DISTRIBUCIÓN | Noticias | 19 AGO 2014

Por qué no se retiene el talento

A pesar de la importancia de la formación y la especialización, una de las grandes quejas del canal de distribución es que, una vez que ha logrado contar con una plantilla cualificada, ésta abandona la plantilla. ¿Por qué no se retiene el talento? Los fabricantes lo explican.
formacion elearning
Bárbara Madariaga

 

A pesar de la importancia de la formación, una de las quejas del canal se centra en la incapacidad de retener el talento una vez que se ha invertido tanto tiempo como dinero. Fernando González, director de estrategia y programas de canal de Microsoft Ibérica,  utiliza un símil futbolístico para explicar los motivos por los que el canal tiene que seguir apostando por la formación. “Conocí un entrenador de fútbol de primera división que no quería contar con estrellas en su equipo por miedo a que los grandes equipos se los quitaran. El entrenador fue sustituido antes de comerse los turrones debido a los malos resultados. Cuando se juega en primera división hay que tener el mejor talento, formarle, cuidarle y obtener los mejores resultados de cada persona. Si nos quedamos con la gente no formada entonces sí que tenemos un problema. Microsoft ofrece multitud de propuestas para que los profesionales representen a sus compañías con un marchamo de calidad y garantía diferencial”.

“Retener el talento es parte de la gestión de recursos humanos y nosotros no entramos en la gestión de los recursos de nuestros partners”, afirma Javier García Garzón, director de canal de HP PPS, quien continúa explicando que “por nuestra parte, nosotros mantenemos todos los beneficios durante seis meses después de perder a una persona certificada, para intentar darles el tiempo necesario a que recuperen el estatus”.

“Motivación e incentivos forman uno de los binomios importantes que asegura la retención del talento”, asegura Andrés Mondejar, director de comunicación de Wolters Kluwer | A3 Software,  quien explica que “como motivación e incentivos entendemos no solamente fórmulas atractivas de retribución, posibilidades de progresar profesionalmente, etc., sino también precisamente la capacitación. No hay forma más transparente de demostrar la voluntad de retener el talento que formarle. Frente a quienes consideran que la formación es un gasto que luego puede perderse si ese empleado abandona la empresa, nosotros lo concebimos como una inversión, la mejor inversión, para garantizar que eso no suceda”.

 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información