ACTUALIDAD | Noticias | 01 AGO 2013

Cómo evitar que los menores cometan delitos en Internet

Carlos Represa, presidente de la Asociación Nacional para la Protección de menores en Internet, ha ofrecido una materclass en la UNIR (Universidad Internacional de La Rioja) en la que ha desvelado las claves para evitar que los menores cometan delitos en Internet o caigan en adicciones.
adolescentes
Bárbara Madariaga

Así, y según Carlos Represa, “en internet debemos utilizar la lógica y el sentido común, tal y como lo hacemos en la vida real”. Asimismo, insta a los padres a controlar lo que hacen los menores en Internet. “La corresponsabilidad que se comparte entre educadores y padres de una forma natural en otros ámbitos, debe trasladarse también a la seguridad en la Red”, destaca Carlos Represa.

 

 Y es que no hay que olvidar que, según un estudio de la UNIR, uno de cada cinco adolescentes reciben peticiones de fotos comprometidas en Internet. “Datos como este manifiestan la necesidad de abordar este tema de una forma más profunda”.

 

Carlos Represa continúa afirmando que  “si a un niño de seis años al mismo tiempo que le introduces en la utilización positiva de las nuevas tecnologías le vas enseñando los conceptos como seguridad, intimidad o privacidad comprenderá la importancia de un uso positivo y saludable. Pero tiene que quedar claro que no todas las personas están capacitadas para enseñar a un niño de esta edad el significado de estos conceptos. Probablemente la persona ideal sea su maestro”.

 

Para lograr esto, lo primero que hay que hacer es “conseguir que los docentes hablen el mismo lenguaje que sus alumnos, que conozcan lo que piensan y sienten desde dentro para poderles ayudar. Hay que evitar que se produzca un proceso de intromisión, el niño se calla y empieza a interiorizar el daño que le está causando”.

 

La clave, señala el experto, es “educar desde una nueva perspectiva que ponga en valor la gestión de la información que comparten o utilizan en la Red. Ayudarles, al fin y al cabo a desarrollar y poner en valor su propia identidad digital saludable”.

 

En cuanto a los delitos que más comenten los menores en Internet, estos son los acosos o ciberbulling y el sexting (envío de fotos eróticas de menores). Según Represa, “los niños pierden la identificación de lo que es el mundo real y el mundo digital. En algunas ocasiones lo que ellos hacen es normal, natural, es con lo que han aprendido a convivir. Determinadas expresiones o insultos no los consideran como tal o incluso no les parece que sean acoso. Pero a efectos legales sí lo son”. Por lo que, “denunciar o judicializar cuando aparece un problema con menores resulta contraproducente, es poco educativo y eficaz. La resolución más positiva está en el entorno educativo: prevención, educación y sanción disciplinaria si fuera necesaria, en un entorno donde los profesores tienen la batuta”, finaliza Carlos Represa.

 

 

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios