DISTRIBUCIÓN | Artículos | 01 DIC 2005

Ingram Micro y HP, juntos para el cumplimiento de la normativa medioambiental

Ambas firmas sellan una alianza europea para acercar la nueva directiva al canal
Encarna González.
Ante la necesidad de cumplir con lo establecido en la normativa europea RAEE, Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos, Ingram Micro y HP han firmado un acuerdo a nivel europeo para llevar esta iniciativa a su canal de distribución. Dealer World conversa con responsables de esta iniciativa en ambas compañías para conocer más a fondo sus implicaciones de cara al canal de distribución español.

Desde que el pasado 13 de agosto entrara en vigor la directiva europea que hace responsabilidad del fabricante un producto una vez se convierte en deshecho, los implicados en este aspecto se han puesto manos a la obra. Aunque a simple vista puede parecer que la RAEE, o WEEE en su acepción inglesa, sólo afecta al fabricante, ya que los costes del retorno, tratamiento y reciclaje tienen que ser asumidos por los productores, también es cierto que, los distribuidores están obligados a aceptar un producto similar de desecho por la compra de un producto nuevo, o bien ofrecer una alternativa de recogida.
Ante la importancia que desempeña el canal de distribución en el correcto desarrollo de la normativa, así como en la repercusión que puede tener su no cumplimiento, mayoristas, fabricantes y distribuidores trabajan para su correcta realización. En este contexto, Ingram Micro ha puesto en marcha una iniciativa conjuntamente con HP para optimizar el despliegue de la RAEE en el canal de distribución y así minimizar el impacto que podría tener en sus clientes. Según explica Karel Everaet, vicepresidente de Asuntos Legales de Ingram Micro Europa, el mayorista ya trabaja desde 2004 en un proyecto “para identificar el mejor proceso que le permitiese controlar la normativa desde el momento en que fuera efectiva. Para ello, creamos un grupo de trabajo con personas especializadas en las áreas legislativa, financiera y de operaciones, para asegurarnos de que, tanto nosotros como nuestros proveedores, cumplíamos con la normativa mediante, por ejemplo, preparando procesos de informes y acuerdos con los fabricantes”.
Uno de estos acuerdos es el recientemente firmado con HP a nivel europeo. Irma Jiménez Guler, directora de Relaciones Institucionales y Medioambiente de HP, sostiene que esta alianza “guarda relación directa con la definición de ‘productor’ que contempla la normativa, ya que no se considera productor al distribuidor si la marca del mismo aparece en el producto cuando el propietario de esa marca esté registrado”. En este sentido, la responsable añade que HP también lleva tiempo trabajando en sistemas para el cumplimiento de la directiva. “La intención”, prosigue “es compartir esta ventaja con los partners de canal ofreciéndoles la posibilidad de que HP se haga cargo de las obligaciones relativas a la gestión de residuos tales como inscribirse en el registro nacional, declarar las cantidades de productos de HP introducidos en el mercado, cumplir con las obligaciones de recogida y reciclaje con arreglo a la legislación vigente en cada país.
Con este acuerdo, fabricante y mayorista se responsabilizan de la implementación de esta normativa para los productos de la marca HP y se comprometen ha desarrollar soluciones que limiten el impacto en el negocio de los distribuidores y clientes de esta nueva directiva y en todo el canal de distribución de toda Europa.

El papel del canal
Para Karel Everaet, esta normativa afecta a “todos los jugadores dentro del canal de distribución, por lo que han de cumplir con ella, les guste o no, ya que aquellas que no cumplan con lo establecido, recibirán fuertes sanciones por parte de las autoridades locales”. En este sentido, el responsable también apunta que “si bien generalmente el coste de retirar un producto no es asumido por el fabricante, como está haciendo HP, este coste, y el cumplimiento de la normativa RAEE, recaerá en el precio de venta del producto, por lo que el distribuidor deberá asumir el coste que conlleva retirar este producto”. No obstante, en opinión de Everaet, lo que pasará es que, o bien el fabricante asume el coste que supone el cumplimiento de esta normativa, “o bien deberá pagarlo el cliente final, ya que el canal no va a asumir estos costes”. Asimismo, el responsable en el mayorista comenta que también se está percibiendo un interés por parte de los fabricantes para cumplir con los aspectos que marca la directiva, como el hecho de que todos los productos tienen que llevar el signo del contenedor marcado con una cruz, así como el hecho de que los principales fabricantes europeos están investigando la forma para encontrar la vía de costes más eficiente y cumplir con las nuevas legislaciones.
Para Irma Jiménez, “HP, al igual que el resto de los fabricantes, es responsable de la recogida y tratamiento de dichos residuos. Esta obligación la cumplirán los fabricantes de manera colectiva a través de los sistemas integrados de gestión, lo que, en el caso de HP, se realiza a través de la ERP.”.
Ante la importancia que ambas figuras ven en la colaboración con esta iniciativa, no descartan expandir la alianza con otras compañías. De hecho, la responsable de HP concluye que “tenemos la intención de hacer llegar esta propuesta de colaboración a todos nuestros socios de canal”.


Iniciativas para el cumplimiento normativo
-----------------------------------------------------------
Aunque el Real Decreto 208/2005 de 25 de febrero entró en vigor el pasado mes de agosto, debiendo ser efectivo para todos los países de la Unión Europea (UE), lo cierto es que, actualmente, los países en los que está en vigor son Austria, Bélgica, España, Finlandia, Países Bajos y Suecia, si bien otros países miembro de la UE esperan implementarlo entre finales de este año y a lo largo de 2006. A este punto, la responsable de HP se refiere aludiendo que “dada la complejidad de este reto logístico sin precedentes, países de nuestro entorno más cercano como Alemania, Francia, Italia y Reino Unido, han establecido un aplazamiento de la entrada en vigor hasta inicios del próximo año, e incluso fechas posteriores”. No obstante, Irma Jiménez apostilla que, desde HP están cumpliendo en tiempo y forma con todas las obligaciones derivadas de la normativa.
En este sentido, y para la recogida y tratamiento de los residuos, HP ha optado por un sistema colectivo adhiriéndose a la Plataforma Europea de Reciclaje (ERP), un sistema integrado para la gestión de los RAEE y del que forman parte firmas como Samsung, Sony y Toshiba, entre otros. “A fin de recoger los residuos a partir de los puntos de entrega, la ERP ha solicitado en todas las comunidades autónomas la autorización para operar como sistema integrado de gestión lo que, cuando se obtenga, la plataforma establecerá los acuerdos pertinentes con cada comunidad autónoma con objeto de proceder a la recogida y tratamiento de los residuos a partir de los puntos de entrega municipales o de los comercios”, sentencia la responsable.


HP
www.hp.es

INGRAM MICRO
www.ingrammicro.es

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios