DISTRIBUCIÓN | Noticias | 15 FEB 2002

Pese al descenso en beneficios, Ingram Micro se muestra optimista

Ingram Micro acaba de dar a conocer la facturación de su año fiscal 2001. Pese a que los resultados han sido inferiores a los registrados en 2002, los responsables del mayorista se muestran optimistas de cara al futuro porque entienden que las reorganizaciones tomadas van a tener un efecto positivo a corto y largo plazo.
Arantxa Herranz
Kent Foster, presidente y CEO de Ingram Micro, señalaba, tras hacer públicos los resultados de su compañía en 2001, que este año “ha sido difícil para toda la industria de TI, pero los cambios a los que nos hemos enfrentado han hecho a Ingram Micro más fuerte y competitivo. La recesión económica no ha interferido en nuestras iniciativas estratégicas, que nos proporcionarán unos niveles de ganancias importantes en el futuro. Hemos llevado a cabo mejoras inteligentes en nuestra estructura de costes así como mejoras significativas en las métricas de la fuerza de trabajo”. Por eso, y dadas “las nuevas oportunidades que estamos cultivando en Asia, así como en materia de logística y nuevas tecnologías”, Ingram Micro cree que “la diversificación y el crecimiento vendrán en los próximos años”, por lo que no es de extrañar que Foster se muestre “optimista con el futuro de esta compañía”.
Adentrándonos en los números, cabe señalar que las ventas netas registradas han sido de 25.190 millones de dólares, lo que representa un descenso del 18 por ciento en comparación con 2000. Europa, que representa el 28 por ciento del total de ventas, acumuló 7.160 millones de dólares. Eso sí, el margen bruto ha sido de 5,28 por ciento, 21 puntos porcentuales por encima de lo conseguido el pasado año.
En cuanto a las ganancias netas, cabe señalar que Ingram Micro ha facilitado dos datos, debido a que en el pasado año se obtuvieron ingresos adicionales y no se incurrieron en gastos de reorganización empresarial. Por eso, si no tenemos en cuenta estas partidas especiales, las ganancias netas han sido de 48,9 millones de dólares frente a los 154,4 millones cosechados en 2000. Si consideramos las partidas especiales anteriormente mencionadas, observamos cómo las ganancias fueron de 226,2 millones de dólares en 2000 (debido a esos ingresos excepcionales) mientras que en este 2001 las ganancias, debido a los costes de reorganización, han sido de 6,7 millones de dólares.
Por último, Ingram Micro ha querido explicar que algunas de estas partidas excepcionales hacen referencia a reducción de plantilla o a la consolidación de instalaciones en Europa.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios