| Artículos | 01 SEP 1996

Las diez tendencias que marcarán el paso en los próximos diez años

Tags: Histórico

La publicación norteamericana Network World ha querido pronunciarse acerca de las tecnologías y tendencias que serán las que marquen el avance del mercado en los próximos años.

Los procesadores ópticos cambiarán el modo de actuar presente. Si en teoría la luz puede superar las limitaciones físicas del silicio, por el momento los prototipos de procesadores anunciados no dejan de ser meras promesas, frente a otras áreas como la transmisión de datos donde esta tecnología sí está desarrollándose.

Algunos fabricantes como IBM se encuentran trabajando en la denominada Wave Division Multiplexing, una tecnología que transmite diferentes tipos de datos de diversa longitud de onda o color sobre un mismo canal. Así, el IBM MuxMaster utiliza láser para enviar hasta 20 flujos de datos diversos, texto, vídeo y audio sobre una línea de fibra óptica.

El vídeo de calidad se hace también con su sitio en el mundo informático, conviertiéndose en un tipo de datos de la misma importancia que la voz o los números. Asimismo, una vez que los problemas relativos al bando de ancha se solucionen, la videoconferencia será una realidad y un estándar. Pero existe una posibilidad aún mejor, un vídeo de tal calidad que el usuario pueda compartir un entorno en su totalidad, con lo que el efecto es el de estar en la misma habitación.

Un paso más vendrá con la investigación en calidad tridimensional, holográfica y con sonido.

Las conexiones remotas serán uno de los puntos fuertes durante los próximos años, a medida que los servicios de comunicaciones personales lancen nuevas ofertas y las comunicaciones mediante satélite se generalicen.

Esta competencia beneficiará al usuario, ya que hará florecer nuevos servicios que conllevarán una bajada de precios. En cuanto a las ventajas técnicas, la conexión continua a Internet y la accesibilidad a los datos hará más sencillo y rápido el trabajo.

Las redes son cada vez más reales, y al igual que sucedió con la evolución del PC, en el que el texto y los números evolucionaron hacia un entorno más complejo de vídeo y sonido, la red se ha hecho con el color, el vídeo y la animación como elementos habituales. El incremento del ancho de banda y su acceso al hogar abrirá nuevas puertas al uso del PC.

La oficina sin papeles no llegará nunca a ser realidad, pero las copiadoras sí podrán llegar a integrarse de alguna forma en el PC. Mediante una tecnología denominada Glyphs, y desarrollada por Xerox, un documento impreso podrá incluir instrucciones codificadas mediante una técnica similar a la de los códigos de barra, que podrán ser entendidas por copiadoras, escáneres y faxes.

El negocio del dinero electrónico

El trueque dio paso a las monedas y billetes, y estos a las tarjetas de crédito y cheques. En el futuro, el dinero no será más que información, información acumulada en el efímero mundo de la memoria digital. El dinero electrónico o cybercash admite ya numerosas posibilidades y su uso no se reducirá únicamente a comprar mediante páginas Web.

El problema de la seguridad se resolverá en breve cuando aparezca el denominado seguro de silicio, un microprocesador con memoria para almacenar claves encriptadas.

Fabricación a medida, sin duda otro de los grandes avances que dominarán el mercado los próximos años. Con él, las posibilidades de compra se amplían y superan las de los productos disponibles en la tienda en un momento preciso. Los compradores podrán solicitar el producto específico que requieren al retailer, quien hará llegar su pedido al fabricante mediante sistemas on-line.

Asimismo, el cliente podrá realizar él mismo su pedido mediante quioscos o páginas Web.

La búsqueda de la interfaz del cliente universal desde la que poder trabajar con la multitud de aplicaciones existentes, así como acceder a los datos allí donde estén, es otra de las ambiciones del usuario de informática. Cada fabricante apuesta por su opción, y así mientras Lotus propone Notes, Microsoft defiende la opción de que se trate de un navegador Web.

Hace diez años, hablar de objetos era algo extraño y desconocido. En la actualidad, los objetos distribuidos han desembarcado en el mundo informático. Microsoft, con la próxima versión de Windows NT, la 4.0, preparará el camino para la presentación de Cairo en 1997, que promete incluir un sistema de archivos distribuidos orientados a objetos. Esto no significa más que los usuarios tendrán acceso a los datos y las aplicaciones sin importar donde se encuentren estos.

Por último, Network World ha destacado el nuevo camino que se abre para las redes neuronales, aquellas que se adaptarán a los cambios y solucionarán problemas según patrones de datos. Tras años en los que su desarrollo no ha avanzado mucho, parece que la próxima década será diferente.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios