Mercado en cifras | Noticias | 20 ENE 2006

España afronta el futuro con optimismo

Como cada año, Banco Cetelem acaba de publicar el Observatorio 2006, un informe en el que trata de explicar cuál es el comportamiento en hábitos de consumo, tanto de los españoles como de los europeos. Una de la principales conclusiones que se desprende de este informe es que somos (los españoles) optimistas por naturaleza, ya que pensamos que nuestra calidad de vida no solo va a mejorar, sino que, además, la situación de nuestro país va a ir viento en popa. En lo que más fallamos (en comparación con nuestros vecinos europeos): en el uso de las Nuevas Tecnologías, concretamente Internet, asignatura que tenemos que aprobar.
Bárbara Madariaga
Como cada año, Banco Cetelem (entidad perteneciente al grupo BNP-Parisbas) ha presentado El Observador 2006, un informe en el que la entidad analiza el comportamiento del consumidor, tanto español como europeo, en el último año, y su intención de compra para este 2006.

Europa más inquieta
Antes de analizar cuál es la situación de nuestro país, convendría conocer la del resto de Europa. Así, ésta se podría definir con una única palabra: inquietud.

Y es que los europeos en general tienen una visión poco optimista del contexto económico y sociopolítico. ¿Las razones? Según el estudio éstas son: el contexto internacional, marcado por la negativa de algunos países, entre ellos uno de los más importante: Francia, a ratificar la Constitución Europea; y la situación de las economías nacionales.

La consecuencia directa de este estado de ánimo es que los ciudadanos van a frenar sus impulsos consumistas.

Si concretamos un poco más en el informe, se podría diferenciar entre países optimistas (España, República Checa, Rusia y Reino Unido), países con sentimientos divididos (Eslovaquia, Hungría y Bélgica), y países más inquietos (Francia, Alemania, Italia, Polonia y Portugal).

Spain is different
Y si ya nos centramos en España, la tan escuchada frase “Spain is different” se convierte en realidad. Así, los españoles somos de los europeos que más confiamos en que la situación de nuestro país va a mejorar notablemente. ¿La razón? Según el estudio, el crecimiento que ha experimentado nuestra economía en los últimos años, con el consecuente incremento de nuestro nivel de vida, y el furor inmobiliario que sigue patente en nuestra sociedad, son los dos hechos que marcan la actitud de los ciudadanos ante el consumo.

¿Quién es el más satisfecho?
Por zonas geográficas, y según este estudio, los españoles “más satisfechos” son los vascos, los castellano-leoneses y los manchegos.

En cambio, y a pesar de que el contexto en el que vive España también es aprobado por estos ciudadanos, son los gallegos y los valencianos los menos optimistas.

Siguiendo con los datos de la encuesta, cabe señalar que el 22 por ciento de los españoles piensa que su calidad de vida va a mejorar, el 19 considera que su situación financiera va a mejorar frente al 12 por ciento que cree lo contrario y el 43 por ciento también asegura que su consumo aumentará en los próximos doce meses, una cifra que nos sitúa por encima de la media europea.

El uso de Internet se incrementa
Y llegamos a la situación de las Nuevas Tecnologías. Este estudio se centra principalmente en el uso de Internet, sector en el que España está dentro de la media, gracias al incremento del número de internautas que estamos experimentando en los últimos tiempos.

El informe afirma que 54 por ciento de los europeos ya tiene Internet en casa o en el trabajo. La encuesta concluye que la tasa de penetración se ha equiparado en 2005 en casi todos los países del continente, a excepción de Hungría y otros de Europa de Este. Asimismo, ésta también apunta que la tendencia para el próximo año pasa por un aumento del uso de la Red, si no como un medio de comercio, sí como una fuente de información antes de emprender una compra en el mundo físico. De hecho, el informe señala que más de un 50 por ciento de los internautas europeos consulta en Internet para informarse sobre productos de viajes y ocio.

Estos datos, según Banco Cetelem, indican que en un futuro próximo crecerá el uso de Internet como canal directo de compras en sectores de ocio y viajes, productos culturales y en bienes de consumo duraderos. Actualmente el país con mayor uso de Internet en este sentido es Reino Unido.

Según Salvador Maldonado, director del estudio, “en España Internet cuenta como un canal complementario de ventas, pero a diferencia de otros países como Reino Unido, sigue sin ser un canal alternativo de ventas”.

En cuanto a España, y tal y como hemos mencionado con anterioridad, se encuentra dentro de la media, eso sí nos encontramos así gracias, en cierta forma, a la ya mencionada entrada de los países del Este.

Al igual que ocurre con el resto del Viejo Continente, los españoles utilizamos Internet sobre todo para buscar información acerca de productos culturales o viajes. Por Comunidades Autónomas son los vascos los que más utilizan la Red para informarse sobre ocio y viajes.

Comercio electrónico: a la cola
En cuanto al comercio electrónico, a pesar de que sí que es cierto que en España avanza, sin prisa pero sin pausa, todavía no llegamos a la media europea. Eso sí, en lo que se refiere a compras a través de Internet, cabe destacar que, otra vez, es el ocio y los viajes los productos reyes.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios