MOVILIDAD | Noticias | 30 MAY 2014

Las grandes empresas ya empiezan a adoptar Microsoft Surface Pro 3

Empresas como BMW y Coca-Cola se han comprometido a comprar y desplegar Surface Pro 3 dentro de sus organizaciones. Microsoft ha hecho un importante esfuerzo por expandir la red de distribuidores de Surface, así como por ampliar el ecosistema de apps y la oferta de accesorios.
surface pro 3 empresa
Hilda Gómez

Antes incluso de ser presentado, muchas grandes empresas han mostrado su interés por Surface Pro 3. Prueba de ello es que multinacionales como Avanade, BMW Group, The Coca-Cola Company y Louis Vuitton Moët Hennessy ya se han comprometido a adquirir y desplegar Surface Pro 3 como una opción dentro de sus organizaciones. “Estamos orgullosos de que estas empresas estén adoptando Surface Pro 3 para aprovechar la promesa de movilidad con el objetivo de transformar las experiencias de sus clientes”, afirma Cyril Belikoff, director senior de Microsoft Surface.

Belikoff añade que “ha sido emocionante ver la respuesta de estos primeros clientes empresariales de Surface Pro 3. Aunque se trata de grandes organizaciones con una variedad de necesidades diferentes, el hilo común es que todas ellas están interesadas ​​en la idea de reemplazar sus portátiles tradicionales con este nuevo formato que es increíblemente delgado y ligero, sin tener que comprometer el rendimiento o la vida de la batería”.

Microsoft lleva un año preparándose para la llegada del nuevo Surface. En este sentido,  la compañía se ha esforzado para poner Surface en manos de más clientes empresariales de todo el mundo a través de la expansión de su red de distribuidores profesionales a 30 mercados, lo que ha permitido captar nuevos clientes en industrias clave, incluyendo aviación comercial, servicios financieros, venta al por menor, educación y asistencia sanitaria. Por otra parte, Microsoft también ha estado trabajando con partners ISV para construir modernas aplicaciones para Surface, incluyendo soluciones de Citrix, Sage y SAP, entre muchas otras, y ha impulsado el diseño por parte de terceros de una completa línea de accesorios, tales como fundas, cargadores para vehículos, etc.

“Cuando presentamos Surface Pro 3, hablamos de cómo una gran cantidad de consumidores quieren un tablet, pero necesitan un ordenador portátil, y las empresas no son diferentes. Surface Pro 3 atrae a aquellas empresas que están interesadas en las oportunidades que aporta la movilidad, pero no quieren la complejidad y el coste que pueden estar asociados con comprar, gestionar y asegurar un portátil y un iPad para cada usuario. Entonces, si Surface Pro 3 permite sustituir a un portátil y un iPad, ¿por qué deberían las empresas comprar las dos cosas?”, concluye Cyril Belikoff.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios