TENDENCIAS | Artículos | 01 ABR 2009

El Gobierno apuesta por Avanza2 para incentivar la compra de tecnología

Bárbara Madariaga.

Ante los problemas que están sufriendo las pequeñas y medianas empresas españolas para acceder a financiación, los cuales hemos tratado de explicar en la primera parte de este Tema de Portada, ¿cuál es la respuesta del Gobierno? Lo cierto es que, como verán en esta segunda parte, tanto desde el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, como desde otras Carteras, se han puesto en marcha numerosos subprogramas que se engloban en su mayoría en el Plan Avanza2. No obstante, otras entidades, como el ICO, también disponen de subvenciones. Todo ello para facilitar la adquisición de equipamiento tecnológico a las PYMES. Algo que obviamente repercute de manera directa en el canal de distribución, al ser éste el encargado de modernizar el tejido empresarial español.

En los últimos años, desde el Gobierno Central se han ido aprobando una serie de ayudas y subvenciones que tienen como objetivo ayudar a que la Sociedad de la Información sea una realidad en España.
No obstante, ha sido en este último año cuando más subprogramas se han puesto en marcha, iniciativas que en la mayoría de los casos tiene a la pequeña y mediana empresa como objetivo. Y es que no hay que olvidar que el tejido empresarial español se compone en su mayoría por este tipo de empresas, con lo que si de verdad tanto Miguel Sebastián, Ministro de Industria, Comercio y Turismo; como Francisco Ros, Secretario de Estado para las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información, desean que sea la tecnología el motor del cambio, lo primero que se debe de hacer es modernizar a las PYMES.

Objetivo de Avanza2
Para ayudar a que esa misión no se convierta en una quimera, el Gobierno aprobó, dentro del Plan Avanza2, una serie de medidas adicionales que tratan de hacer fuerza común con las que todavía están vigentes del Plan Avanza, y con las puestas en marcha por otros Ministerios, como el de Ciencia e Innovación, además de las que ya disponía la Cartera de Industria, Comercio y Turismo o aquellas que cuentan con las ayudas que provienen de la Unión Europea y que se aglutinan en lo que se conoce como Fondos FEDER.
Así, a principios de año, Francisco Ros volvió a resaltar “el compromiso del Gobierno con la Sociedad de la Información, ya que creemos que ésta es la única forma de mejorar la productividad y la competitividad de las empresas españolas”.
Las subvenciones y ayudas que se han aprobado dentro del Plan Avanza2 se engloban dentro de tres líneas de actuación: desarrollo del sector TIC, capacitación TIC para PYMES, y Servicios Públicos Digitales, que buscan “abarcar todas y cada una de las áreas económicas y sociales de España”.
Cuenta con 600 millones de euros de presupuesto, de los 1.200 millones de euros que el Ministerio ha destinado al Plan Avanza2, y tiene como objetivos fundamentales “el apoyo a pequeñas y medianas empresas a través del impulso a proyectos de I+D+i, el fomento de iniciativas empresariales innovadoras en materia de contenidos digitales y servicios públicos en Red, la formación a los ciudadanos, y singularmente a los colectivos con necesidades específicas, y la formación a los trabajadores de las PYMES”.

Subprogramas
Centrándonos ya en lo que son los programas de subvenciones, son tres los que afectan a las pequeñas y medianas empresas. El primero de ellos se conoce como Avanza Formación, y, como su propio nombre indica, incluye proyectos y acciones de formación en TIC y aprendizaje en línea. El presupuesto se eleva a 10 millones de euros y los beneficiarios de las ayudas son empresas, entidades sin fines de lucro con objeto formativo y agrupaciones o asociaciones empresariales.
Avanza I+D+i (Internet del Futuro y Contenidos Digitales) es el segundo subprograma en discordia. Con un presupuesto de 505 millones de euros (150 millones de euros en subvenciones y 355 millones de euros en préstamos), éste se dirige a proyectos que se centren en promover la participación industrial española en Internet del Futuro, desarrollo de contenidos digitales, desarrollo de productos y servicios con elevado componente TIC e innovación en procesos y métodos organizativos que mejoren la eficiencia. Los beneficios de las ayudas son empresas, organismos de investigación, agrupaciones o asociaciones empresariales, centros privados de I+D sin ánimo de lucro, centros tecnológicos, entidades sin fines de lucro, organismos públicos de I+D y universidades.
Avanza Ciudad Digital, Avanza Servicios Públicos y Avanza Infraestructura completan la lista de subprogramas que buscan aportar financiación para ayudar a que la tecnología sea una realidad en España.

Avanza PYME
Y llegamos a uno de las grandes apuestas, en lo que a impulso tecnológico se refiere, de la Secretaria de Estado para las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información: Avanza PYME.
Dividido en varios subprogramas: Dinamización PYME, soluciones sectoriales y equipamiento y conectividad, el primero de ellos pretende incrementar el grado de incorporación de las TIC en las pequeñas y medianas empresas a través de la concesión de subvenciones. Así, el presupuesto de este programa asciende a 395 millones de euros repartidos entre actividades de difusión, asesoramiento tecnológico, creación de contenidos y desarrollo de soluciones de negocio, incluida la factura electrónica.
En lo que respecta a soluciones sectoriales, este programa tiene como objetivo principal fomentar la adopción de las TIC en sectores concretos de empresas y para ello el Gobierno ha destinado desde 2006 195,5 millones de euros, mientras que en el apartado de equipamiento y conectividad el presupuesto destinado ha ascendido a más de 539 millones de euros.

Préstamo Avanza
Uno de los programas que más éxito ha tenido es Préstamos Avanza para la compra de tecnología. Aunque este año ha sufrido algunas modificaciones, a grandes rasgos, los Préstamos Plan Avanza TIC mantienen su esencia: a través de convenios de colaboración con entidades de crédito o a través del Instituto de Crédito (ICO), conceder créditos preferenciales para la adquisición de equipamiento tecnológico a PYMES y autónomos. Dentro de éstas se incluye acceso a Internet de banda ancha, incluidos productos de seguridad; presencia en Internet, incluida la elaboración de página Web y portales de empresa; incorporación de las TIC a los procesos empresariales, mediante herramientas de gestión avanzada: CRM (Sistema de gestión de clientes), ERP (sistema de gestión empresarial), sistemas de cadena de suministro, sistemas de gestión documental; y comercio electrónico y facturación electrónica, mediante aplicaciones y servicios que faciliten la realización por parte de las PYMES de transacciones electrónicas con otros agentes, incluidas la Administr

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios