DISTRIBUCIÓN | Artículos | 15 MAR 1999

¿Qué le espera al canal en 1999?

Jordi Vilanova.
Debido a la complejidad de las tecnologías que surgen y las interdependencias entre ellas, no es fácil determinar cómo evolucionarán las tecnologías en el período 1999-2000. En 1998, el canal ha alcanzado a reconocer y respetar Internet como una oportunidad de negocio estratégicamente relevante. En años anteriores, Internet estaba considerada como un nuevo punto de entrada para clientes en el ciclo de ventas del canal, aunque ya era considerado como un canal eficaz de comunicación inter-compañía. El resultado ha sido que las empresas del canal que se consideran concienciadas con Internet, disponen de e-mail, intranet y una Web. Sin embargo, para finales de 1998, este enfoque ya no era opcional sino que era indispensable. Las empresas que no habían tomado ninguna acción en esta dirección se encuentran en grave riesgo de quedarse rezagados. El elemento que separará a unas empresas de otras en la competitividad en el canal será el comercio electrónico. Éste será probablemente la ?Killer Application? de Internet. El canal y el mercado corporativo en general reconocen que los Websites son utilizados por bastante más que simplemente por los clientes actuales y que el comercio electrónico es más que el manejo de transacciones actuales a través de un nuevo medio. La nueva realidad es que un buen Website es un excelente imán para nuevos clientes y, más importante, el comercio electrónico puede ser mucho más eficaz en costes que los procesos tradicionales de ventas. Esta ventaja es particularmente evidente en negocios de alto volumen, en especial en el retail. Por ejemplo en 1998, todos los retailers informáticos se hallan en algún grado de implantación de su Web transaccional. El ejemplo que supone el éxito de Amazon.com en libros y música está también sentando un precedente en el canal informático. Esta tendencia va a verse acelerada, en parte por la creciente confianza en la seguridad que ofrece Internet. Si bien el mercado en general y el canal en particular se muestra todavía escéptico en fluir información confidencial a través de Internet, las altas previsiones sobre interrupciones frecuentes en las passwords y en las transacciones económicas no se han hecho realidad en 1998. Las incidencias en la seguridad de Internet se han producido por hackers malintencionados dirigidos a Websites específicos. La mayor preocupación del canal está en la necesidad de mayor ancho de banda y mayor protección frente a mailings masivos ?spam?. En los próximos años veremos al comercio electrónico colocarse en uno de los métodos principales de transacción de productos y servicios en el canal. Si bien la mayor cobertura de prensa se ha producido en las ventas por Internet al usuario final, la mayor actividad de comercio electrónico se centrará en el canal. Las extranets y en cierta medida las nuevas formas de EDI, llevarán la iniciativa. Internet está dejando una huella muy profunda en toda lo estructura del canal, que vamos a sentir de manera muy intensa en los próximos años, al igual que en todo el sector informático. Por ejemplo, el desarrollo de software ha sufrido la influencia creciente del uso de Java como evolución desde su orientación inicial a Internet. Ahora se utilizan estas herramientas para la programación tradicional de aplicaciones, dónde no es necesario hacer el download de porciones ejecutables de la aplicación que no van a ser ejecutadas. Internet también ha liderado el cambio tecnológico hacia la representación gráfica de objetos. Este modelo informático, que en su momento supuso lo más avanzado en tecnología al alcance de aquellas empresas del canal con clientes que disponían de una alta capacidad técnica, en la actualidad es la tecnología de programación más utilizada y, posiblemente, se convierta en un estándar de programación en el futuro. El factor decisivo para el crecimiento de Internet es la velocidad de acceso. En respuesta a este reto han surgido nuevas tecnologías y también los fabricantes de teléfono, cable TV, comunicaciones por satélite y empresas de Gas y Electricidad han formado alianzas para competir en la oferta de mayor ancho de banda en distintos segmentos. Dentro de poco 56k y ISDN serán tecnologías lentas. En términos de operadores de telecomunicaciones, la consolidación parece el concepto más adecuado después de las batallas corporativas en fusiones y adquisiciones. Para el canal, el tema del ancho de banda ha sido y será un buen motor para actualizaciones de soluciones e infraestructura. Fast Ethernet se ha consolidado en 1998, justo en el momento que nuevas tecnologías como Gigabit Ethernet y ATM están ya en fase de irrupción. Hace apenas un año, la adopción de estas nuevas tecnologías parecía enormemente distante. Una tecnología derivada de Internet que todavía no ha probado su viabilidad es el Network Computer. Los fabricantes de estos equipos no han obtenido los éxitos esperados. El canal observa con atención si estos fabricantes serán capaces de convencer a los usuarios en la adopción de sistemas cliente con poca capacidad de proceso. A corto plazo no parece que haya una respuesta clara, excepto la derivada de la penetración en mercados nicho donde puede existir una ventaja competitiva clara. Sin embargo, la irrupción de estos dispositivos ha resultado en un mayor foco por parte de Intel y Microsoft en el coste de propiedad a nivel corporativo y la aparición de los sistemas con precio inferior a las 150.000 pesetas. Desde el punto de vista del canal de valor añadido, la novedad más relevante es la creciente convergencia entre los segmentos RISC e Intel en los mercados de servidores y workstations. La mayoría de fabricantes de servidores basados en RISC han anunciado planes para ofrecer sistemas basados en Intel. Debido a las múltiples coincidencias en la funcionalidad de las plataformas, vamos a continuar observando una consolidación entre fabricantes. El caso más claro es la consolidación de Tandem, Compaq y Digital. Los cambios en este mercado han sido inducidos por el creciente rol de Windows NT como solución viable tanto para workstation como para servidor aunque todavía no lo suficientemente consolidado para las aplicaciones corporativas más exigentes. Apple ha anunciado también que la nueva versión del sistema operativo de Macintosh funcionará en plataformas Intel. Aunque parece que los esfuerzos de Apple parecen centrarse en la consolidación de su éxito en el mercado de consumo con Imac. El elemento más significativo, junto con el efecto Euro, en el entorno de desarrollo de aplicaciones está siendo el efecto año 2000. La apatía de los años anteriores ha desaparecido y los esfuerzos se han intensificado a todos los niveles. Los analistas se muestran divididos sobre si las inversiones vertidas para remediar el efecto 2000 serán utilizadas para ajustar los programas actuales y migrar hacia nuevas plataformas o para implantar aplicaciones de terceros. En cualquier caso, el efecto 2000 será una distracción importante para los departamentos de IT los tres próximos años. El efecto Euro es el otro gran elemento que influirá sustancialmente en los departamentos de sistemas. Como resumen destacar que además del efecto 2000 y efecto Euro, el canal deberá concentrarse en los próximos años en aspectos relacionados con el comercio electrónico, una mayor demanda de ancho de banda, la consolidación de las plataformas Risc e Intel para servidores y un continuo ascenso de la influencias de Windows NT.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información