Mercado en cifras | Artículos | 01 DIC 1996

La cifra de teletrabajadores crece un 20 por ciento anual

Según datos de Perle Systems

Cada vez son más los trabajadores que optan por la informática móvil como su forma de relación con la empresa. Según destaca un estudio de Perle Systems, compañía dedicada a la comercialización de hardware y software para conexiones LAN, esta nueva forma de trabajo crece a un ritmo anual del 20 por ciento desde 1995, a medida que las compañías descubren las ventajas de disponer de una conexión completa, que haga posible al personal trabajar sin estar fijos en la oficina.

Asimismo, parece evidente que la movilidad de la fuerza de trabajo mejora el soporte, el servicio y las ventas. El estudio muestra también que cerca de un tercio de los costes derivados de esta forma de trabajo provienen del tiempo que los trabajadores móviles emplean en instalar, configurar y resolver los problemas de sus equipos, lo que reduce los costes generales reales del teletrabajo.

Para la realización del estudio, Perle Systems se puso en contacto con directores de empresas responsables de las compras de hardware y software de acceso remoto.

La conexión que cuenta con más aceptación, según el mismo, es la que se establece con un servidor de acceso remoto, en el que el usuario móvil utiliza un sistema portátil para conectarse al servidor mediante módem, y aquel funciona como interfaz de cara a la LAN. La gran ventaja de este modo de conexión es que el usuario trabaja de la misma forma en que lo haría si dispusiera de un acceso directo a la LAN.

El estudio muestra también que los costes generales de la conexión de usuarios móviles se dividen en tres categorías esenciales: adquisición del equipo, gastos de la línea y otros costos recurrentes como el de los responsables de la red central. Otro gasto menos obvio pero igual de importante es, como señalábamos más arriba, el derivado del tiempo perdido en la instalación, configuración y resolución de problemas referentes al hardware y software, que llega a ser un 32 por ciento del total.

De acuerdo con Perle Systems, la clave para este tipo de gastos se encuentra en productos que sean fáciles de instalar y mantener, y con buen soporte por parte del fabricante. En cuanto a la forma de reducir tanto estos como los derivados del personal de la red, la sugerencia es buscar para las implementaciones RAS productos y vendedores que ofrezcan una instalación, configuración y gestión fáciles, fiables y con servicio y soporte eficientes.

Para este tipo de instalaciones, Perle Systems dispone de su producto 833 Remote Access Server, dirigido a incrementar la efectividad de los trabajadores móviles.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios