Contenidos digitales | Noticias | 04 MAY 2006

100.000 firmas contra el canon digital

La guerra contra el canon sigue librándose. El último escenario ha sido el Senado, lugar donde la plataforma "Todos contra el Canon" ha presentado las 100.000 firmas que ha recogido en tan solo dos semanas y que muestra el descontento ya no solo de la industria de Nuevas Tecnologías, sino también la de ciudadanos, que ven injusta esta Ley.
Bárbara Madariaga
Pues bien. Las firmas recogidas por la plataforma corresponden a 31.421 ciudadanos que han suscrito el manifiesto de manera individual y a 106 empresas y organizaciones que han firmado de forma colectiva en representación de los 66.899 miembros de dichas asociaciones. Y todo esto en tan solo dos semanas.

En concreto, estas organizaciones manifiestan el rechazo a gravar los soportes, los equipos o redes y la tecnología en general con cánones, cuyos beneficiarios sean un sector económico o una actividad de intermediación específicos. “Contraviene al interés general, ya que ello conlleva que cualquier colectivo o sector que se vea afectado por un cambio tecnológico pueda reclamar un canon similar sobre la tecnología que ha provocado este cambio, e impide el desarrollo de nuevos modelos de negocio”, destaca el comunicado, que continua afirmando que “Internet propicia un cambio de modelo, con canales de distribución alternativos a los modelos tradicionales. Un canon no debe proteger un canal frente a otro, y la evolución al mundo digital desde el analógico debe permitir que la gestión de derechos pueda realizarse por otros métodos distintos al canon, una medida que no soluciona el problema de fondo y legitima, de alguna manera, la propia descarga ilegal de música u otros productos culturales. Sin duda debe cobrar por su trabajo quien tiene derecho a ello; deben pagar por un servicio quienes deben hacerlo, y conviene que todos utilicen las Nuevas Tecnologías”.

Apoyo al desarrollo de las TIC
Las asociaciones firmantes, además, realizan una defensa del equipamiento tecnológico, es decir soportes, equipos y redes de telecomunicaciones, los cuales, y según la opinión del manifiesto “sirven tanto para los contenidos que tienen derechos (copyright) como para los que están libres de ellos (copyleft, creative commons,)”. Por tanto, si se grava de forma indiscriminada, “se penaliza, en beneficio de unos pocos, a todos los usuarios”.

El manifiesto no sólo critica la Ley, sino que también esgrime una serie de razones por las que no están de acuerdo con la aplicación del canon. “Un canon introduce una múltiple imposición, ya que se pagan los derechos al comprar o adquirir el contenido, y se vuelve a pagar por el hecho de almacenarlo en un dispositivo, o de moverlo a través de una red de telecomunicaciones”.

La piratería es la principal razón del Gobierno para dar vía libre a la aplicación del canon digital. Pues bien, según el manifiesto, “se ha demostrado con el canon analógico, no erradica, en ningún caso, la piratería o el top manta, y en algunos casos, incluso la incentiva, al incrementar el coste de los soportes, y propiciar que la compra de CD, como otros servicios de Internet, sean deslocalizados a otros países que no tienen estos gravámenes”.

Peticiones
Y llegamos a la parte de las peticiones. El principal reclamo de las organizaciones firmantes reside en contar con “una mayor transparencia hacia el consumidor en relación a los impuestos que actualmente se pagan en concepto de derechos de autor, no estando dispuestas a admitir la equiparación del usuario de tecnologías, que se ampara en el vigente derecho de cita, o en el derecho de copia privada, con aquellos que actúan al margen de la ley, y se lucran ilegítimamente vendiendo contenidos de terceros”.

No obstante, en el caso de que finalmente se regule el canon, la plataforma reclama que se “prohíba la doble, triple o más imposiciones que se producen al pagarse en varios dispositivos y soportes que intervienen en la realización de una sola copia”. Además, la plataforma pide que haya "” un control y transparencia tanto en la recaudación como en el reparto” de la misma, informando al consumidor de lo que paga, entre otras cuestiones y quiere participar en la fijación de las cuantías, así como se habilite un organismo que se encargue de resolver los problemas que puedan surgir en la aplicación del canon.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios