TENDENCIAS | Artículos | 18 JUL 2019

Y llegó el 5G

La quinta generación de redes móviles ya está aquí. El 5G llega para irrumpir en el mundo de la digitalización como el medio necesario para conectar a la más alta velocidad todo tipo de dispositivos, 'weareables', PCs e incluso coches y ciudades para contribuir al desarrollo de las 'Smart Cities'.
5G
Paloma Torres

Todo lo que Internet de las Cosas puede conectar ahora será de forma más rápida y segura tanto en los hogares como en los negocios. Un mundo por explorar que traerá nuevos negocios para el Canal, si bien algunos de ellos aún sin perfilar dado su carácter innovador en el mercado y por las múltiples aplicaciones que potenciará en todos los entornos de la economía.

La tecnología, a grandes rasgos

Esta tecnología permitirá acceder más ágilmente a Internet, descargar hasta 10 Gbps, conectar miles de dispositivos y posibilitará las conexiones M2M (máquina a máquina). Ya Gartner auguraba hace tan sólo unos meses que algo más de dos tercios de las organizaciones mundiales estarán funcionando con 5G en 2020. Algo que ya se percibe en el mercado, pues la necesidad de su implementación es mayor a la que muchos proveedores de servicios de comunicaciones pueden facilitar, según indica la consultora.

El gran potenciador de 5G ha sido Internet de las Cosas (IoT), una tecnología que impulsa sectores como el de su mayor adopción, la industria, debido a su rápida necesidad de absorción de la transformación digital. No hay que olvidar que España es el quinto país europeo en gasto de IoT a tenor de las cifras de IDC, un dato que se incrementará en un 16% interanual hasta 2022. Por ello, el 5G brindará la posibilidad de digitalizar más rápidamente la industria y permitirá el desarrollo de nuevos modelos de negocio, así como casos de uso. Todo un mundo a disposición no sólo de la industria, sino para la sociedad en general, y que cambiará nuestra manera de vivir y relacionarnos con el entorno.

Ante la importancia de convertirse en factor de progreso, las Administraciones Públicas ya han dado luz verde a las diferentes operadoras para implementar la red de telecomunicaciones 5G. Así, Vodafone lanzará este mismo verano su red, si bien ya actúa en 15 ciudades españolas: Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Málaga, Zaragoza, Bilbao, Vitoria, San Sebastián, La Coruña, Vigo, Gijón, Pamplona, Logroño y Santander.

Entre tanto, Telefónica también avanza con firmeza en esta tecnología. Con su proyecto ciudades tecnológicas 5G, ya ha desplegado dicha tecnología en poblaciones como Segovia y Talavera de la Reina, en colaboración con Nokia y Ericsson, lo que las convierte en un laboratorio vivo de las capacidades de 5G al servicio de las personas y del desarrollo de los distintos sectores. Además de ello, el pasado mes de mayó la multinacional española de comunicaciones resultó adjudicataria del programa de ayudas del Gobierno para el desarrollo e implantación de proyectos piloto 5G, con el objetivo de impulsar la nueva tecnología y preparar el camino hacia el desarrollo comercial del 5G, previsto a partir de 2021.

El impulso a los servicios y la capacidad de digitalización

Lo que parece evidente es que el 5G impulsará la transformación digital de la sociedad y los negocios. Desde el punto de vista social, porque la tecnología estará al servicio de las personas; y por parte de la economía, porque potenciará los diferentes sectores. Como comentan desde la misma Telefónica, “sin duda, la tecnología 5G va a suponer un enorme empujón hacia la consolidación de la revolución digital y el aprovechamiento de sus oportunidades, así como un impacto formidable en la experiencia de los usuarios”.

El paso del 3G al 4G ya supuso un gran avance para cualquier tipo de usuario, pero las capacidades que trae la quinta generación son muy superiores. En la actualidad se encuentra sin estandarizar, pero cuando todos podamos hacer uso de ella, el próximo año casi con seguridad a tenor de lo previsto, ya nadie dudará de sus capacidades ilimitadas.

Como aseguran desde ATOS, las redes 5G traen una transformación completa en las TIC al dividir virtualmente la red (NFV) en múltiples redes lógicas (segmentos) adaptadas a cada requerimiento de servicio vertical. Este cambio desencadenará y facilitará la transformación de los roles e interacciones de las partes interesadas existentes, y facilitará una colaboración más estrecha entre la industria de TI y las telecomunicaciones.

La consultora cuenta en la actualidad con diferentes proyectos pilotos de la Comisión Europea para 5G, entre ellos 5GTANGO, MATILDA o 5GENESIS. En este último caso, colabora con Telefónica en el despliegue de OSM y monitoring en escenarios de Multiaccess Edge Computing. Para ATOS, el 5G no sólo trae unas nuevas capacidades de mobile broadband (más ancho de banda, menor latencia o mayor densidad, entre otras), sino que realmente conlleva una nueva capacidad en los servicios, y es ahí donde radica el potencial y la transformación asociada a 5G.

Puede leer aquí el resto del reportaje.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios