DISTRIBUCIÓN | Artículos | 01 ABR 2003

Pese a la caída del sector informático español de casi un 8 por ciento en 2002, una buena parte de los mayoristas aguantan el tipo. El segmento de hardware ha sido el más afectado con una caída interanual del 18,5 por ciento

Mª Luisa Melo.
Llegado el momento de analizar la evolución de mercado español durante el pasado año 2002, Dealer World se remite a los resultados dados a conocer por SEDISI, la Asociación de Empresas de Tecnologías de la Información, que reflejan el retroceso acaecido en dicho sector durante el año pasado en España. Sin embargo, y si revisamos el ciclo de facturación anual registrado por los mayoristas y fabricantes en nuestro país durante el año pasado, según el ranking de ComputerWorld, podemos evidenciar que, si bien la tendencia a la involución es la tónica dominante, su descenso ha sido menor que la media del sector TI en España, que fue de casi un 8 por ciento.
Esto nos lleva a deducir que, si bien la línea de caída de la facturación y de las ventas es denominador común en no pocos mayoristas y fabricantes, los esfuerzos por mantener los resultados previstos para 2002 han sido fructíferos, y permiten visualizar a medio plazo la evolución para 2003 desde un punto de vista, al menos, esperanzador.

SEDISI, la Asociación de Empresas de Tecnologías de la Información, ha presentado los datos de la evolución del sector informático en España durante el pasado año. La recesión es la tónica dominante que se ratifica con unos datos que reflejan el retroceso del sector, que ha caído un 7,9 por ciento, alcanzando unas ventas totales en el mercado interior neto de 8.225.000 euros.
El segmento de hardware ha sido el más afectado con una caída interanual del 18,5 por ciento, si bien el relativo a los servicios informáticos también acusa un descenso, el primero desde principios de los años ochenta, del 6 por ciento, excepto en lo que respecta al outsourcing estratégico.
Frente a estos resultados, el segmento del software es el único, junto con el de mantenimiento de hardware y consumibles, que crece, un 5,6 por ciento concretamente.
Según Jacinto García, presidente de la comisión de estudios de SEDISI, “estos datos son preocupantes no sólo porque reflejan que se ha consumido menos en TI, sino también porque no ayudan a reducir el margen de diferencia existente en lo que respecta a este sector en relación al resto de países europeos”.
En cuanto al empleo, se puede observar que ha seguido una línea de evolución similar y de decrecimiento, hasta caer “por primera vez en mucho tiempo” un 2,6 por ciento. “Este sector siempre ha generado empleo en los últimos años, lo que aún es más denotativo, siendo la principal causa la reducción en el segmento de servicios, intensivo en capital humano”, recalca García. En cualquier caso, si bien el empleo ha registrado un descenso, “podemos decir que no ha sido tan acusado como en el caso de los servicios, lo que refleja el esfuerzo de contención protagonizado por el sector de TI”, especifica.
Por otro lado, hay que resaltar la redistribución que se está produciendo en el mercado. Y es que “está perdiendo peso el sector del hardware, mientras que se confirma la importancia del sector servicios, que supone alrededor del 45 por ciento del total del sector, incluyendo tanto servicios como mantenimiento de hardware”, recalcan fuentes de SEDISI. El segmento de hardware acumula alrededor del 35 por ciento del total del peso del mercado de TI, cuatro puntos porcentuales menos que en 2001, mientras que el software aúna el 15 por ciento. El 5 por ciento restante son consumibles.
Si bien el porcentaje global de evolución del mercado de TI refleja datos no muy positivos, “podemos apreciar que si analizamos los resultados desde un punto de vista trimestral, la tendencia está cambiando”. Y es que el sector tan sólo percibió una involución del 0,6 por ciento durante el cuarto trimestre de 2002 si lo comparamos con el año anterior. Los buenos resultados del tercer y cuarto trimestre no salvan, en cualquier caso, los pobres resultados globales.
En cuanto a las previsiones para 2003, SEDISI reconoce que la sombra de un posible ataque de Estados Unidos contra Irak puede producir un retraso de la inversión en TI de hasta dos o tres trimestres.
Si bien SEDISI no prevé una evolución tan positiva como otras consultoras que apuntan un probable crecimiento de dos dígitos en la evolución del sector a lo largo del año en curso, sí coincide en afirmar que las fechas más posibles para que esto se produzca serán a partir del segundo semestre de 2003, aunque el aumento estimado podrá ser de entre un 4 y un 6 por ciento.

Más de la mitad de los catorce primeros
mayoristas registran descensos en su facturación de 2002
Según el ranking elaborado por ComputerWorld, pese a que puntualmente, como veremos más adelante, ha habido algunos mayoristas que han contado con aumentos en su facturación, que incluso podríamos definir como considerables, véase el caso de UMD, DMI Computer, Diode o GTI, la mayoría han visto como su facturación se reducía en 2002 en comparación con la registrada el año anterior.
Pero vayamos por partes. A la cabeza de la clasificación destaca Tech Data, cuya facturación ha caído ligeramente, un 3,1 por ciento. En la misma línea de cierto descenso, le sigue Ingram Micro, en este caso, con una involución registrada de un 5,5 por ciento. En el otro lado, Memory Set disfruta de un incremento en su facturación anual de un 12,7 por ciento, pasando de 324 millones de euros en 2001 a 365 millones de euros en 2002. ARC, en cambio, acusa una caída ligeramente superior en sus cifras, exactamente de un 7,8 por ciento.
Sin embargo, nada que ver con la evidente involución sufrida por ADLI si comparamos sus cifras en 2001 y 2002. De hecho, podemos evidenciar que, con un décimo puesto en la clasificación por rango de mayoristas, que no la global en la que ocupa la posición número 44, registra la mayor caída de entre las registradas por los mayoristas, exactamente de un 72,4 por ciento.
Por otra parte, UMD ha sido uno de los mayoristas que más ha incrementado su facturación, exactamente en un 32 por ciento. Tendencia común a la evolución de Diode, que también ha cosechado buenos resultados, con un crecimiento anual de algo más del 17 por ciento en su facturación, y GTI, que también sigue ampliando sus cifras, creciendo un 15 por ciento.
Por otro lado, Actebis, en el puesto número 42 del ranking de ComputerWorld, sufre un descenso de su facturación, exactamente de un 10 por ciento, al igual que Azlan Iberia, con una involución de un 3,7 por ciento, y Afina Sistemas, con un leve descenso del 1,2 por ciento.
Compumarket, con una facturación en 2002 de 30,44 millones de euros, se une al equipo de los mayoristas que pierden fuelle, y cae casi un 13 por ciento.
Finalmente, DMI y Salicru ganan la partida a las cifras y crecen en sus resultados un 18,8 por ciento y un 17,4 por ciento, respectivamente.

Otras empresas acusan cierta involución en su facturación anual de 2002
Pese a los evidentes crecimientos en facturación que han registrado algunos fabricantes, el ranking de ComputerWorld, del que hemos tomado un extracto con las diez primeras empresas del sector de las Tecnologías de la Información en España durante el pasado año, demuestra que la crisis sí ha afectado, ya sea en mayor o menor medida, a dichas compañías.
Y es que la falta de inversión, la débil demanda y el clima de inestabilidad político y econ

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios