SEGURIDAD | Artículos | 01 ENE 2008

Calidad y seguridad, apuestas de OKI en la renovación de su gama láser color

Pablo Oliveira.
Oki, de cara al nuevo año, ha decidido renovar la práctica totalidad de su gama de impresoras láser color. En concreto, el fabricante ha renovado las series C3000, C5000 y C9000, que comparten algunos elementos de diseño, como las nuevas posibilidades de seguridad o lo que denominan High Definition Colour, un conjunto de elementos que incrementan las prestaciones de los dispositivos.
Si bien los datos de este año no parece que vayan a arrojar grandes crecimientos en el mercado de láser color, al menos en el segmento A4, Oki ha dado un paso al frente renovando casi toda su gama con el fin de tener una posición más adecuada de cara a un año donde espera que vuelvan a darse crecimientos significativos, si bien son conscientes de que no se llegará a las cifras de estos años pasados.
Y si algo es común a todos los modelos presentados, que superan la docena, es una mayor preocupación por la seguridad y una apuesta por la calidad con lo que desde la firma denominan High Definition Colour. Así, dentro del concepto High Definition Colour se incluyen unos cabezales de impresión LED de alta definición, que ofrecen, entre otros aspectos, un menor tamaño de punto y tecnología ProQ, que ofrece hasta 32 niveles diferentes de intensidad; los tóneres microfinos de alta definición; la tecnología Single Pass ya implementada en modelos anteriores; así como el sistema de control de las máquinas, que ofrece mayores posibilidades al usuario, como el registro automático, el balanceo automático de color o el detector automático de soporte de papel, independiente del papel que el usuario haya seleccionado en el controlador de impresión.
A nivel de seguridad, son muchas las opciones que tendrán a su disposición los usuarios, entre ellas, encriptación SSL/TSL, pin print (impresión protegida con pin para cada usuario), impresión segura, borrado de seguridad del disco duro, deshabilitación de protocolos, filtros IP y de direcciones MAC, bloqueo del panel, contraseña, cambio de puerto o protocolos estándar tales como SNMP v3 o IPv6.
En el caso de la C3000, se sustituyen los anteriores modelos por la C3450, una máquina de 16 páginas por minuto (ppm.) en color y 20 en monocromo, que ofrece la primera página en 10 segundos en monocromo y en 12 en color. Con un precio recomendado (IVA no incluido) de 354 euros, se posiciona como una opción un 10 por ciento más barata que su antecesora de gama alta o con más prestaciones que la sustituida de gama de entrada. Ofrece, asimismo, consumibles de mayor tamaño que permiten reducir los costes de impresión entre un 22 y un 25 por ciento, dependiendo de si se habla de color o de monocromo. La serie C5000 cuenta con una velocidad de 26 ppm en color y 32 en monocromo, con tiempos de impresión de la primera página de 8 segundos en monocromo y 11 en color. Cuenta con tóneres de mayor capacidad para reducir los costes de impresión en torno al 7 por ciento, mientras que el rango de precios se reduce entre un 10 y un 17 por ciento. Se ponen en el mercado cuatro modelos de esta serie, C5650 y C5750, pensados para aquellos entornos donde se imprime principalmente en monocromo y poco en color, con tóneres de 8.000 y 2.000 copias, respectivamente; y los modelos 5850 y 5950, con tóneres de 8.000 y 6.000, respectivamente, orientados a entornos donde más del 50 por ciento del trabajo es en color.
Por último, el modelo 9650 sustituye al anterior C9600. Se trata de una máquina A3 un 20 por ciento más rápida que su antecesora, que permite imprimir en papeles de hasta 300 gramos y 1,2 metros de longitud, algo que también pueden hacer el resto de máquinas gracias a la tecnología Single Pass.

Fabricante: Oki
Internet: www.oki.es
Teléfono: 913 431 620

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios