| Artículos | 15 FEB 2001

Nuevas posibilidades sobre redes IP

Tags: Histórico
Cómo aprovechar la evolución que se plantea en este mercado
Raquel Castro.
El pasado mes de diciembre nos hacíamos eco, dentro del reportaje La segunda generación de redes IP, de un informe presentado por la consultora Yankee Group Europe, a instancias de Cisco Systems, bajo el título Next-Generation Networks: Navigating the IP Torrent, en el que se afirmaba que el nuevo torrente de información bajo diferentes formas a través de las redes IP lleva consigo la necesidad de renovar las actuales redes. En esas mismas páginas, se mostraban algunas claves de lo que es el presente y el futuro de estas comunicaciones, algo que debe completarse con lo que ahora les ofrecemos: las nuevas posibilidades sobre redes IP. Con este artículo queremos ofrecer algunas líneas maestras para aprovechar al máximo esta revolución incruenta que parece estar produciéndose.

En una de las entrevistas del informe Next-Generation Networks: Navigating the IP Torrent, un responsable de una empresa de telecomunicaciones señalaba que la evolución de las redes "es clara. El núcleo puede desarrollarse sobre IP", palabras que dan más sentido si cabe a otras expresadas por un destacado miembro de una compañía de telecomunicaciones inmersa de lleno en la batalla por los servicios domésticos, que señalaba que en su compañía están tratando de desarrollar "una plataforma que solucione todas nuestras necesidades sobre una base IP.
Como éstas, son muchas las empresas que tratan de migrar sus servicios desde las actuales estructuras a entornos unificados basados en IP. Eso sí, mientras el destino del viaje parece claro, la travesía a seguir no lo está tanto, y las opciones son divergentes.
En el pasado, las empresas de telecomunicaciones mantenían el control sobre las aplicaciones que atravesaban sus redes. Ahora, eso es cada vez menos cierto, y supone un importante ejercicio de planificación a todos los niveles que no es fácil de realizar. Una cosa es afirmar que todo está migrando hacia redes IP y otra muy diferente es poder decir con seguridad cuándo y cómo se va a producir este paso.

La dificultad de predecir los cambios
Internet, o mejor dicho, la era de Internet, dificultan sobremanera las predicciones sobre el tráfico de red y las aplicaciones que viajarán por las citadas redes. Esta dificultad implica tener que planificar a corto plazo y trabajar con gran flexibilidad a la hora de diseñar e implementar las redes. Unas de las principales premisas, evidentemente, es el ofrecimiento de plataformas abiertas y la interoperatibilidad.
En este ambiente, es necesario tener en cuenta que algunos operadores necesitan y requerirán más control que otros. Así, mientras los operadores mixtos tendrán menos control efectivo, debido a que las aplicaciones de red y de PC tienden a ser desarrolladas de forma independiente, los operadores móviles y de cable todavía esperan mantener un control elevado sobre todo aquellos que circule por sus redes, al menos por ahora.

Una buena idea sobre hacia dónde ir
Como puede apreciarse en la Tabla I, las estrategias diseñadas para las redes tienen, normalmente, una buena idea de hacia dónde debe dirigirse la evolución de las redes.
En opinión del responsable de una empresa afectada por este tipo de cambios, "el volumen de datos se está incrementando considerablemente en detrimento de las transmisiones de voz, por lo que el imperativo hoy en día es separar ambos datos creando diferentes rutas para su transporte. El objetivo de este movimiento en el centro mismo de la red es reducir los costes de transmisión para, posteriormente, reintegrar ambos tráficos en la red".
Este comentario sugiere que el incremento del volumen de datos está creando divergentes presiones en la red, una para separar los datos y otra para reintegrarlos.
En parte, la velocidad de transmisión depende de las características del tráfico existente. La mayoría de los operadores de redes mixtas que fueron entrevistados para la realización del informe señalaron que todavía el tráfico de datos es más pesado que el de voz, pero si realizamos cálculos bit a bit, el tráfico de voz genera más beneficios que el de datos.
Los operadores que trabajan principalmente con tráfico de voz no se plantean la transición a redes IP, al menos de momento. En el otro punto de la línea, algunos de los pioneros IP han dejado de desarrollar switches CO (Central Office). Entre ambas tendencias, se encuentra la amplia mayoría de las compañías involucradas en este segmento del mercado.

Adelantarse a las previsiones
En todo este entramado, nos surge la duda de si podrá el mercado adelantarse a las previsiones o si, por el contrario, éstas se verán superadas. Pues bien, la respuesta no es fácil. El punto de inflexión se encuentra, o mejor dicho se encontrará, en el momento en que los operadores se convenzan de forma definitiva de que las transmisión de tráfico de voz sobre redes IP, VoIP (Voice over Internet Protocol, Voz sobre IP), ofrece una calidad de servicio similar a las actuales redes de tráfico de voz. En el momento en que esto ocurra, el cambio será una realidad. No obstante, sobre VoIP se lleva hablando más tiempo del esperado sin que se produzca la evolución porque muchos proveedores de servicio no acaban de creerse que en realidad se trate del sustituto ideal para la transmisión de voz PSTN. De hecho, para una gran parte de los entrevistados en el informe de Yankee Group, VoIP no parece fiable para escalar en grandes redes.
Así, existe la opinión generalizada de que lo mejor es que VoIP se convierta, en primer lugar, en un servicio similar a las actuales redes privadas virtuales para empresas para, posteriormente, utilizar este paso como trampolín a su asentamiento definitivo.
En este panorama, muchos operadores parecen decididos a dejar de construir redes basadas en circuitos de switches, incluso, durante este año, pero la opinión generalizad es que este tipo de redes seguirán existiendo, al menos, en los próximos cinco años.

Factores aceleradores de la transición
De todas formas, algunos factores pueden servir como aliciente para acelerar la transición. En este sentido, hemos podido observar que la implementación de VoIP es similar al desarrollo de la competencia por ampliar el espectro de determinados servicios básicos. En otras palabras, el mercado residencial es un aspecto más que significativo para algunos operadores, especialmente nuevos operadores.
Éste es, no cabe duda, un argumento de peso para emplear routers en vez de grandes switches. Es un paso para rediseñar las redes alrededor de más numerosos y pequeños puntos de presencia (POP).

El acceso a las redes, otro punto de interés
Como hemos podido apreciar por la tabla incluida anteriormente, así como por lo que venimos explicando en estas páginas, está claro que la variedad de puntos de acceso a la red será mucho mayor que la existente, por ejemplo, en el transporte de los paquetes. Los acceso heterogéneos estarán presentes, por lo menos, en un futuro cercano y, previsiblemente, durante mucho tiempo más. Formas de acceso a los datos tales como marcación, xDSL, fibra, conexiones inalámbricas de banda ancha, satélite DTH (Direct To Home), televisión digital, cable módem, GSM y sistemas universales de telecomunicaciones móviles, tales como UMTS o G3, estarán presentes en las redes para llegar a contenidos Web y servicios sobre redes IP. Tal y como resume esta t
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios