Contenidos digitales | Noticias | 27 JUN 2014

Google ya aplica el "derecho al olvido"

Google ha comunicado que esta semana ya ha comenzado a borrar la información de aquellos europeos que no quieren aparecer en los resultados de las búsquedas. Con esta acción, Google aplica la sentencia del Tribunal Europeo en la que le daba la razón a la Agencia Española de Protección de Datos y validaba lo que se conoce como "derecho al olvido".
Google sede
Bárbara Madariaga

 

“Esta semana hemos comenzado a aplicar las peticiones que hemos recibido”. Con esta frase, un portavoz de Google informa de que el buscador ya aplica lo que se conoce como “derecho al olvido”, que no es otra cosa que la decisión de un usuario de no aparecer en los resultados de búsqueda de Google. Eso sí, no todo el mundo puede “desaparecer” de Internet. Así lo comunicó Google el 30 de mayo, cuando habilitó un formulario para que los internautas pudieran solicitar que sus datos fueran borrados y en el que se asegura que para proceder a la eliminación de los mismos, estos tienen que ser “inadecuados, no pertinentes o ya no pertinentes, o excesivos desde el punto de vista de los fines con los que fueron tratados”.

Desde el pasado 30 de mayo, Google ha recibido más de 41.000 solicitudes de europeos que quieren desaparecer de Internet. Ésta es la consecuencia de la decisión del Tribunal de Justicia de la Unión Europea quien, tras tres años desde que comenzara el proceso, daba la razón a la Agencia Española de Protección de Datos al considerar que el gestor de un motor de búsqueda en Internet es el responsable del tratamiento que aplique a los datos de carácter personal que aparecen en las páginas Web publicadas por terceros.

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea, aseguró en su sentencia que en caso de que una persona quiera ejercer el “derecho al olvido” en Internet se puede dirigir directamente a Google, o a cualquier otro buscador, para que elimine dicha información. En caso de que ése no satisfaga su demanda, puede acudir a los organismos pertinentes.

A pesar de cumplir con la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, Google se ha mostrado muy crítica con la misma. Fue Larry Page, CEO de Google, quien se mostró en contra de la misma asegurando que ésta va a tener un impacto muy negativo en las startups.

 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios