Contenidos digitales | Noticias | 28 OCT 2020

El pago por uso se asienta

La tendencia del Canal hacia los servicios es imparable. A la vez que crece su interés por ellos, también lo hace por los modelos de suscripción.
Servicios TI
Víctor Manuel Fernández

En cierta ocasión, cierto político llegó a decir, nada más saberse ganador de unas elecciones generales, que a este país no lo iba a conocer “ni la madre que lo parió”. Y eso, sin COVID-19. Todo un mérito el suyo; cuando esta pandemia ha traído, entre otras consecuencias, que se hayan acelerado tendencias en apenas unos meses que, en condiciones normales, habrían llevado cinco años, como poco.

Uno de esos cambios es el de los modelos de suscripción, cuya tendencia es imparable. Ya lo era antes de “todo esto”, y más ahora, cuando la digitalización ha traído consigo una nueva manera de trabajar. Porque, si bien es cierto que “los modelos de pago por uso llevan muchos años ganando terreno a los modelos tradicionales, aportan beneficios claros en la cuenta de resultado de los clientes finales, tales como flexibilidad, control de las inversiones y la posibilidad de adaptar las cargas de tecnología en base a los picos de negocio. Además, es importante destacar que durante los últimos años ha venido ocurriendo un proceso de transformación digital, pero el COVID-19 ha acelerado drásticamente el cambio y la velocidad de transformación, obligando a los más rezagados a acelerar el ritmo del paso. Las compañías modernas deben ser adaptativas y resilientes y para ello necesitan que la tecnología sea flexible”, nos comenta al respecto Raúl Guillén, director de Canal y Alianzas Estratégicas de Trend Micro Iberia.

 

El escenario

Tendencia, la del modelo de suscripción, que sigue la tendencia de la sociedad en general hacia este tipo de modelos. “En la economía actual, el usuario final cada vez prima más el uso de los bienes dejando su propiedad en un segundo plano. Lo vemos en todos los ámbitos de nuestra vida (Netflix, Spotify, Uber…), y el sector IT no es ajeno a este cambio. Los usuarios finales se benefician al evitar la necesidad de una gran inversión inicial en infraestructura, reduciendo drásticamente el umbral de entrada y mejorando su flujo de caja. Por su parte, a los partners que ofrecen subscripciones les permite conocer mejor y construir relaciones más sólidas con los clientes, ya que tienen más razones para comunicarse de forma regular y satisfacer sus necesidades. Este beneficio mutuo se refleja en que las empresas que ofrecen sus productos en una modalidad de suscripción están logrando un crecimiento de ingresos cinco veces más rápido en el S&P 500 (18.2% frente al 3.6%)”, precisa Ignacio López Monje, Regional Director de Arrow ECS.

Además, el uso de la tecnología ha permitido popularizar, globalizar, y promover el modelo de negocio basado en pago por suscripciones. “La gestión del gasto, los beneficios financieros, el control presupuestario, son algunos ejemplos de los beneficios que nos proporciona el pago por suscripción y, que han hecho que tenga una aceptación sin precedentes en el mercado TI”, apunta Alfonso Martín, Services and Solutions manager en Ingram Micro.

 

Un nuevo modelo para una nueva economía…

Porque lo que tenemos ante nosotros —si aún no se ha dado cuenta, es hora de que lo haga— es una nueva economía, y en ella lo que prima son los resultados, en los que la venta por suscripción se erige como un modelo clave. “La clave diferencial en estos momentos complicados en los que nos toca vivir es la inmediatez —nos dice Tomás Juárez, director de Canal de Nutanix Iberia—. Y es así, más en este mundo en el que no sabemos qué nos va a pasar dentro de dos meses, “es muy difícil plantearse inversiones a cuatro años”, precisa aquel especialista, lo que lleva a las empresas, sea cual sea su tamaño o naturaleza, a optar por socios de negocio que proporcionen flexibilidad de movimientos y que no determinen decisiones futuras. “La velocidad de los cambios ha aumentado considerablemente y las suscripciones son un modelo que facilita la vida al CIO y le ayuda a ser más ágil en la toma de decisiones”, insiste.

Puede leer aquí el resto del reportaje.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios