TENDENCIAS | Noticias | 18 MAY 2018

Solución automatizada de impresión y acabado de Canon

Tags: Actualidad
La compañía presenta en FESPA 2018 un sistema automatizado que permite trabajar 24x7 sin necesidad de tener un operario continuamente revisando el proceso de impresión del equipo Océ Arizona y la cortadora Océ ProCut.
Canon
Redacción DealerWorld

Canon muestra estos días en FESPA 2018 (Messe Berlin, 15-18 de mayo de 2018, Hall 3, Stand A40/B40), cómo la innovación permite automatizar el proceso de impresión para incrementar la productividad, aumentar la capacidad de producción y mejorar la rentabilidad de las empresas de Artes Gráficas e impresión.

Una de las principales novedades del stand de Canon en FESPA es la solución automatizada de impresión y acabado que conecta la impresora plana Océ Arizona 6170 XTS con la mesa de corte Océ ProCut en un proceso que no necesita la supervisión de un operador.

La solución que se muestra en este evento refleja un caso real de un cliente de Canon: Van Vliet Printing de Países Bajos. La automatización les ha permitido trabajar 24 horas al día, los 7 días de la semana sin necesidad de tener un operario continuamente revisando el proceso de impresión del equipo Océ Arizona y la cortadora Océ ProCut. Así, han conseguido incrementar la capacidad de producción sin necesitar organizar nuevos turnos de trabajo para sus operarios.

El sistema, diseñado por Canon y la empresa de automatización Rolan Robotics, recoge el material sin imprimir de un pallet que se encuentra al lado de la impresora plana Océ Arizona y lo coloca en una estación que registra el material horizontal y verticalmente. El robot, vuelve a coger el material y lo coloca en la mesa de la impresora en el lugar adecuado para comenzar la producción del trabajo. La impresora Océ Arizona recibe la orden automáticamente desde la máquina para empezar a imprimir y el material se imprime en ambas caras dándole la vuelta con el brazo robótico si es necesario. El interfaz de software, diseñado por Rolan Robotics, permite que diferentes equipos se sincronicen para enviar órdenes entre el robot de Rolan y la impresora Océ Arizona.

Cuando finaliza la impresión, el robot lleva el material impreso a la mesa de corte Océ ProCut que procesa las instrucciones de acabado sin la intervención del operador. Tras el proceso de corte o grabado, el robot puede retirar los materiales acabados o incluso llevar los restos a un contenedor para que se tire o recicle. El flujo de trabajo puede identificar trabajos repetitivos sin tener que identificar y registrarlos para cada trabajo. Esto permite que la unidad de corte empiece a trabajar en cuanto detecta que el material se encuentra sobre la mesa del equipo. 

Durante FESPA 2018, el sistema estará imprimiendo y cortando diferentes aplicaciones de cartelería, rotulación y packaging.  El brazo robótico tiene, además, la capacidad de manejar una amplia gama de materiales que van desde el MDF, las planchas de foam, compuestos de aluminio, materiales acrílicos e incluso otros tan complejos como la madera o el vidrio.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios