Mercado en cifras | Noticias | 21 DIC 2009

Las incidencias de seguridad no minan la confianza de los españoles

El Observatorio de la Seguridad de la Información de INTECO acaba de hacer públicos los resultados de la novena oleada del Estudio sobre la seguridad de la información y la e-confianza de los hogares españoles, correspondiente al trimestre de 2009, del que se desprende que los españoles cada vez navegan por la Red más seguros.
Bárbara Madariaga
Este estudio trata de ofrecer “un diagnóstico riguroso de la situación de los hogares españoles en lo que se refiere a la seguridad de la información y la e-confianza”, así como devela cuáles son las herramientas de seguridad están instaladas en los equipos, qué tipo de hábitos prudentes se observan en la navegación, en qué medida está afectando el malware a los ordenadores y cuáles son las demandas que los usuarios españoles de Internet hacen a la Administración. Además, otro de los objetivos del informe es “servir de guía tanto a Administraciones como a la propia industria, a la hora de adoptar medidas”.

Si nos centramos en el resultado del informe, el 65,9 por ciento de los equipos analizados tenían algún código malicioso o malware en mayo de 2009. Se trata, en su mayor parte, de troyanos y adware, que se caracterizan por su alto nivel de diversificación.

Además, los hogares españoles son “autodidactas”. Esto quiere decir que los ciudadanos, en general, confían en buscar la solución al problema de seguridad por si mismo, antes que llevar el equipo a un servicio técnico. De hecho, sólo el 14,4 por ciento se decanta por esta opción.

En cuanto a qué demandan, los españoles quieren que la administración desarrolle herramientas de seguridad gratuitas (señaladas por el 28,2 por ciento) y que vigilen más de cerca qué es lo que está pasando en Internet (25,1 por ciento).

INTECO señala que los ataques se han hecho más complejos técnicamente y se dirigen a los más débiles. De hecho 2 de cada 3 ordenadores en los hogares españoles están comprometidos; casi la mitad con malware de riesgo alto (en muchos casos orientado al fraude).Esto hace que las herramientas de seguridad, a pesar de ser necesarias no son suficientes, y pueden provocar una falsa sensación de seguridad”.

El dato positivo es que a pesar de las incidencias declaradas, la sensación general es de seguridad en el uso de Internet, de tal forma que estas incidencias no están provocando un descenso en el mismo de la red, aunque  limitan el uso de nuevos servicios entre los usuarios menos experimentados.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios