DISTRIBUCIÓN | Artículos | 15 ABR 2003

Microsoft lanza una campaña contra la piratería en el canal de distribución

Yolanda Sánchez.
El canal de distribución tiene mucho que hacer frente al elevado porcentaje de venta ilegal en España. Por eso, y consciente de este problema, la división de antipiratería de Microsoft (Tel.: 900 97 15 65) acaba de poner en marcha una nueva campaña que busca que el mayor número de distribuidores posibles regularicen su situación. Para lograr este objetivo, la multinacional ha establecido un procedimiento para la detección de establecimientos y puntos de distribución que se dedican a la copia ilegal de programas de software para ordenador. Según lo que se señala en el último estudio sobre piratería de software de la BSA, la mitad de los programas de software que funcionan en los ordenadores españoles son piratas. En concreto, el 49 por ciento del software que se utilizó en España durante el año 2001 tuvo un origen ilegal, lo que se traduce en unas pérdidas de más de 113 millones de euros para la industria tecnológica local. A pesar de haber bajado dos puntos porcentuales con respecto al año anterior, estas cifras colocan a España a la cabeza de la piratería informática dentro de la Unión Europea, solamente precedida por Grecia, cuyo índice asciende al 64 por ciento.
A raíz de todo ello nace la medida que acaba de anunciar Microsoft. Así, una de las iniciativas de esta campaña es que personal autorizado por Microsoft lleve a cabo inspecciones para verificar la legalidad en la venta de sus productos y en caso de detección de fraude, como primer paso, propondrá un acuerdo para regularizar la situación, antes de emprender acciones legales contra el establecimiento.
Andalucía ha sido la primera Comunidad Autónoma en la que se ha puesto en marcha esta campaña, debido al elevado índice de distribuidores que no están dentro de la legalidad. Dentro de Andalucía, la iniciativa comenzó en las dos ciudades con mayor población: Sevilla y Málaga. La multinacional estadounidense ya ha alcanzado acuerdos con 11 distribuidores de estas dos ciudades mediante los cuales, los puntos de venta se han comprometido a actuar dentro de la legalidad y respetar al máximo los derechos de propiedad intelectual del software que instalan en los ordenadores que venden.
Microsoft apoya activamente a los distribuidores legales, quienes ven cómo esta práctica repercute en su competitividad frente al usuario y el lucro ilegal que generan estos otros establecimientos, así como el fraude a la Hacienda pública cifrado en 473 millones de euros.
La concienciación en temas de piratería de los usuarios es cada vez mayor y demandan cada vez más un control y rigor en los productos que compran, es por ello, que la división de antipiratería de Microsoft va a continuar persiguiendo y denunciando la piratería a través de diferentes campañas y programas como es el Servicio de Identificación de Producto, El Visitador Misterioso y Campañas de Software Ilegal, entre otras.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios