SEGURIDAD | Artículos | 15 MAY 2001

Unidades de almacenamiento removible USB

Flexibilidad y portabilidad
Ramón A. Fernández.
Todas las cuestiones relacionadas con el almacenamiento removible están de rabiosa actualidad, más aún ante la creciente invasión de formatos y estándares multimedia. Asimismo, el impulso dado en la adopción de las nuevas interfaces de conexión por esta clase de periféricos, ha propiciado una notable mejora en sus prestaciones, flexibilidad de uso, portabilidad y, consecuentemente, un considerable auge en su demanda.

Debido a la heterogeneidad de los entornos de aplicación de estos dispositivos, las soluciones presentadas en nuestro laboratorio para la confección del presente artículo resultan de lo más variopintas, situación que nos proporciona una muestra exacta de la actual diversificación existente en el negocio de las unidades de almacenamiento removible. Sin embargo, resulta bastante evidente la marcada tendencia en el empleo de las unidades CD-R/RW, debido a la fuerte demanda existente en el mercado. No obstante, las limitaciones de la tecnología óptica dan pie a la creación de nuevas e interesantes propuestas con el único objeto de satisfacer todo tipo de necesidades.
Por ello, hemos estimado mucho más oportuno analizar una variada serie de soluciones para el almacenamiento removible dirigidos específicamente a pequeñas y medianas empresas, así como a profesionales independientes, y cuyo denominador común fuera el soporte de la interfaz de conexión USB.


Acer CDRW 4406EU
La unidad presentada por Acer para la confección de presente artículo es una clásica unidad CD-R/RW en su modalidad externa, la cual se caracteriza por disponer de un agradable aspecto externo y contar con la interfaz de interconexión USB.
Al igual que otras unidades de similares características, sus prestaciones quedan supeditas a las posibilidades reales de la interfaz de conexión USB, y por este motivo presenta séxtuple velocidad de lectura, mientas que para la grabación y regrabación de ofrece cuádruple velocidad. Esta cifra se traduce en un tiempo de algo más de 24 minutos para duplicar un disco con unos 650 MB de información. El resto de las características que la definen son la utilización de soportes con una capacidad máxima de 650 MB y una memoria caché de 2 MB de capacidad.
Sin duda alguna, el aspecto más notorio de este modelo es su compacta y atractiva caja, aspectos que, en absoluto, están reñidos con la funcionalidad de la propia unidad. En este sentido, el frontal del dispositivo ofrece la típica disposición de los elementos tradicionales, como la conexión para auriculares externos, el potenciómetro de volumen de los mismos, dos indicadores luminosos del estado de la unidad y dos botones de control, uno para la apertura de la bandeja y el otro para la puesta en marcha de la misma. En la zona posterior, se cuenta con el conector USB de tipo “B”, un interruptor de encendido de la unidad y dos salidas de audio, una analógica y otra digital. Por último, en uno de los laterales dispone del conector de entrada para la toma de corriente procedente del voluminoso transformador externo, mientas que en la parte inferior existe una amplia zona dotada de una rejilla metálica para permitir la conveniente refrigeración de la unidad.
En definitiva, este modelo CDRW 4406EU, supone una propuesta más dentro de la amplia gama los productos con los que cuenta este fabricante. Obviamente, su precio, por ser una unidad externa y la mayor flexibilidad que ofrece la conexión USB, no resulta demasiado elevado. No obstante, no hubiera estado de más añadir algún complemento o accesorio para marcar una mayor diferencia con respecto a otros productos de parecidas características.

Lo Mejor: Precio
Lo Peor: Falta de accesorios adicionales
Calificación: 4


HP CD-Writer 8230e
Siguiendo la tónica general de las unidades CD-R/RW con conexión USB, la CD-Writer 8230e ofrece unas características prácticamente idénticas al resto de los dispositivos evaluados de similar funcionalidad. En este sentido, presenta séxtuple velocidad de lectura, 900 KBps. De igual modo, la tasa de transferencia máxima en los procesos de grabación y regrabación es de tan sólo cuádruple velocidad, es decir, 600 KBps. Naturalmente, no es necesario emplear mayores velocidades cuando la interfaz de conexión utilizada no soporta un caudal de datos mayor. Asimismo, la cifra de 2 MB de memoria caché permite que la unidad pueda estar casi 3,5 segundos antes que se vacíe el buffer, y se eche a perder el soporte.
Como cabe esperar, soporta los todos métodos de grabación, Track at Once o grabación de paquetes variables, entre otros, pero no incluye el soporte para disco de 700 MB.
Sin duda alguna, el aspecto más notorio de este modelo es el completo conjunto de aplicaciones de software que el fabricante incluye para la máxima explotación de la unidad. En este sentido, Adaptec Direct CD 3.01 es la encargada de la llevar a cabo la copia directa de archivos simplemente arrastrando y soltando los ficheros de una carpeta a otra. Además, HP incluye los programas Fast Format y MyCD, para las operaciones de formateo de soportes CD-RW en menos de 5 minutos, y creación de CD de datos y música bajo diferentes procesos y métodos de grabación, respectivamente. Además, para la realización de copias de seguridad con un mínimo de orden y profesionalidad, se ofrece el software de HP Simple Backup. Para terminar con este apartado, y para dar rienda suelta a la creatividad multimedia y musical del usuario, el fabricante ha incluido tres interesantes aplicaciones, de las cuales las más representativas son MusicMatch JukeBox y ACID Music Creator.
Independientemente del imprescindible software de grabación, la unidad incluye un kit de etiquetado con sus correspondientes etiquetas, estampadora y software. Además, se ofrece un disco CD-R y otro CD-RW para realizar las primeras pruebas.
Por otra parte, su aspecto externo resulta menos austero que la versión 8210e, ya que a la clásica tonalidad blanca del fabricante añade unas pinceladas de color azul, tanto en la tapa frontal como en la parte superior, pero sigue siendo extremadamente aparatoso y voluminoso y, pese a ello, sigue sin integrar el transformador de la fuente de alimentación en el interior de la unidad. En el frontal, además del necesario botón de apertura de la bandeja contamos con la habitual clavija para auriculares y el control de volumen. Asimismo, y al igual que la gran mayoría de los fabricantes, presenta dos indicadores luminosos los cuales indican, según su color, el estado y modo de funcionamiento de la unidad. En la parte posterior, se dispone del conector para la toma de corriente, el conector para el puerto USB y una clavija de salida de audio analógico.
La documentación adjuntada, en vistosas y detallas páginas Web, resuelve con suficiencia los problemas que le puedan aparecer a cualquier usuario, tanto en el proceso de instalación de la unidad como en la explotación de los principales programas de software.
En síntesis, un producto dirigido a entornos SoHo que precisen de una unidad CD-RW externa y fácil transportar e instalar en otros equipos, pero cuyo precio no resulta nada ventajoso.

Lo Mejor: Software de explotación
Complementos
Lo Peor: Tamaño y portabilidad
Calificación: 4


Fujitsu DynaMO 1300 SF
Aunque estrictamente no se trate de un dispositivo dotado con una interfaz de conexión USB, la DynaMO 1300 SF de Fujitsu dispone d

TE PUEDE INTERESAR...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios