DISTRIBUCIÓN | Noticias | 11 FEB 1999

Intel anuncia un nuevo programa para los VAR

Intel va a poner en marcha en el transcurso de este mes un nuevo programa dirigido a los distribuidores de valor añadido (VAR) que les permitirá proporcionar servicios de soporte más rápidamente y con un menor coste para las pequeñas y medianas empresas, según han confirmado fuentes de la propia Intel.
Arantxa Herranz

Este nuevo programa abarca desde nuevos productos y servicios de Intel que permitirán a estos VAR ofrecer PC, servidores y otros equipos de manera remota empleando para ello un navegador. El hecho de que los asociados no tengan que visitar a sus clientes para proporcionar estos productos y servicios conllevará unos menores tiempos de respuesta y mayores beneficios para los distribuidores, según el gigante de los chips. Según señalaba el director de marketing de la división de desarrollo de sistemas en Estados Unidos, David Rowe, “el programa permitirá a los VAR entregar grandes servicios de negocio para las pequeñas empresas a precios que pueden afrontar”.

Esta iniciativa nace como respuesta a la situación que afronta el mercado, puesto que, cada vez más, las pequeñas empresas están adoptando y empleando nuevas tecnologías, como el correo electrónico, implantación de redes de área local (LAN) y sistemas de comercio electrónico. En muchos casos, estas PYMES buscan distribuidores para que les ayuden a adoptar estas tecnologías. Unos distribuidores que, en muchos casos, se encuentran sometidos a una gran presión por el límite de recursos con los que cuentan para proveer a sus clientes.

Empleando un navegador modificado, el programa de Intel permitirá a los VAR ver, de manera remota, el estado de los servidores y de otros productos en la propia red del cliente. Además, el sistema también notificará al distribuidor cuando exista un fallo en el sistema. Uno de los componentes principales de este servicios es una tarjeta PCI desarrollada por Intel que es instalada en el servidor de la LAN del cliente y proporciona acceso tanto a dicho servidor como a otros puestos clientes de la red. Esta tarjeta posee su propio microprocesador, módem e, incluso, una fuente de alimentación, por lo que permite a los VAR acceder a las redes de sus cliente incluso aunque el servidor se haya caído, según Intel. Esta tarjeta es compatible en aquellos sistemas que trabajen bajo Windows NT 4.o y NetWare 4.11 y 5.0.

Intel acaba de finalizar las pruebas piloto de este nuevo programa en Estados Unidos, por lo que se espera que esté disponible a partir del próximo 22 de febrero para algo más de 10.000 VAR, tanto en Estados Unidos como en Canadá. Aunque no se han especificado fechas, lo cierto es que las intenciones de la compañía son introducir este nuevo programa en Europa Occidental, el pacífico asiático y Australia antes de que termine el año, según confirmaba el propio Rowe.

Todos aquellos distribuidores que quieran asociarse tendrán que abonar uno 99 dólares mensuales (unas 15.000 pesetas o 90,15 euros) por cada cliente, siempre y cuando tengan menos de 25. Cuanto mayor sea la cartera de clientes, menor será el precio. Además, tendrán que pagar menos de 500 dólares (unas 73.000 ptas. o 438,74 euros) por la tarjeta.

Entre los beneficios de este programa, denominado InBusiness Remote Server Center, se encuentra la libertad de precio a la hora de cobrar a los clientes por el servicio que estos VAR les van a proporcionar. Esta iniciativa ha sido acogida con muy buenos ojos por parte de los distribuidores ya que, según afirman algunos en los que se ha llevado a cabo la experiencia piloto, alrededor de las tres cuartas partes de las llamadas de los clientes en las que reclaman asistencia técnica por parte del distribuidor no se refieren a problemas de hardware, por lo que la mayoría pueden resolverse de manera virtual.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios