso, que ofrezcan una conectividad amplia y rapidez de conexión”, explica la responsable. Asimismo, la responsable de Fujitsu Siemens Computers también señala hacia el segmento de la educación como uno de los públicos objetivo para este tipo de dispositivos. Se trata de algo en lo que también coinciden otros fabricantes como HP. Precisamente, el director de la división de portátiles de consumo de HP, Miguel Ángel Fiz, sostiene que “los mini-portátiles han sido uno de los principales productos solicitados por los usuarios fundamentalmente por la novedad que representaban, sumado a su reducido precio y que vienen a complementar una necesidad existente en el mercado. Estos equipos representan la solución perfecta para aquellos usuarios que necesitan gran capacidad de conectividad y, además, son ideales para ser utilizados como segundo ordenador, ya que se transportan muy fácilmente y cubren necesidades específicas en momentos puntuales”, destaca el responsable de HP.
Toshiba es otro de los fabricantes que ve en el segmento de la educación un enorme potencial para los netbooks. “Vemos un gran potencial en su uso para el aprendizaje de los niños. La enseñanza primaria será uno de los polos de demanda, menos en la secundaria, donde los estudiantes necesitarán de mayor potencia de procesamiento, más aplicaciones y capacidad de almacenamiento”, señala Pablo Romero, director de marketing de Toshiba Information Systems. Y es que, uno de los puntos clave en la comercialización de estos mini-portátiles lo apunta este responsable aludiendo al hecho de que, “el problema radicaría en una venta para otro tipo de usos y usuarios que lo que necesitan es un portátil. Fabricantes y canal tienen que hacer un esfuerzo para concienciar al usuario que estos dispositivos no son portátiles”.

La importancia del canal
Ante lo novedoso de los mini-portátiles y lo atractivos que resultan para los consumidores por su precio y portabilidad, muchos son los usuarios que se están lanzando a la compra de uno de estos dispositivos. Sin embargo, y como señalaba Pablo Romero, resulta fundamental que los consumidores sepan exactamente qué tipo de producto están comprando para que ver cumplidas sus expectativas, algo en lo que, tanto los fabricantes como el canal de distribución tienen que trabajar a fondo.
En este sentido, el responsable de Toshiba asevera que “el canal tiene que ver en los netbooks un nuevo concepto de dispositivo informático que ha sido desarrollado para cubrir las necesidades de un segmento de usuarios muy determinado. Fuera de esos segmentos y para los usos que están indicados, el canal debe ser precavido, ya que su venta puede crear insatisfacción en los clientes”.
En la misma línea se posicionan prácticamente todos los fabricantes que comercializan netbooks y que destacan el papel clave del canal de distribución a la hora de comercializar este tipo de dispositivos. Como señala desde HP Miguel Ángel Fiz, “el canal tiene una labor que va más allá de la adquisición del dispositivo, debe ser capaz de gestionar la solución tecnológica en conceptos de seguridad y administración y gestión remota de tal manera que cada dispositivo funcione como un engranaje perfecto dentro de la estrategia de TI de la compañía”. En la misma línea se pronuncia el responsable de Acer, Fermí Santos, quien defiende la importancia del canal puesto que “nuestros distribuidores ofrecen valor añadido a este tipo de productos, facilitan una solución en lugar de un producto al usuario final. Desde Acer basamos nuestro éxito en la conjugación de un producto de calidad e innovador con un canal certificado y comprometido, formado, capaz de ofrecer valor añadido al cliente, con lo que el distribuidor puede ganar más margen”.
Resulta pues, un aspecto clave que los distribuidores tengan un buen conocimiento del producto, así como de a los clientes a los que se dirige con el propósito de poner en sus manos el dispositivo que mejor se adecue a sus necesidades. No obstante, como señala Carmen Pérez, de Fujitsu Siemens, “no podemos decir que exista un distribuidor idóneo para estos productos, cualquier partner que trabaje con nosotros en el segmento de hardware estaría preparado para su comercialización”. En este sentido, si bien podemos decir que los mini-portátiles no tienen unas características que sean muy complejas, lo que hace que prácticamente cualquier distribuidor pueda hacerse cargo de su comercialización, lo cierto es que, su capacidad de prescripción sí es un aspecto crucial para que los netbooks sean adquiridos por clientes que realmente requieren un produ

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios