Smartphones | Noticias | 19 ABR 2012

El tándem Nokia-Windows Phone no cuaja en Europa

El tándem Nokia-Windows Phone no acaba de cuajar en Europa. Por lo menos eso es lo que aseguran las principales operadoras de telecomunicaciones que reconocen que las ventas no están siendo lo que se esperaba en un primer momento.
PCWORLD PROFESIONAL

Las grandes operadoras de telecomunicación europeas no dan buena nota a la combinación Nokia-Microsoft. Teniendo en cuenta que los primeros terminales comenzaron a venderse en diciembre pasado, esto puede ser un lastre para su éxito en el mercado norteamericano.

Según la agencia Reuters, las compañías de telecomunicaciones europeas dicen que los teléfonos Nokia con Windows Phone están siendo un desastre en ventas y un ejecutivo de un operador europeo que ha estado comercializando terminales Lumia de Nokia, con Windows Phone, reconocía que “nadie entra en la tienda y pide un teléfono Windows. Sería más fácil venderlo si el mismo Lumia incluyera Android y no Windows”.

Los expertos mencionan varios problemas en la combinación Nokia-Windows Phone. La gente está mucho más familiarizada con Android y con iPhone, que con Windows Phone, y en general buscamos los productos que nos ofrecen mayor confianza. Además, los comerciales también están más familiarizados con Android y con iPhone y ellos son los que ayudan a la venta.

En varios países europeos se ha detectado que las tiendas de telefonía primero muestran un iPhone y luego una gama de smartphones Android, de Samsung y HTC. Y los operadores creen que si Nokia bajara los precios de los móviles y gastara con Microsoft grandes presupuestos de marketing podrían vender más teléfonos Lumia pero estos recortes y esfuerzos en marketing no han llegado en la forma que los operadores quieren.

Y quizás lo peor de todo para Microsoft y Nokia sea el juicio permanente para ver cuál es el móvil predominante en el mercado europeo, cuando en Estados Unidos su presencia es tan pequeña que la conocida consultora Nielsen ni siquiera la importó obviar su uso en un reciente informe.

Ambas compañías están intentando hacer algo al respecto. Las apps venden teléfonos y hay menos apps de Windows Phone que de iPhone y Android, por lo que Microsoft está gastando 24 millones de dólares en nuevos desarrollos, además de penalizar a los desarrolladores que no hagan apps para Windows Phone. También se espera una campaña de marketing de Windows Phone.

Pero las noticias que llegan desde Europa están perjudicando a Microsoft y Nokia. Escasa demanda y baja visibilidad en las tiendas son un problema desde hace tiempo también en Estados Unidos para Windows Phone. El hecho de que no se hayan resuelto en Europa, donde Nokia es un gran jugador y los Windows Phone de Nokia tienen un largo recorrido, puede ser un signo de lo que se puede esperar al otro lado del Atlántico.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios