| Artículos | 01 FEB 2005

Tarjetas gráficas PCI Express

Tags: Histórico
La evolución que marca el mercado
Miguel A. Gómez.
Si hiciéramos un sondeo entre los usuarios sobre qué elementos son los que más rápidamente evolucionan dentro de las TI, seguro que los procesadores y las tarjetas gráficas ocuparían los primeros lugares en las respuestas. Es evidente que el desarrollo en el terreno de los procesadores es, quizá, el más llamativo, pero también es cierto que el más espectacular, por lo que de mejora de imagen supone, es el de las tarjetas gráficas, dado que las aplicaciones prestan cada vez más atención al apartado visual, y estos componentes deben satisfacer sus necesidades.

Como suele ser habitual, hemos querido pulsar las opiniones de algunos representantes en el mercado de las tarjetas gráficas para que nos muestren cómo ven ellos el mercado. En este sentido, hemos querido darle a este reportaje una doble vertiente y, por ello, hemos contactado tanto con fabricantes como con mayoristas.

Menos velocidad de la prevista
Comenzando nuestro repaso por los mayoristas, Manuel Burón, jefe de producto de DMI Computers, nos comenta que “el mercado de las tarjetas gráficas se encuentra en un momento de transición. En estos momentos, en el mercado de distribución, las soluciones AGP siguen siendo predominantes, y se espera que sigan siendolo hasta finales del 2005. Será en este período cuando el PCI Express se imponga definitivamente. En el mercado de integración y soluciones corporativas, estas fechas probablemente se adelantarán, aunque sea a costa del precio, debido al temor a una obsolescencia prematura”.
Por su parte, José Manuel Cabañas, jefe de producto de gráficas de Otelcom, explica que se espera que 2005 sea un buen año para las tarjetas gráficas, después de un relativo desierto el año pasado, y que se remonte el vuelo del que disfrutamos en 2003, según nos comentan fabricantes y partners. La evolución viene marcada por el nuevo bus PCI Express, al que le está costando desplazar al viejo bus AGP por varias razones, tales como pereza a la hora de introducir una tecnología nueva por parte de los distribuidores, desconfianza del usuario final ante la tecnología novedosa, stocks antiguos de fabricantes que no se agotan con la alegría que todos esperábamos, precios más altos, coordinación en el lanzamiento de nuevos procesadores, placas y gráficas con el nuevo bus, o cajas de nuevo formato, por poner algunos ejemplos”.
“En cualquier caso”, continúa, “a comienzos de año, PCI Express representa, un 10 por ciento del volumen total de gráficas vendidas en España, lejos del 20 ó 25 por ciento que se preveía a finales de 2004. Los partners están preocupados por esa lenta introducción de la nueva tecnología y nos lo han comunicado a los distribuidores. En estos momentos, ya no es un problema de abastecimiento porque el nuevo formato está, en casi todas sus gamas, al menos en la de entrada y en la de consumo, con suficiente stock, pero el mercado no acaba de reaccionar y esperemos que lo haga en breve”.
Por su parte, y sin entrar en consideraciones sobre si el asentamiento del nuevo estándar responde a lo esperado, desde Asus, Fernando Claros de Luna, responsable de marketing técnico, nos comenta que, actualmente, “se pueden encontrar en el mercado tarjetas VGA de cualquier tipo, desde las más asequibles a las más potentes. Sin embargo, las tarjetas integradas en las placas base están incrementando rápidamente sus prestaciones. Esto nos conduce a pensar que, en no mucho tiempo, estas tarjetas integradas satisfarán las necesidades de cualquier usuario que no requiera una potencia gráfica considerable. Así pues, la cuota de mercado que en estos momentos ostenta la gama de entrada, será absorbida por las gamas de medio y alto nivel”.
Por último, Miguel Tormo, director de ventas en España y Portugal de ATI, nos indica que actualmente “un 18 por ciento de las ventas de ATI son bajo tecnología PCI Express, mientras que el resto, un 82 por ciento, siguen siendo con tecnología AGP. Sin embargo, mi estimación es que en junio PCI Express suponga el 40 por ciento de los equipos y para final de año alcancemos un 70 por ciento”.

Un usuario que reclama calidad
Para Miguel Tormo, “el consumidor que está realmente demandando soluciones bajo tecnología PCI Express es la grand cuenta (públicas y privadas) que renuevan su parque informático y que optan por esta tecnología a pesar de ser más cara, pero con el objetivo de que los PC o portátiles no queden obsoletos en un breve espacio de tiempo y puedan tener posibilidades de realizar alguna actualización en el futuro. Si hablamos del mercado de consumo, el usuario que demanda estas soluciones tiene un perfil claramente avanzado al que no le importa pagar algo más por un equipo más potente y con mayores posibilidades de expansión en el futuro”.
Fernando Claros de Luna señala que, sin duda, “el estereotipo del consumidor orientado al mercado de las tarjetas gráficas es el del jugador”.
En palabras de Manuel Burón, “el usuario doméstico es el principal objetivo de las soluciones de gama media y alta, pensadas sobre todo para dar cobertura a la demanda de mejores prestaciones gráficas en juego, edición de vídeo personal y otras aplicaciones similares”.
Por último, José Manuel Cabañas indica que del carro tiran “jugadores o profesionales que suele optar por soluciones gráficas, bien AGP o PCI-Express de gama media y alta, donde el factor precio no es ya tan importante, sino las prestaciones que le ofrezca el producto para poder hacer funcionar las aplicaciones profesionales que utilizan o juegos de última generación que exigen rendimientos altos”.

El peso en el mercado
Quisimos conocer de todos nuestros entrevistados, qué representa este segmento en su negocio. Tal y como señalaba Manuel Burón, “además de la aportación económica a la facturación global de la empresa, es un tipo de producto que nos acerca a una tipología de cliente que valora mucho más la calidad y el rendimiento que el precio”.
En opinión de José Manuel Cabañas, “la tarjeta gráfica tiene un peso fundamental en Otelcom y las ventas se acercan mucho al total de placas vendidas. Nuestro negocio se ha fundamentado siempre en la venta de placas y gráficas, a pesar de que hay una tendencia cada vez mayor a que la gráfica se integre en la placa y que ésta tenga un gran rendimiento, no como sucedía en el pasado, cuando el chip gráfico de la placa se solía obviar por parte del consumidor por no estar a la altura y se acababa montando una tarjeta independiente”.
Para Fernando Claros de Luna, “somos, hoy por hoy, el fabricante de tarjetas gráficas número 1 del mundo con marca propia y cada vez más nos estamos centrando más en ellas. Así pues, tenemos buenas expectativas de crecimiento en cuanto a cuota de mercado”.

El papel del canal de distribución
Miguel Tormo nos comenta que el lanzamiento de una nueva tecnología como PCI Express “implica siempre un riesgo para el ensamblador, pero, a su vez, y es muy importante, supone una oportunidad de captar nuevos clientes y un mercado diferente a los que a lo mejor no llegaban con la tecnología anterior. Para aprovecharlo es necesario ser el primero en ofrecer una plataforma estable, sin riesgos para su cliente y competitiva en precio. Para ello, nec

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios