DISTRIBUCIÓN | Artículos | 15 ABR 2005

UMD potencia su negocio de almacenamiento externo

Argosy, última firma en incorporarse a la nómina de fabricantes del mayorista
Miguel A. Gómez.
De cara a los meses venideros, los responsables de UMD han decidido ir potenciando algunas de sus divisiones. Éste es el caso de la de almacenamiento externo, que ha visto como en los últimos meses veía incrementado su catálogo. Para conocer lo objetivos de esta división y tener detalles de primera mano de cómo se pretenden conseguir, conversamos con Javier Gómez, responsable de la división en el mayorista. La última incorporación a esta división la protagonizaba en las primeras semanas de este año los productos de Argosy. Tal y como nos explicaba Javier Gómez, “cerramos este acuerdo hace apenas 3 meses. Cuando finalizábamos el año 2004 analizamos los resultados obtenidos en la división de almacenamiento externo y, aún siendo más satisfactorios de lo esperado, nos dimos cuenta de la necesidad de incorporar más socios con el fin de complementar nuestro catálogo de productos. Al incorporar Argosy cubrimos un nicho importante del mercado, el segmento de gama económica de discos duros, dado que los productos de este fabricante taiwanés tienen una relación calidad/precio incuestionable y aportan funcionalidades específicas destacadas”. De los productos ofrecidos por este fabricante, “añadimos hasta 15 referencias nuevas a las ya disponibles en UMD. Disponen de discos con tamaños que van desde 1,8 pulgadas hasta 3,5, pasando por otros productos especiales, como el disco duro de 3,5 pulgadas con lector de tarjetas y el PhotoHardDisk de 1,8 pulgadas con batería propia, lector de tarjetas y pantalla LCD, que es el compañero ideal para acompañar a una cámara de fotos digital”. Con esta llegada, la gama de almacenamiento externo del mayorista pasa por ofrecer dispositivos “para todos los segmentos del mercado. Ofrecemos discos duros, regrabadoras de DVD, memorias USB, sistemas NAS, REV, o discos de red, por poner algunos ejemplos”. Un negocio de futuro Si hacemos caso a las consultoras, el del almacenamiento, en todas sus vertientes, es un negocio que está funcionando muy bien en estos meses y que, lo que parece más importante, seguirá haciéndolo. Tal y como nos explicaba Javier Gómez, “en UMD nos dimos cuenta hace más de 3 años de la importancia que estos dispositivos iban a tener en el futuro y para ello creamos una división específica orientada exclusivamente a los dispositivos de almacenamiento externo. Firmamos acuerdos con fabricantes de primer nivel, como Freecom e Iomega, y ahora mismo estamos buscando e incorporando más socios a nuestra compañía siempre con la filosofía de UMD de no masificar el número de proveedores y centrarnos en nuestros socios. Sin duda alguna, los dispositivos de almacenamiento externo se están convirtiéndo en un elemento indispensable en nuestro negocio, más aún si tenemos en cuenta las ventas de ordenadores portátiles de los últimos años. Eso sí, de entre todos los dispositivos existentes, el disco duro externo es el que más éxito y evolución tiene, tanto en sus formatos portátiles como de sobremesa”. Asimismo, en palabras de este portavoz, ”según datos a los que hemos tenido acceso, podemos hablar de que se espera un crecimiento en ventas de disco duros externos del 50 por ciento entre los años 2004 y 2008 llegando a un volumen de 415 millones de unidades a nivel mundial para ese año. Analizando el volumen estimado para 2008, aproximadamente el 28 por ciento serán dispositivos portátiles y el 72 por ciento de sobremesa. Si nos acercamos al presente año, el 23 por ciento serán dispositivos portátiles y el resto de sobremesa”. Una necesidad común en todos los clientes El almacenamiento externo es una necesidad común en todos los clientes. Según nos comentaba Javier Gómez, “cualquier cliente puede necesitar este tipo de productos en un momento dado y, por lo tanto todos, son clientes potenciales. Si nos remitimos al año pasado, más de 3.000 clientes compraron alguno de los productos antes mencionados”. Sin embargo, para concluir, este responsable nos indica, que este tipo de dispositivos “son productos para la venta sobre todo en el segmento retail, tanto si hablamos de grandes superficies como si lo hacemos del pequeño distribuidor tradicional, si bien también tiene una entrada importante en el segmento empresa, sobre todo los discos de capacidades más altas. Sin embargo, calculo que actualmente el 70 por ciento de las ventas se concentran en el segmento de consumo”. Un segmento cambiante ---------------------------------- Las necesidades de los usuarios en cuanto a almacenameinto han variado considerablemente con el paso del tiempo. Así, los contenidos multimedia han hecho incrementar de forma considerable la necesidad de capacidad de almacenamiento. Tal y como señala Javier Gómez, “hace años los archivos que manejábamos, tanto en casa como en el trabajo, eran archivos con una capacidad pequeña y bastaba el disco duro del PC o la disquetera para almacenarlos. Para los usuarios profesionales de diseño y maquetación se empleaban dispositivos como los Zips y las grandes corporaciones que buscaban dispositivos para realizar sus copias de seguridad se dirigían a los antiguos sistemas DAT de cintas de backups. Ahora, los archivos que manejamos son de una gran dimensión y necesitamos discos con mayor capacidad e, incluso, dispositivos de almacenamiento complementarios. En el mercado de consumo, los productos más demandados son los discos duros externos y las memorias removibles, mientras que en el mercado profesional, los REV y, sobre todo, los NAS son los más buscados por el consumidor”. Por último, quisimos saber si el mayorista planea ampliar esta línea de negocio. En palabras de su máximo responsable, “siempre estamos buscando nuevos productos que nos den un valor añadido a nuestra oferta global de almacenamiento y el objetivo de este año es reforzar nuestro posicionamiento en el mercado de consumo así como crecer mucho en el mercado profesional”.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios