Estudios
Gartner

Gartner pronostica que las empresas tecnológicas serán inmunes a la recesión

Según la consultora, el gasto mundial en TI alcanzará los 4,6 billones de dólares en 2023, un 5,1% más que en 2022, a pesar de la incertidumbre geopolítica y los rumores de recesión.

gasto TI Gob

A pesar de la abundancia de incertidumbre geopolítica y de los nubarrones económicos, se prevé que el gasto mundial en TI alcance los 4,6 billones de dólares en 2023, un 5,1% más que en 2022, según las últimas previsiones de Gartner.

Tan optimista es el analista sobre las perspectivas de gasto en tecnología, que ha aumentado las estimaciones de crecimiento del gasto para el próximo año, pasando del 3% que esperaba originalmente para 2021 a 2022.

La inflación estadounidense alcanzó el 8,2% en septiembre, a pesar de que la Reserva Federal aumentó los tipos de interés. Una encuesta de economistas predice ahora que una recesión es casi segura en los Estados Unidos.

Mientras tanto, también se espera que la zona euro entre en recesión y el Reino Unido podría adelantarse a ambos.

A ello hay que unir los efectos aplastantes de la subida de los tipos de interés sobre el gasto de los consumidores, que afectarán duramente a la tecnología personal -se prevé un descenso del 8,4% en 2022 y un golpe del 0,6% en 2023-. No obstante, según las proyecciones de Gartner, el gasto en TI de las empresas continuará con su relativo auge.

Sus cifras afirman que el gasto en sistemas de centros de datos, por ejemplo, alcanzará los 216 300 millones de dólares en 2023, un 10,4% más que este año. El gasto en servicios de TI alcanzará los 1,36 billones de dólares en 2023, un 4,2% más, y el software, que incluye el gasto en servicios en la nube, aumentará un 8% hasta alcanzar los 879 300 millones de dólares en 2023.

John-David Lovelock, analista de Gartner, reconoce que la causa del optimismo se justifica por el hecho de que los departamentos de TI tienen pocas opciones para recortar el gasto discrecional en TI, y por una especie de efecto de halo en torno a los departamentos de TI desde que se produjo la pandemia.

"En 2020, Estados Unidos entró en una recesión que, según la Oficina de Estadísticas Laborales, fue tres veces más profunda que la de 2009. El gasto en TI en EE.UU. subió. Cuando miramos dónde hay partidas discrecionales dentro de los presupuestos generales de gasto en TI de las empresas, hay muy poco: está en el rango del 5%".

"Nos fijamos en las cosas que no son discrecionales: contratos de externalización a largo plazo, contratos de servicios gestionados, gasto en la nube en infraestructura como servicio, plataforma como servicio o software como servicio. Una vez que te subes al carro de la nube, no puedes recortar ese gasto", explica.

Al mismo tiempo, dado que las TI corporativas resistieron relativamente bien durante la pandemia, los líderes empresariales y los jefes de finanzas buscaban soluciones en los departamentos de TI al entrar en la recesión, y ofrecían presupuestos acordes.

Por ejemplo, una encuesta de Gartner realizada en julio de 2022 a más de 200 directores financieros descubrió que el 69% tiene previsto aumentar su gasto en tecnologías digitales, mientras que la encuesta de Gartner sobre directores de informática y tecnología de 2023 descubrió que a los directores de informática se les está encomendando la tarea de acelerar el tiempo de obtención de valor de las inversiones digitales.

 



Revista Digital

Portada DW 431 Contenidos digitales
Revistas Digitales

DealerWorld Digital

IDG Research

Partnerzones



Otros Contenidos

Registro:

Eventos: