| Artículos | 01 DIC 2003

La informática de 2004

Tags: Histórico
Los PC de diseño se sitúan en el corazón de las TI
Arantxa Herranz.
En este mes de diciembre, Dealer World ha querido adelantarse y conocer, más de cerca si cabe, cuáles serán las claves de la informática del año que estamos a punto de dar la bienvenida. Tras ahondar en los aspectos más técnicos y teóricos de las claves de la informática del próximo ejercicio en nuestro Tema de Portada, abordamos en la Comparativa uno de los productos que van a reinar en 2004: los PC de diseño. Y, además de adentrarnos en los entresijos que se esconden tras estos armazones, hemos pulsado la opinión de los fabricantes sobre esta nueva tendencia.

El hogar digital debe empezar, y quizá girar, en torno al ordenador. El estilo de vida digital se impone y parece que nada ni nadie puede mantenerse ajeno a esta corriente. Una tendencia que, incluso, ha hecho que los PC evolucionen. Un ordenador ya no es sólo una caja gris, sino que, además de adaptarse a las últimas tendencias en lo que a moda se refiere, también integra nuevas prestaciones que hacen del equipo un instrumento más versátil.
Hablamos, sin duda, de los PC de diseño, que, además de las funciones propias de los ordenadores, combinan un cuidado exterior y nuevas funcionalidades, especialmente en lo que al espectro multimedia se refiere. Pero, ¿qué conlleva esta nueva generación de equipos?
Desde Acer, el jefe de producto de PC y servidores, Manuel Núñez, relata que en su empresa “pensamos que esta nueva categoría de equipos supone tanto para el mercado como para los distribuidores nuevas posibilidades a la hora de reactivar las ventas de equipos de sobremesa”, mientras que los fabricantes de ordenadores están centrando sus esfuerzos en “desarrollar soluciones multimedia de última generación en un espacio mínimo y con un diseño muy atractivo”. Por su parte, David Madroño, responsable de marketing de la gama de PC profesional de Fujitsu Siemens Computers, considera que este tipo de PC “supone ampliar la oferta tradicional del PC con un equipo de dimensiones reducidas”. Además, añade que este tipo de configuraciones “son las ideales en aquellos entornos de trabajo en los que el espacio es esencial. Muchos clientes vienen demandando este tipo de equipos”.
Mientras, David Planelles, director de marketing de Packard Bell, sostiene que el mercado, “sobretodo de consumo, ya estaba demandando este tipo de equipos, así que esta categoría de productos cubre las necesidades de un sector al que no se convence con equipos estándar”. Si nos situamos desde la óptica del distribuidor, Planelles considera que este nuevo tipo de PC “supone un argumento de ventas y un elemento diferencial en su oferta”.

Pros y contras de estos PC
Sin embargo, y como casi cualquier aspecto en esta vida, los PC de diseño también tienen su cara y su cruz. Unos aspectos, tanto positivos como negativos, que hemos querido abordar con nuestros interlocutores.
De esta forma, y “cuando se habla de diseño, muchas veces se hace foco simplemente en el aspecto externo de la CPU y del monitor”, según David Planelles, quien aprovecha para destacar que en su compañía “vamos un paso más adelante incluyendo dentro del diseño todo lo relativo a estética, ergonomía y facilidad de uso”. “Las ventajas en este sentido son claras”, continua David Planelles, “ya que nuestra gama de productos ofrece una gran facilidad de uso gracias al diseño del hardware y el software incluido, un rendimiento óptimo y, por supuesto, un aspecto estético que destaca sobre el resto”.
Por su parte, Manuel Núñez resalta, como la ventaja más importante, “la orientación que tienen estos nuevos productos hacia la facilidad de uso y la mayor integración de nuevas funcionalidades que, siendo tecnológicamente muy novedosas, no añaden dificultad en su manejo sino que son, si cabe, más fáciles de usar que antes”. Al igual que Planelles, el responsable de Acer también pone de manifiesto que el trabajo de su compañía va un paso más allá, al fabricar un PC que integra “además, diferentes funciones, manejables fácilmente con un Superdial, con las que el usuario puede seleccionar el tipo que actividad de entretenimiento que desea realizar (escuchar música, reproducir un DVD, ver la televisión o escuchar la radio o simplemente ver las fotos recién tomadas con su nueva cámara digital) sin contar con ningún tipo de conocimientos en informática”.
Mientras, desde Fujitsu Siemens Computers se señala que la principal ventaja de estos equipos “radica en su miniaturización sin merma de su competitividad ni en prestaciones ni en precio. Hoy en día no se percibe a priori ninguna dificultad de cara a su venta”. De hecho, este responsable señala que el “distribuidor y el cliente final ya están acostumbrados a que los ordenadores pequeños sean tan capaces como los grandes. Prueba de ello es el crecimiento de la demanda de ordenadores portátiles”.

Evitando la competencia
Sin embargo, y por la propia idiosincrasia de este tipo de productos, y por la tan traída y llevada convergencia tecnológica, lo cierto es que este tipo de productos no son susceptibles de venderse única y exclusivamente en el canal de distribución informático. Por eso, hemos preguntado a nuestros interlocutores cuál debe ser la postura y argumentos a adoptar por los distribuidores de informática que quieran hacer negocio con estos PC de diseño.
Así, el jefe de producto de PC y servidores de Acer alega que estamos hablando de un nuevo producto para el hogar, orientado al usuario doméstico, “que en muchas ocasiones sigue fielmente el consejo de aquellos distribuidores cercanos a los que ya conoce a la hora de decidirse por la compra de un nuevo producto”. Por eso, desde la compañía taiwanesa se muestran convencidos de que su canal “será la base angular de este nuevo producto también, ya que, por su capilaridad y su penetración en este tipo de clientes, es realmente muy importante”. Manuel Núñez también manifiesta que la “prescripción de nuestros productos por parte de nuestros distribuidores es crucial para conseguir el éxito de cualquiera de nuestros productos” y que dicha prescripción “debe hacerse, principalmente, a través de la transmisión al cliente de las nuevas posibilidades y facilidades con las que cuentan los nuevos productos”.
En cambio, para David Madroño, el distribuidor “en principio no debe hacer nada adicional a lo que hace hoy en día. Debe saber mostrar a los clientes los valores añadidos que puede representar esta alternativa frente a otros productos”.
Por su parte, el director de marketing de Packard Bell recomienda tener un buen escaparate para este tipo de productos, ya que, según David Planelles, “se venden si se tienen expuestos, ya que su apariencia externa es un polo de atracción para el usuario que está buscando un PC o un portátil”.
En cuanto a los argumentos, Planelles manifiesta que, “a igualdad de prestaciones, las diferencias de precio son cada vez menores, por lo que, a igualdad de precio o por un incremento inferior a un 10 por ciento, ¿por qué no adquirir el que incluye una solución ergonómica mejor y además estéticamente es muy superior?”.
Desde Acer, se señalan básicamente dos línea
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios