| Artículos | 01 DIC 2008

El comercio minorista, cada vez más tecnológico

Tags: Histórico
Bárbara Madariaga.
El comercio minorista cada vez es más tecnológico. Ésta es la principal conclusión del informe Diagnóstico Tecnológico del Sector Comercio Minorista 2008, que, además, asegura que la evolución experimentada por el comercio minorista en relación con la disponibilidad de las TIC en los últimos dos años muestra un crecimiento del 9 por ciento en relación con el ordenador y del 13 por ciento en acceso a Internet.
Así, mientras que en 2006 el 57,1 por ciento de las PYMES del sector tenía PC y el 44,5 por ciento disponía acceso a Internet, en 2008 estos porcentajes ascienden al 66,2 por ciento y 57,8 por ciento, respectivamente, lo que revela una apuesta clara por la adopción de las tecnologías de la comunicación por parte del sector.
Continuando con las conclusiones, cabe señalar que las microempresas y los autónomos, que representan el 98 por ciento de las empresas del sector son quienes siguen teniendo un mayor camino por recorrer para llegar a niveles óptimos de uso de las TIC.
En cuanto a la conexión a Internet, más del 90 por ciento se conecta a través de tecnologías de banda ancha, “lo que posibilita la incorporación de nuevas aplicaciones y la gestión con clientes y proveedores a través de mecanismos más rápidos y de mayor capacidad de gestión y transmisión de datos”, reza el informe. Asimismo, el 22 por ciento de las empresas del sector dispone de página web, un porcentaje bastante alto si se compara con la presencia en Internet de otros sectores, aunque en este caso apenas ha crecido un 3 por ciento respecto a 2006.
Asimismo, cabe señalar que también se ha detectado un incremento del 9 por ciento en el uso de la telefonía móvil con fines profesionales, llegando ya al 50,8, en detrimento de la telefonía fija, que se ha reducido un 11 por ciento desde 2006 y tan sólo está presente en el 84,8 por ciento de los establecimientos.
Las principales aplicaciones instaladas en los ordenadores de las empresas del sector, aparte de la lógica presencia de los programas de ofimática (presentes en el 73,6 por ciento), son aquellas que soportan la gestión económica y administrativa de la empresa, es decir, la contabilidad (50,6) y la facturación (49,4). Las bases de datos de clientes y proveedores son un elemento esencial para la óptima gestión de la actividad profesional, de ahí que aparecen en segundo lugar como herramienta más implantada (59,4 por ciento).
Un 38,5 por ciento asegura disponer de aplicaciones directamente asociadas a la actividad comercial, como la gestión de stocks y almacén o la gestión de caja, lo que puede tener una importancia estratégica de cara al futuro. En definitiva, cerca del 40 por ciento de las empresas de comercio minorista ha tenido en cuenta la adecuación de las nuevas tecnologías a las necesidades propias de su actividad profesional. Es destacable también que la facturación electrónica está presente en el 19,6 por ciento de las empresas con infraestructura informática.
En lo que respecta al comercio electrónico, el informe destaca que el 22,4 por ciento de las empresas de comercio minorista compra y el 7,7 vende por Internet, cifras que, aunque no han aumentado apenas desde 2006, se sitúan ligeramente por encima de la media del total de sectores.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información