DISTRIBUCIÓN | Noticias | 28 AGO 2009

Los partners, prudentes ante la llegada de Windows 7

Según un estudio publicado por IDC, por cada dólar que Microsoft ingrese procedente de las ventas en Estados Unidos de Windows 7 hasta finales de 2010, los partners recibirán 18,51 dólares en productos y servicios relacionados. Y es que, de acuerdo con esta consultora, todo el ecosistema de partners venderá cerca de 110.000 millones de dólares en productos y servicios alrededor de Windows 7.
Encarna González

Desde que comenzaran a desvelarse los primeros datos acerca del próximo sistema operativo de Microsoft, Windows 7, los responsables de la compañía han hecho un notable énfasis en la importancia que los partners están teniendo en la confección de este sistema. Sin embargo, el canal de distribución se está mostrando cauteloso ante las perspectivas de ventas que se están manejando cuando, a partir del próximo 22 de octubre, se lance de forma oficial Windows 7. Y es que, ante el no cumplimiento de las expectativas de ventas de su predecesor, Windows Vista, ahora, se muestran más reservados a la hora de manejar expectativas de negocio.

A finales de 2006, durante el lanzamiento de Windows Vista, Microsoft se hacía eco de un estudio de IDC en el que se apuntaba que, por cada dólar que la firma de Redmond ingresara por la venta de Vista, los partners podrían percibir 18 dólares en ingresos asociados. Transcurridos tres años, lo cierto es que estas previsiones no se han cumplido, lo que ha llevado a que los socios de la compañía vean con cierto escepticismo las buenas previsiones de ventas que se manejan para Windows 7.

Además, en esta ocasión, junto a la sombra de Windows Vista también planea la del actual entorno económico que está teniendo también sus consecuencias en el mercado de la venta de PC. Esto ha llevado a que algunos partners no vean con demasiado optimismo la llegada de Windows 7 y su contribución para impulsar sus ventas, sin embargo, otros creen que puede ser un revulsivo para su negocio.

Mientras tanto, desde Microsoft no quieren pronunciarse acerca todas estas previsiones y expectativas que se están levantando y fuentes de la compañía sólo han apuntado que suponen que la actual coyuntura económica tendrá sus repercusiones en el mercado de PC. “No queremos hacer comparaciones con Windows Vista pero las condiciones de mercado actuales son muy diferentes a las de hace tres años y el panorama económico ha cambiado”, apunta un portavoz de Microsoft.

No obstante, lo que sí tienen claro desde Microsoft es que todo apunta a que el éxito de Windows 7 va a superar con creces el de Vista, si bien la debilidad del mercado de PC seguirá a lo largo de, al menos, los dos próximos trimestres, lo que llevará a que muchos usuarios aún sigan utilizando Windows XP. Esto, para Microsoft, combinado con la positiva respuesta que está obteniendo por parte de sus partners, podría hacer que 2010 sea un año clave para impulsar los beneficios de los socios de la compañía procedentes de Windows 7.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios