ACTUALIDAD | Noticias | 21 ABR 2020

El COVID-19 altera los resultados trimestrales de IBM

Mientras las acciones han caído un 3,3%, el trabajo a distancia está acelerando el paso a los servicios en la nube ofrecidos por la compañía.
IBM - Edificio
Redacción

La situación provocada por el COVID-19 ha obligado a IBM a reorientar su estrategia y objetivos de cara a este año. Todo ello mientras sus acciones cotizan a la baja —la última, ha registrado un descenso del 3,3%—-. Así, entre otras acciones, el cambio al trabajo a distancia ha acelerado el paso a los servicios en la nube ofrecidos por la compañía. Por eso, su nube híbrida proporciona una gestión combinada de ordenadores en las instalaciones y remotos para los clientes.

No obstante, los resultados económicos y la cotización de la acción preocupan en el seno de IBM. Sus ejecutivos creen que la mayoría de clientes están relativamente bien posicionados para la pandemia, y que la empresa seguiría pagando dividendos en estas circunstancias.

Hay que tener en cuenta que IBM obtuvo unos ingresos trimestrales ligeramente inferiores a los previstos por Wall Street, pero superó los objetivos de beneficios, ya que las ventas de su negocio de computación en nube de alto margen aumentaron un 19%; a lo que hay que unir que la compañía dispone de un amplio flujo de efectivo libre y liquidez para invertir en su negocio y seguir pagando dividendos, ha declarado su director financiero James Kavanaugh.

"Hemos hecho muchas pruebas de estrés diferentes de nuestro modelo de negocio, ejecutando múltiples escenarios en torno a las incertidumbres de la duración de la crisis sanitaria, pero también el ritmo y la tasa de recuperación en todo el mundo", ha admitido aquel financiero.

Kavanaugh cree que el 70% de los ingresos de IBM está compuesto por industrias que se prevé que se verán afectadas de forma moderada o mínima por el brote del virus, entre ellas la atención sanitaria y las telecomunicaciones. "Nuestro rendimiento a corto plazo se verá influido en última instancia por los patrones de compra de los clientes en este entorno económico", ha reconocido.

Durante varios años, IBM se ha centrado en convertirse en uno de los principales actores en la industria de los servicios en la nube, adquiriendo Red Hat y vendiendo algunos negocios heredados. Además, los ingresos del negocio de la nube, anteriormente dirigido por el nuevo jefe de IBM, Krishna, aumentaron un 19%, hasta alcanzar los 5.400 millones de dólares en el primer trimestre.

En lo que al análisis de los resultados dado a conocer por la compañía, sus ingresos totales cayeron un 3,4%, hasta los 17.570 millones de dólares en el trimestre reportado, ligeramente por debajo de las estimaciones de los analistas, de 17.620 millones de dólares, según los datos de IBES de Refinitiv. Excluyendo el impacto de las desinversiones de divisas y de negocios, la empresa registró un crecimiento marginal en sus ingresos.

 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios