Mercado en cifras | Noticias | 03 FEB 2017

Solo el 9% de los empleados comprende la política de incentivos de su compañía

Tags: RRHH Estudios
Los beneficios pueden ser una herramienta estratégica extremadamente provechosa. Pueden desbloquear el compromiso del empleado y, al mismo tiempo, liberar a su equipo de RRHH de la gestión diaria de procesos tediosos de administración de beneficios.
Empleados silla
Redacción DealerWorld

Según el informe de ADP “Beneficios: la estrategia olvidada para incentivar el compromiso de los empleados y aumentar los ingresos”, gestionar los beneficios resulta una tarea cada vez más compleja, que se complica aún más si tenemos en cuenta el número de países del que se ocupan los responsables de Beneficios Globales.

De acuerdo con dicho informe, en el que la compañía recoge las conclusiones principales sobre cómo las empresas están gestionando esta política a nivel internacional. Entre otras, el informe indica que los beneficios pueden dejar de ser un dolor de cabeza administrativo y de RRHH y convertirse en la principal estrategia para la captación de talento, el compromiso de los empleados y la creación de marca corporativa.

A menudo, las empresas no invierten en herramientas eficaces de comunicación para informar a sus empleados de los beneficios de que disfrutan. En este sentido, no disponer de la información adecuada puede provocar insatisfacción en los empleados al descubrir que han suscrito un plan que no cubre sus necesidades. Las empresas deben educar y alentar continuamente a los empleados para que saquen el máximo provecho de sus paquetes de beneficios a través de mensajes y apoyo constante. En EMEA se invierte más tiempo en implementar paquetes de beneficios que en informar de ellos: no es sorprendente, pues, que sólo el 9% de los empleados afirma comprender al cien por cien la política de incentivos de su compañía.

Para APD, La forma de ofrecer ofertas que atraigan a todos los miembros de la plantilla se realiza a través de paquetes de beneficios flexibles. Si se ofrece un amplio abanico de opciones que sea versátil y pueda combinarse y modificarse en las distintas etapas de la vida, las compañías obtendrán con seguridad  una solución adaptable a todos. De hecho un 54% de los profesionales de RRHH cree que unos beneficios flexibles mejorarán la imagen de la organización.

Uno de los mayores retos a los que se enfrentan las empresas es cómo gestionar una plantilla de edades muy diversas. A medida que aumenta el número de empleados de la Generación Z (nacidos del 1995 en adelante) en las empresas, y que los Millennials (nacidos entre 1981 y 1995) pasan a ocupar puestos de liderazgo, las empresas deben ofrecer beneficios que se adapten a sus diversas necesidades. Para complicar aún más la situación, los empleados cada vez quieren tener mayor control de sus beneficios. Quieren un menú con opciones de beneficios que se ajusten a sus necesidades y a sus etapas vitales; además, también quieren poder acceder a ellos a través de sus móviles y tabletas, dondequiera que estén, y siempre que lo necesiten.

“Con unos beneficios adecuados las empresas pueden atraer y retener el talento en un mercado difícil”, asegura Manuela Montagnana, vicepresidenta de Recursos Humanos de ADP para EMEA “pero existen disposiciones legales con respecto a lo que se puede y no se puede hacer. La continua implementación de cambios legislativos relativos a la nómina y los beneficios no sólo requieren dedicar una mayor atención al cumplimiento legal sino que también pueden comportar sanciones en caso de incumplimiento. Las empresas deben respetar la legislación vigente, algo que no resulta sencillo sin la ayuda y el apoyo de expertos”.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información