Mercado en cifras | Noticias | 19 OCT 2011

El volumen de negocio del B2C en España supera los 9.000 millones de euros

El sector del comercio electrónico goza de muy buena salud. Por lo menos eso es lo que se desprende del último estudio del Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información, ONTSI, que asegura que la cifra estimada del volumen total del sector en 2010 alcanzó los 9.114 millones de euros, lo que supone un incremento del 17,4 por ciento en comparación con 2009.
Bárbara Madariaga

Según el ONTSI, el sector del comercio electrónico B2C en España ha tenido un comportamiento positivo durante el año pasado. Y es que según se desprende de su estudio, la cifra estimada del volumen total del sector es de 9.114 millones de euros, lo que supone un incremento respecto a 2009 del 17,4 por ciento, “el mayor incremento anual registrado en los últimos años”. A la hora de obtener estos resultados, uno de los factores clave ha sido el incremento del gasto medio por comprador, que ha pasado de 749 euros en 2009 a 831 euros en 2010, un incremento del 10,9 por ciento.

ONTSI comercio electronico B2C compra online“El comportamiento de compra on-line sigue presentando año a año síntomas de mayor madurez”, afirma el ONTSI, que asegura que “esta evolución se observa en el hecho de que hay una mayor antigüedad en la experiencia de compra on-line, se han incrementado el porcentaje de compradores regulares, se están consolidando los canales de venta exclusivamente on-line, los nuevos canales de compra como las subastas online han crecido, además de los accesos directos al canal de  compra y la mayor incidencia de formas de pago ad hoc como el sistema PayPal”.

Por sectores, el turismo y el ocio siguen liderando el ranking. No obstante, el año pasado se observó un crecimiento en áreas como ropa y complementos o alimentación y bazar.

“La satisfacción con la oferta española de comercio electrónico B2C es positiva y aumenta conforme los productos y servicios ofrecidos son mejor conocidos, aunque nos encontramos con un consumidor cada vez más exigente que utiliza nuevos canales de reclamación y que tiene cada vez más en cuenta los sellos de calidad” afirma ONTSI, quien afirma que la necesidad de tener contacto físico continúa siendo “el freno principal al comercio electrónico”. La seguridad continúa preocupando, pero ha perdido peso.

Noticias relacionadas

Nace X.commerce, un ecosistema mundial de comercio electrónico 

Europa ratifica la nueva ley de comercio electrónico 

El comercio electrónico en España cerró 2010 con una subida del 27 por ciento



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios