Mercado en cifras | Noticias | 19 MAY 2015

El mercado de bienes tecnológicos crece ayudado por los PC y los smartphones

Tags: Tendencias
Tras la fuerte subida registrada en el trimestre anterior, el sector de bienes de consumo tecnológico español empezó el año en positivo, un mercado en el que telecomunicaciones continúa siendo el segmento más importante en facturación, gracias a los smartphones. También creció la demanda de wearables, PC e impresoras.
electrónica de consumo tienda
Hilda Gómez

El mercado español de bienes de consumo tecnológico analizado por GfK TEMAX, inició el año con un suave crecimiento del 0,6 por ciento. Concretamente, en el primer trimestre la facturación a ascendió a 3.496 millones de euros, gracias al empuje de los pequeños y grandes electrodomésticos y las telecomunicaciones. Otros segmentos que en cambio siguieron perdiendo volumen fueron los de Tecnologías de la Información, y especialmente los de fotografía y electrónica de consumo.

 

Tendencias positivas

El sector de las telecomunicaciones, que continúa siendo el segmento más importante en facturación, registró aumento de ventas del 3 por ciento, superando los 1.000 millones de euros durante el trimestre. Los smartphones continúan motorizando el crecimiento, apoyados por los accesorios de telefonía, mientras que los wearables (pulseras y relojes) también le están dando valor a este sector aunque en menor porcentaje. GfK TEMAX prevé que el tipo de cambio de las divisas hará estabilizar los precios de los terminales.

Por su parte, el sector de equipamiento de oficina presenta una evolución plana, ya que registró la misma facturación que en el primer trimestre de 2014, unos 251 millones de euros. Destaca la tendencia positiva para las dos tecnologías en el mercado de impresión, inyección de tinta y láser. Si bien las ventas de los equipos a tinta siguen siendo las más importantes, se observa un avance de los dispositivos con tecnología láser, tanto impresoras como multifuncionales, monocromo y de color, estos últimos con un peso pequeño todavía sobre el total de las ventas láser.

En cuanto al segmento de tecnologías de la información, tras las cifras positivas de 2014, éste ofreció en el primer trimestre del año una evolución negativa, registrando una caída del 3,2 por ciento y una facturación de 890 millones de euros. El mercado B2B es el principal freno en este arranque de año, en claro contraste con las buenas cifras registradas en B2C.

Por categorías, hay un cambio en el mix de hardware, donde el tablet sigue manteniendo un fuerte protagonismo, aunque, a nivel de facturación, el PC recuperó su posición de principal categoría del mercado. Por formatos, aunque hay que destacar que el núcleo tradicional del negocio, los PC de sobremesa y los portátiles, crecieron con mucha fuerza, son los tablets, los convertibles y los all-in-one los que lideran la innovación. En accesorios, destacan los monitores, teclados y networking, con cifras de crecimiento más discretas pero que también suman al sector, eso sin olvidar el almacenamiento, especialmente discos duros, cuyo peso es muy fuerte dentro de las ventas globales de TI.

 

Resultados más negativos

Por lo que respecta al sector de fotografía, aunque el resultado final no ha sido positivo, con unas ventas de 89 millones de euros, lo que representa una caída del 6,5 por ciento, las tendencias son dispares según el segmento que se analice. Las cámaras compactas con menos prestaciones son las que siguen mostrando mayores caídas, mientras que algunos de los dispositivos que conforman el segmento de mayor valor, como las cámaras con ratio de zoom superior a 20x, podemos ver incluso tendencias positivas. Una conducta similar se aprecia en los accesorios, como por ejemplo los objetivos para cámaras de lente intercambiable y las tarjetas de memoria, que con sus ventas han contribuido a suavizar la caída de este sector.

Finalmente, la electrónica de consumo es el sector que ha presentado los resultados más negativos entre todas las categorías analizadas. Este sector acabó el trimestre con un 6,8 por ciento menos de facturación si se le compara con el mismo período de 2014, alcanzando unas ventas de 488 millones de euros. Sólo las memorias USB contribuyeron junto con la categoría de televisores a minimizar el impacto negativo del resto de categorías. Entre las más perjudicadas figuran las ventas de equipos HIFI, que cayeron dos dígitos, a pesar de que las barras de sonido siguieron creciendo a buen ritmo. Especialmente negativa es la tendencia del segmento de video con DVD y videocámaras, que experimentaron bajadas muy fuertes en lo que va de año. En lo que respecta a los equipos de audio portátil, las fuertes caídas no se ven compensadas por el crecimiento de segmentos como radio boom-box con CD o las radios portátiles.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información