| Artículos | 15 JUN 2001

Apple se reúne con sus desarrolladores para delinear sus planes de futuro

Tags: Histórico
Fernando Ujaldón.
Durante cinco días, reconocidas compañías que trabajan para la plataforma Macintosh, acudieron a la convocatoria de Apple en la ciudad californiana de San José para celebrar la cita anual que propone la Conferencia Mundial de Desarrolladores.

En la presente edición quedó de manifiesto el interés de los desarrolladores sobre el futuro del nuevo sistema operativo Mac OS X.
La conferencia, conocida por las siglas WWDC, es, sin duda, uno de los eventos más importantes y exclusivos del universo Mac. Mientras que la Macworld Expo y los seminarios Seybold son abiertos al público en general, la WWDC reúne solamente a aquellos desarrolladores certificados que crean software y hardware para los usuarios Macintosh. Los interesados pagan una suma superior a 1.500 dólares para tener el privilegio de oír detalladas exposiciones técnicas de los expertos de Apple, sobre el presente y futuro de los desarrollos de la ingeniería Mac.
Sin embargo, la Conferencia es mucho más que un conjunto de seminarios dedicados a la programación. En el centro de este evento, la compañía de Steve Jobs da a conocer a sus “socios” de mercado gran parte de sus líneas futuras de actuación, una tarea que resultaría poco mesurada si lo hiciera en el transcurso de la realización de una Macworld Expo, que habitualmente resulta dominada por la exaltación de los fanáticos del Mac ante la presentación de nuevos productos.

Compartiendo la evolución
Apple comenzó a organizar la Conferencia Mundial de Desarrolladores en 1998, con la intención de promover de cara a sus desarolladores el nuevo sistema operativo basado en el código fuente abierto. Ese año significó el debut del nombre Mac OS X y se revelaron algunas de sus principales características, como las instrucciones de programación Carbon, que permitieron la migración de aplicaciones del sistema Mac OS 9 al OS X.
En 1999, Apple introdujo a Quartz como “el corazón del nuevo sistema operativo”, el motor de gráficos 2D basado en el formato PDF estándar en Internet, para lograr gráficos y soporte de fuentes tipográficas. Además, la compañía presentó en público un nuevo Finder, que poco tenía que ver con el tradicional Mac Finder, pero que representaba sin duda un paso en la evolución del actual navegador. Por ese tiempo, Steve Jobs defendía a capa y espada la propuesta de Apple para navegar en el Finder a través de columnas, pero finalmente, y gracias a las pruebas, la compañía cambió de planes.
Finalmente, la WWDC del pasado año significó la oportunidad de anunciar la fecha de lanzamiento del esperado sistema operativo y revelar el aspecto de un Finder renovado, pero mucho más afín al que los usuarios del Mac ya conocían y estimaban.
A pesar de los constantes cambios experimentados en los últimos años, el mensaje de Apple en el desarrollo de todas las Conferencias de Desarrolladores ha sido consistente: la necesidad de acelerar el tiempo de traspaso de todas las aplicaciones de software al nuevo sistema operativo.
Actualmente, con la disponibilidad de Mac OS X para los usuarios y el creciente número de aplicaciones compatibles con él que son lanzados actualmente al mercado, Apple se muestra satisfecho con el resultado de su trabajo en estas conferencias.

El OS X domina el universo de los desarrolladores
Aunque en la conferencia destacan las sesiones técnicas sobre productos hardware de Apple, las miradas estuvieron puestas sobre software como AppleScript, Aqua, BSD Unix, Carbon, Cocoa, Darwin, Java, Open GL, QuickTime y WebObjects.
En el desarrollo de la reciente Conferencia Mundial de Desarrolladores el centro de atención lo constituyó el nuevo sistema operativo Mac OS X, hecho que se evidenció en prácticamente los 100 seminarios que incluyó el evento de este año.
Las especulaciones previas a la WWDC se centraban en torno al lanzamiento de una nueva actualización para el Mac OS X y a la fecha en la cual comenzaría a preinstalarse el nuevo sistema operativo.
Tal como se esperaba, uno de los primeros anuncios de Apple fue su segunda actualización de software para el sistema operativo Mac OS X a través de su Web, junto con la actualización de iTunes, que añade la capacidad de grabar CD de música personalizados. La actualización ya se encuentra disponible gratis, a través del panel "Actualizaciones de Software" del sistema operativo.
Además de proporcionar soporte para grabación de CD, en combinación con unidades CD-RW, la segunda actualización del sistema operativo aporta mejoras en la estabilidad global de las aplicaciones e incluye la última versión del servicio de transferencia de archivos por Internet (ftpd).
“Según lo prometido, la grabación de CD está ahora disponible, mientras seguimos perfeccionando el Mac OS X de manera regular, utilizando nuestra tecnología de actualización de software, basada en Internet”, ha expresado Steve Jobs.
Otro anuncio de importancia fue la decisión de comenzar a preinstalar Mac OS X en todos los nuevos ordenadores, anticipándose dos meses a la fecha anunciada por la compañía.
“La acogida del Mac OS X ha sido tan positiva que hemos decidido preinstalarlo junto con el Mac OS 9 en todos los Macs, con una anticipación sobre el calendario previsto”, expresaron fuentes de Apple, lo que permitirá “asegurar un lucrativo mercado para las aplicaciones creadas para el nuevo sistema”.

El futuro es OS X
Como prueba de que Mac OS X significa un camino de constante innovación de cara al futuro, el fabricante de software Metrowerks aprovechó el desarrollo de la conferencia para presentar una versión mejorada de Code Warrior, la aplicación destinada al desarrollo de aplicaciones destinadas al entorno Macintosh. En este caso, se dio a conocer una versión previa al Code Warrior 7, que será lanzado al mercado en su versión final para el próximo otoño. Las mejoras incluyen la posibilidad de que los desarrolladores accedan totalmente a todos los códigos de programación API en el nuevo OS, así como escribir aplicaciones Java 2.
Las novedades no se limitaron a estos anuncios. También se estrenaron la nueva versión de la aplicación de servidor WebObjects 5, mejoras en la versión 4.0 de QuickTime y la decisión de Apple de restringir toda su oferta de monitores en pantallas planas LCD.
Mientras que la aplicación de servidor WebObjects 5 está orientada a publicación Web, desarrollo de aplicaciones transaccionales sobre bases de datos y desarrollo de aplicaciones empresariales, la actualización de QuickTime permite ahora que los Webmaster tengan mayor control sobre los sitios multimedia.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información