Entrevista
Cloud Computing

"OVHcloud es un jugador puro de nube, no tenemos una tienda 'online' en la que competimos con nuestros clientes"

John Gazal, vicepresidente de OVHcloud para el sur de Europa y Brasil, explica la receta de este jugador europeo de nube frente al oligopolio norteamericano de los hiperescalares.

John Gazal, OVH
Play

Audio de la entrevista

 

Mario Moreno/ Imagen: Juan Márquez

 

Frente a la fuerte competencia norteamericana, que copa entre el 70% y el 80% del mercado de nube pública en España, la receta del jugador francés OVHcloud pasa por ofrecer innovación, seguridad, soberanía del dato y sostenibilidad. John Gazal, vicepresidente de la compañía para el Sur de Europa y Brasil, cuenta en esta entrevista que, históricamente, siempre han sido reconocidos como un fabricante de nube privada, pero que están invirtiendo agresivamente en la pública con estas premisas que, según sus palabras, solo están en el ADN de los jugadores europeos. 

 

¿Cómo ve el tablero de juego de OVHcloud en España frente a los grandes hiperescalares norteamericanos a los que, en algún momento ha comentado, podéis mirar ya a los ojos?

Los últimos dos años han sido muy emocionantes para nuestro sector, que ha crecido de una manera muy fuerte, y lo sigue haciendo. En España hemos visto una aceleración de la digitalización y, por ello, enfrentamos este año con mucho optimismo. Hemos anunciado que vamos a seguir invirtiendo, lo hemos hecho en 15 nuevos centros de datos en el mundo, reforzaremos su seguridad con 30 millones de euros en un plan que llamamos de hiperresiliencia, y vamos a continuar acelerando nuestro ecosistema español de startups y partners, que son fundamentales para nosotros. Por otra parte, este ejercicio va a ser de innovación en sostenibilidad, somos el proveedor de nube más sostenible, y vamos a seguir invirtiendo para ello. También vamos a innovar en cloud pública. OVH es muy reconocida en el país por su nube privada, y vamos a acelerar en la pública. Los jugadores norteamericanos tienen ahora entre un 70 y 80% del mercado en España. Y, a nivel europeo, el 90% de sus datos está en sus manos. Frente a esto nosotros competimos siendo un pure player cloud. Es decir, yo no tengo una tienda en Internet, no compito contra mis clientes. Además, somos un fabricante y controlamos nuestra cadena end to end, lo cual nos permite reducir costes, ofrecer mejores precios y manejar toda la cadena de valor. En esto sentido hay tres aspectos que nos diferencian de los americanos. En primer lugar, el precio, somos casi un 40% más económicos en la nube pública. Su servicio –el de estos hiperescalares– es caro y, sobre todo, es difícil prever las próximas facturas. Además, ofrecemos una nube soberana. La soberanía del dato depende de la nacionalidad del proveedor. Nuestros clientes saben, y sabrán siempre, dónde están sus datos. Es más, ellos dirán dónde los quieren alojar, y nosotros nos comprometemos a no acceder a ellos. Y, por último, insisto, somos la nube más sostenible, no solo protegemos el planeta sino que damos eficiencias a los usuarios.

 

Acaba de comentar que la soberanía del dato la otorga el ADN de la compañía. Sin embargo, muchas americanas tienen previsto crear empresas en el Viejo Continente para cumplir con esta premisa.

Lo que tenemos que explicar a las organizaciones españolas es que ahora mismo hay dos leyes muy fuertes en Europa de protección de datos que han sido modelos para otros bloques geopolíticos de otras partes del mundo. El problema al que nos enfrentamos es que en China y Estados Unidos hay normas que permiten a sus gobiernos, estén donde estén sus operadores, acceder a los datos. Es decir, que un proveedor norteamericano con un centro de datos en España está sujeto a la regulación de Europa, pero por encima tiene las leyes extraterritoriales, como Cloud Act. Frente a esto, el Viejo Continente tiene que ser fuerte. Yo resaltaría que las regulaciones que está aprobando Bruselas están para proteger la información, para que esté bajo su control. Luego hay leyes que se están desarrollando para proteger a sus empresas. Cuando estás en un mercado con forma de oligopolio tienes que asegurarte de que no hay prácticas que van en contra de los intereses de los clientes. Es muy importante saber que, sí, los norteamericanos se están dotando de empresas e instituciones. Pero, que quede muy claro, las empresas tendrán que ser europeas, y los movimientos que estamos viendo no han trasladado ninguna oferta que demuestre que sea realmente soberana. Me gustaría mencionar el proyecto GAIA-X, de la que OVHcloud es miembro fundador, y que ha cogido mucha fuerza en España. Este programa ha ayudado al sector a estructurarse y ha definido tres niveles de soberanía. El máximo garantiza protección de datos bajo las leyes europeas. Hace pocas semanas GAIA-X ha anunciado la disponibilidad de 200 servicios en la nube, de los cuales 30 son nuestros en el nivel 1, y otros tres en el mayor nivel.

 

GAIA-X acabe de entrar en España, pero,  ¿qué opina de la polémica que se está generando en torno a la compartición de datos entre competidores o a la que involucra a la seguridad? ¿No cree que el proyecto no acaba de arrancar?

Volvamos al origen del proyecto, que surge a raíz de la importancia de la economía del dato y del problema de su soberanía. El movimiento empieza con solo dos países, Alemania y Francia. En el momento en que se abre a toda Europa tiene una gran ventaja, pero tarda más tiempo. Estamos muy contentos de nuestra labor y de ver que el hub se ha abierto en España. Hay que ir poco a poco. En nuestras conversaciones también están invitados los actores de otros países, como Estados Unidos. Los europeos tenemos que luchar para que las reglas que decidamos sean acordes con nuestros valores. Invitar a otros fabricantes con otros intereses hace las conversaciones más difíciles. Pero, con el tiempo necesario GAIA-X dará resultados.

 

Por otra parte, y en cuanto a oferta, también huis de la figura del vendor locking.

Es un tema que nos preocupa mucho. Siempre hemos dicho que la nube no debe ser una cárcel. Tiene que ser tan sencillo entrar como salir para los clientes. Cuando tienes una nube pública como la nuestra en código abierto, es muy fácil entrar y salir. Por otra parte, en España inquieta que, nosotros, al no cobrar por esta entrada y salida, permitimos la portabilidad. Si estás con un jugador norteamericano, el coste potencial de sacar los datos para traerlos a un jugador de confianza europeo es tan elevado que quizás te plantees no hacerlo.

 

"La nube no debe ser una cárcel. Debe ser igual de sencillo entrar con un jugador que salir"

 

 

A pesar de toda la regulación al respecto, desde OVH decís que en los concursos públicos no se valora a los jugadores europeos por delante de otros.

Una ínfima parte de la facturación de OVHcloud en Francia se ha hecho históricamente con la administración pública. Nosotros decimos que parte del éxito y de la capacidad de inversión de los gigantes americanos viene del apoyo de la demanda pública. Nosotros no queremos ayuda pública, sino mercados públicos, en especial para aquellos proyectos que tratan los datos de los ciudadanos. Estamos viendo cambios en varios países, pero en España todavía no. Estamos a la espera de que estos hubs como GAIA-X ayuden a comprender mejor este tema.

 

De los 15 nuevos centros de datos que la compañía va a desplegar hasta 2024, que se suman a los 33 que tiene en todo el mundo, España no ha sido una región elegida. ¿Qué planes tenéis para el país?

Este es un plan de inversión que nos está permitiendo la reciente entrada a Bolsa. Vamos a reforzar zonas en las que ya tenemos data centers, y abrir otras nuevas. Por ejemplo, en India. En España, y aunque no esté en esta ronda, abrir un centro de datos es una prioridad, y lo ha dicho nuestro CEO global -Michel Paulin-. No tenemos fecha, pero es importante porque los clientes piden latencia y aporta confianza. Aunque tenemos latencias muy buenas con los puntos de presencia que tenemos en el país, y para la confianza es más importante que seamos europeos que jugar con otro proveedor de fuera del continente aunque tenga una región en España.

 

De esos nuevos centros, cuatro se han denominado ‘mini’, que en colaboración con IBM, se dedicarán al backup y a la ciberseguridad.

Hemos identificado una necesidad muy específica para la que vamos a construir estos cuatro centros de datos en Francia que permiten tener un backup en frío a un coste muy reducido para las empresas que quieran mantener durante un tiempo más duradero datos que sean más críticos.

 

A nivel de seguridad, basáis las nuevas construcciones en el modelo de Estrasburgo, que sufrió un incendio en 2021.

Este le hemos abierto hace unos meses de nuevo y se ha construido basándonos en lecciones aprendidas. Nuestro objetivo es contar con un data center de última generación en cuanto a seguridad y sostenibilidad. Sobre la seguridad, los estándares que se han desarrollado en términos de protección contra incendios son los más elevados de Europa. Por ejemplo, tenemos un sistema de aislamiento en caso de fuego de dos horas. Y, a nivel de sostenibilidad, estamos en la punta de lanza de la tecnología, porque además de usar watercooling, en 2023 celebramos 20 años utilizando esta tecnología; hemos añadido inmersión cooling, que permite mejorar más nuestra eficiencia energética.

 

 

"Abrir un centro de datos en España es una prioridad para OVHcloud"

 

 

El 77% de las energías que utiliza la compañía son ya renovables, y para 2025 se espera que sean de bajo consumo. Además, cuenta con un PUE (Power Usage Effectiveness) de entre 1,1 y 1,3, de los más bajos del sector.

Podría estar hablando dos horas de la sostenibilidad (risas) porque es fundamental. Se ha puesto muy de modo, pero para nosotros es histórico, está en nuestro ADN. Desde nuestros inicios siempre hemos reutilizado edificios en lugar de construir centros de datos desde cero; le damos una segunda vida a una antigua fábrica. Por otra parte, desde el 2009, el 100% de los servidores que fabricamos e instalamos los desmontamos para reutilizarlos y venderlos en gamas de productos diferentes. Y esto es economía circular, lo que reduce nuestros costes. Desde el 2006 tenemos la primera sala sin aire acondicionado. Y, con el watercooling podemos repercutir en precios competitivos y en un gran impacto sobre el medio ambiente. Este verano vamos a lanzar una calculadora online que permitirá a nuestros clientes seguir, según su consumo, su huella ambiental. Y, si así lo desean, lo podrán comunicar a sus clientes.

 

¿La sostenibilidad es ya un factor diferencial en el mercado? ¿Las empresas así lo demandan?

Sí, en los últimos meses las empresas están mirando mucho los tres temas comentados, costes, soberanía del dato y sostenibilidad. En enero de este año ha entrado una directiva europea que exige a las 50.000 principales compañías europeas no solo controlar su impacto, sino comunicarlo de forma transparente. Tienen que prestar mucha atención a la sostenibilidad. Pero, más importante es que los ciudadanos ya la tienen como prioridad. Y nosotros, como industria, tenemos que apoyar la protección del planeta.

 

Otra de las apuestas de la compañía pasa por el concepto de plataforma como servicio (PaaS, de sus siglas inglesas). ¿En que se basa?

Queremos que cuando las empresas trabajen en la nube se centren en su negocio; nosotros ya la gestionamos. El PaaS democratiza. Las empresas que no tienen recursos pueden tener acceso a estos servicios gestionados en una nube transparente y a precios competitivos. Esta apuesta está triunfando en España con nuestras soluciones de Kubernetes.

 

Una de las ramas que también quiere democratizar OVHcloud y llevarla a la nube es la computación cuántica.

Sí, hemos llegado a un acuerdo con Athos para ello. Creemos que la tecnología cuántica va a revolucionar nuestro mundo, y que Europa tiene a tiempo de liderarla. Por eso queremos acercar esta tecnología a través de la nube para ese posicionamiento. Invitamos al ecosistema español a acceder a estos servicios.

 

Por último, también estáis acelerando vuestro programa de startups.

Ya hemos apoyado a unas 2.000 en el mundo. Es un plan fantástico. Invitamos a las españolas a que se acerquen a nosotros para que tengan consumo gratuito de nuestras soluciones cloud durante un año. Además, les ofrecemos asesoramiento tanto a nivel comercial como tecnológico. De hecho, lo que más les llama la atención son nuestras soluciones PaaS.



Revista Digital

Revistas Digitales

DealerWorld Digital

 

Partnerzones



Otros Contenidos

Registro:

Eventos: