Mercado en cifras | Noticias | 20 NOV 2012

La financiación, principal preocupación para las empresas españolas

La crisis continúa mermando la confianza de las empresas en la economía. Ésta es una de las principales conclusiones de un estudio de Sage, que además asegura que son las empresas españolas las más preocupadas por la falta de financiación. No obstante éstas se muestran optimistas en la evolución de sus propios negocios.
Bárbara Madariaga

La confianza empresarial en la economía empeora. Ésta es una de las principales conclusiones de la segunda oleada del índice de confianza empresarial “Sage Business Index” del que, además, se desprende que son las empresas españolas las que más preocupadas se encuentran por la falta de financiación. De esta forma, el 44 por ciento de las empresas españolas se muestra preocupadas ante este hecho, frente al 23 por ciento del resto de los países encuestados.

Además, y según se desprende del informe, se ha producido un descenso de casi cinco puntos en la confianza que las empresas tiene de la situación económica de su país y de la economía mundial.

Para el 67 por ciento de las empresas, la crisis de la Eurozona ha tenido un impacto negativo en el negocio, un porcentaje que se dispara en el caso de las empresas españolas. El 93 por ciento afirma que la crisis de la zona euro está teniendo un impacto negativo en su negocio.

Sólo el 15 por ciento de las empresas confía en que la Unión Europea permanecerá sin cambios. Para el 40 por ciento se creará un sistema de dos velocidades, donde un 16 por ciento piensa que los países con demasiada deuda saldrán de la Eurozona.No obstante, la desaparición de la eurozona no es algo que se contempla, ya que sólo el 7 por ciento de las empresas cree que ésta se desmantelará.

La parte positiva

No obstante, no todo es negativo. La parte positiva la encarna los ingresos y el empleo. El 63 por ciento de las empresas asegura que sus ingresos o bien se han estabilizado o bien han aumentado. Además, el 82 por ciento mantiene o aumentado ligeramente el número de empleados.

Si continuamos con los datos “positivos”, la confianza de las empresas en su propio negocio muestra un panorama de optimismo generalizado. A pesar de que España es uno de los países más afectados por la crisis, la confianza que los empresarios tienen de ellos mismos no se ha visto mermada, muy al contrario, si bien continúa en registros negativos, el índice ha subido del 46 por ciento del pasado mes de marzo al 48 por ciento de la última encuesta.

La creciente caída de confianza por parte de los consumidores en las empresas, con el 30 por ciento, el aumento de los costes de las materias primas, con el 47 por ciento, y la inestabilidad de los mercados, con el 31 por ciento, son los tres principales retos de los empresarios españoles, que piden al Gobierno, sobre todo, que se reduzca la burocracia, que se mejore los impuestos sobre actividades económicas y que se enfatice en el desarrollo de competencias.

Noticias relacionadas

-Falta de financiación y personal cualificado, principales problemas de la PYME europea

-Seis de cada diez empresas necesitarán financiación entre 2011 y 2013

-Nueve de cada diez PYMES tienen problemas para acceder a financiación

-El 85 por ciento de las PYMES tiene problemas para acceder a financiación



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios