SEGURIDAD | Noticias | 06 JUN 2011

El calor veraniego afecta a los discos duros provocando pérdidas de datos

Durante este verano, 20.000 ordenadores perderán datos cada día en España, bien por averías en discos duros debido al calor excesivo, bien por virus, errores y sabotajes, duplicando la cifra habitual durante otras épocas del año, según Backup365.
Hilda Gómez

Backup365 ha publicado una encuesta sobre los principales tipos de incidencias que afectan a los usuarios de PC, especialmente durante el verano, de la que se extrae que el calor estival hace que se incremente significativamente el número de averías, al castigar con más dureza los componentes de los ordenadores, especialmente los discos duros.

Como explica Óscar Ruiz, CEO de Backup365, “durante este próximo verano estimamos que cada día habrá 20.000 ordenadores que pierdan datos en España, lo que duplica la cifra habitual durante otras épocas del año. De ellos, el cuarenta por ciento corresponderá a averías en discos duros, mientras que el sesenta por ciento restante se referirá a pérdidas graves de información entre averías, virus, errores y sabotajes”.

discos duros verano ordenadoresSegún los datos del estudio, elaborado a partir de distintos estudios y de entrevistas realizadas por Backup365 entre sus clientes, cada año, el 6 por ciento de los ordenadores sufre pérdidas de datos por rotura del disco duro. Además, el 8 por ciento de los discos duros se rompen antes de cumplir dos años, mientras que el 70 por ciento sufrirán deficiencias graves o totales antes de alcanzar los cinco años. Más allá de ese plazo, la mortalidad de los discos supera el 90 por ciento.

En cuanto a otras posibles incidencias que redundan en pérdidas de información, el estudio indica que uno de cada tres usuarios ha sufrido alguna incidencia por virus durante el último año, y que el 20 por ciento de los usuarios reconoce haber borrado información importante de manera accidental.

El CEO de Backup365 advierte que, “más allá de su tamaño o sector de actividad, las organizaciones de hoy en día deben afrontar el desafío que les supone estos elevados niveles de incidencia. Una vez que se ha producido el problema, y en el caso de que sea posible la recuperación de los datos por parte de una empresa especializada, el coste será de miles de euros e innumerables horas de trabajo, lo que irá en detrimento de los niveles de productividad y rentabilidad”.

Noticias relacionadas:

El verano dispara la actividad de los spammers



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios