DISTRIBUCIÓN | Artículos | 15 JUN 2000

Magirus se incorpora al canal de valor añadido de Compaq

Con este acuerdo Compaq llena el hueco dejado por la salida de Metrologie
Miguel A. Gómez.
El mayorista Magirus ha inaugurado sus instalaciones en España y para ello ha contado con la compañía de Compaq, que refuerza con esto la relación que mantenía con el mayorista a nivel europeo, representada en cifras por un 40 por ciento de la facturación del mayorista en productos de Compaq. Así, y teniendo en cuenta la focalización de Magirus en los equipos de gama más alta y su calificación CIP (Certified Integration Program), se encargará de la integración de los servidores de Compaq y sus soluciones de almacenamiento. Asimismo, la compañía ha confirmado la puesta en marcha en el último trimestre del año de una planta de integración de 12.000 metros cuadrados en Estrasburgo.

De los cinco fabricantes con los que Magirus tiene relaciones comerciales, Compaq ha sido el primero en mostrarle su apoyo públicamente en su aventura española, iniciada, de forma nominal, el pasado mes de diciembre. Desde entonces, Antonio Herrero, máximo responsable del mayorista en nuestro país, ha creado una estructura en un proceso que culmina con la inauguración de unas oficinas en las afueras de Madrid, con unos 700 metros cuadrados, donde se albergará una sala de demostraciones y dos salas de formación, "disponibles para cursos a clientes, formación a medida y programas para los clientes de los distribuidores", según señaló el propio Herrero.
Este responsable marcó los objetivos de Magirus en la línea de salida, al afirmar que su meta "es dar calidad al mercado. Tenemos una gran oportunidad de dar al mercado ese valor añadido que le han prometido muchas veces pero que no ha llegado".

Compaq, el primer paso
La relación de Magirus con Compaq se basa en su focalización en el mundo de los servidores. En concreto, las líneas de Compaq que Magirus comercializa a nivel europeo son AlphaServer, ProLiant, las estaciones de trabajo profesionales y los productos de almacenamiento. A esto hay que añadir las gamas de servidores, estaciones de trabajo profesionales, almacenamiento y comunicaciones de HP e IBM; servidores de Bull; y productos de conectividad de Cabletron. Como complemento a esta línea, "porque somos una mayorista de hardware y el software sólo es un complemento", según recalcó, Fabian von Kuenheim, presidente de Magirus, el mayorista cuenta con software de Computer Associates, HP, IBM/Lotus y Tivoli, en seis áreas diferentes: comercio electrónico e Internet, groupware, bases de datos y middleware, gestión de documentos, almacenamiento, redes y sistemas.
En representación de Compaq, a este acto ha acudido Santiago Cortés, presidente de la compañía, quien recalcó que Magirus "encaja en nuestro área de mayorista de valor añadido", en un momento en que las ventas de servidores Compaq en España (un 34,6 por ciento del total del mercado en el primer trimestre del año, según datos que maneja la propia Compaq), "se equiparan en cuota de mercado a las que ostentamos en el mercado europeo".
Según sus palabras, "la labor del mayorista es involucrarse en el mercado con formación, captación, soporte, integración, y reducción de plazos de entrega". Asimismo, reconoció el "fuerte compromiso de Magirus con Compaq", así como su "especialización en este fabricante". Por último, anunció la puesta en marcha de una serie de servicios de valor añadido orientados este segmento del canal de distribución.

La situación del resto de fabricantes
Como hemos indicado anteriormente, Magirus cuenta con una serie de contratos a nivel europeo que todavía no tienen reflejo en nuestro país. Preguntados sobre este particular, los responsables del mayorista señalaron que están en negociaciones con otros fabricantes de su cartera europea con el fin de poder llegar a acuerdos para distribuir los productos a nivel local.
Este proceso de conversaciones no permite establecer unas previsiones para este ejercicio. Ni siquiera en el caso de Compaq, con quien al cierre de este número se estaban matizando las líneas del acuerdo, se tienen claras las previsiones, por lo que es difícil para los responsables de Magirus "establecer una cifra de previsión de ventas", ya que ésta dependerá "de los acuerdos que consigamos cerrar este año".

Foco en los servicios
Pero el verdadero foco de Magirus son los servicios. Tal y como matizó Fabian von Kuenheim, "decidimos focalizarnos en el valor añadido frente al volumen. Ofrecemos nuestra experiencia al mercado, así como nuestros servicios de calidad, servicios que cobramos porque nada es gratis en Magirus. Es el cliente el que tiene que tomar la decisión de qué es lo necesita para su negocio y su compañía".
Este concepto de valor añadido se ve reforzado en Magirus tras la compra de las unidades de valor añadido de Ingram Micro en Gran Bretaña, Bélgica e Italia. Ahora, el siguiente paso engloba las conversaciones mantenidas con Computer 2000 para hacerse con algunas de sus unidades de valor añadido, según confirmó en la presentación de las oficinas Fabian von Kuenheim.
La lista de estos servicios está encabezada por la formación, consultoría, financiación, servicio técnico, integración, demostraciones y marketing, para lo que se ha creado una compañía independiente especializada en ofrecer servicios integrales de marketing a los clientes del mayorista.
Sobre el apartado de la financiación, Von Kuenheim matizó que “no se trata de una línea de crédito, sino de herramientas de financiación".

Nueva planta de integración en Estrasburgo
El anuncio de la inauguración oficial de las instalaciones en España coincide con la confirmación de la puesta en marcha en el último trimestre del año de una planta de integración en Estrasburgo con 12.000 metros cuadrados de superficie, donde Magirus pretende poner en práctica sus calificaciones como ensamblador e integrador en las gamas de servidores de fabricantes como el ya comentado de Compaq, IBM y HP.
Estas instalaciones francesas recogerán el testigo de las que actualmente tiene el mayorista en la ciudad alemana de Stuttgart, desde donde se asegura un plazo de entrega para los productos, "si es que se encuentran en stock, de 48 horas. En caso contrario, el plazo medio para realizar la entrega se sitúa en 21 días".

Compañía independiente para reforzar el marketing
Conscientes de la importancia del marketing en este sector, Magirus ha creado una compañía que se encarga de atender las necesidades del mayorista, los distribuidores y sus clientes en el terreno del marketing.
Las actividades de CAMP engloban orientación y realización del proyecto, tanto a nivel tradicional como en las actividades orientadas al marketing electrónico.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios