MOVILIDAD | Artículos | 09 SEP 2010

Hacia la transformación de la movilidad

Bárbara Madariaga
En los últimos meses el sector está asistiendo a la aparición de dispositivos más pequeños, más portátiles, y que incorporan las suficientes funcionalidades como para trabajar o jugar desde ellos. Sí, nos estamos refiriendo a los smartphones, tables, netbooks, notebooks, e-books… En este Tema de Portada hemos querido conocer de qué manera están transformando el mercado este tipo de dispositivos y, sobre todo, dónde está la oportunidad para el canal.

 

Una cosa es cierta: algunos de los principales fabricantes de PC han salvado, este año, sus resultados gracias a la irrupción en el mercado de los netbooks. Además, otro tipo de dispositivos como los smartphones o los tablet han hecho que compañías que no orientaban su negocio hacia este sector se hayan convertido en los verdaderos reyes del mismo y el enemigo a batir. Sí, nos estamos refiriendo a Apple y su iPhone e iPad, o a Motorola con su Droid. 

Cómo han influido

Pero más allá de las novedades tecnológicas, ¿de qué manera ha influido al mercado? Tal y como asegura Marc Font, responsable de retail de Asus Iberia, “la variedad de dispositivos es lo que está potenciando el mercado y creando nuevas ofertas de contenido y oportunidades de negocio. Pensemos que hace apenas cinco años, cuando comenzó a despegar el mercado de smartphones, las aplicaciones disponibles todavía no estaban demasiado desarrolladas, pero hoy cualquiera usuario puede elegir, por lo menos, entre cientos de ellas, algunas gratuitas, otras de pago. Y han surgido nuevos sectores de negocio, como los e-books o las redes sociales… No olvidemos, además, que algunos de estos productos ya existían en el mercado, pero su popularización y el desarrollo de software adecuado para estos dispositivos han ayudado a que los usuarios los conozcan y se interesen por ellos”.

Casi de la misma opinión se muestra Antonio Girau, director de movilidad y portátiles de HP, quien además añade que “la necesidad de sentirse conectado en todo momento y lugar ha ido extendiéndose a toda la sociedad y cada día son más los que quieren acceder a Internet, comunicarse con sus amigos y familiares y, cómo no, poder trabajar en cualquier momento, independientemente de dónde se encuentren. Los numerosos dispositivos móviles que han ido surgiendo en el mercado, los smartphones, ebooks o tablets, son causa y efecto de la demanda del usuario móvil y, al mismo tiempo, acentúa y hace de esa movilidad una experiencia cada vez más cómoda y gratificante para el usuario”.

En definitiva, y tal y como señala Penélope Martiñán, jefa de producto de movilidad de Fujitsu, la entrada en escena de estos dispositivos se ha producido “de forma positiva. La aceptación ha hecho que el público no especializado se interese en general sobre todos los productos informáticos relacionados con la movilidad, lo que incluye no sólo a estos dispositivos, sino también a los netbooks y portátiles tradicionales”

Los portátiles, ¿los grandes perjudicados?

A pesar de las palabras Penélope Martiñán, diversas las consultoras aseguran que los grandes perjudicados son los portátiles tradicionales.

Guillermo Echevarría, jefe de producto de portátiles de Samsung Electronics Iberia, también contradice las opiniones de algunos expertos al afirmar que la aparición de estos dispositivos “ha tenido consecuencias favorables, dado que el gran público se ha acercado más a la tecnología. No hay canibalización, dado que son dispositivos que no compiten con los portátiles, sino que los complementan. Hay que tener en cuenta que el paradigma de uso de los dispositivos informático está volviendo a cambiar y se está trasladando hacia un ordenador por modelo de uso, de forma que se espera que cada usuario tenga varios ordenadores o dispositivos: con capacidad de computación, uno para trabajar en casa, otro para viajar, otro para leer libros o revistas, otro para navegar mientras estamos en el sofá o en la cama... La clave está en que todos ellos estén perfectamente interconectados para poder acceder a toda la información del usuario desde cualquiera de ellos”.

Es más, y si nos centramos en los datos en sí, Antonio Girau se muestra más que contundente: “el ordenador portátil, actualmente, goza de muy buena salud. No hay más que observar los datos de IDC que señala cómo, durante los tres primeros meses de 2010, el mercado de ordenadores portátiles creció un 50,8 por ciento en nuestro país, con 1.249 millones de unidades vendidas. El portátil se ha abierto camino frente al mercado del PC de sobremesa y este crecimiento ha sido debido fundamentalmente al cambio de hábitos de los usuarios que requieren caca vez más un acceso permanente a la información”.

La clave del éxito

Pero, ¿cuál o cuáles son los secretos de este éxito? “Un gran avance en diseño y prestaciones y de una reducción de los precios. Hace no demasiado tiempo, los ordenadores portátiles de menor peso y mayor autonomía estaban reservados a gente con un alto poder adquisitivo. La introducción del netbook acabó con esa situación y puso en manos de millones de usuarios la conectividad total a un precio asequible. Pero es que además, los dispositivos portátiles se han hecho cada vez más portátiles. Pesan menos, tienen más horas de autonomía, cuentan con un funcionamiento no sólo intuitivo, sino atractivo, para pasar fácilmente de una función a otra. Y puedes hacer lo qu
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios