| Artículos | 01 SEP 1997

La informática móvil mantiene la tendencia alcista

Tags: Histórico
Según Frost & Sullivan el negocio global supondrá en el 2003 casi 100.000 millones de dólares

No hay freno a la expansión o, al menos, eso es lo que se desprende de un informe recientemente publicado por la firma Frost & Sullivan sobre la evolución que en los próximos años sufrirá la informática móvil. En concreto, con una cifra global de 33.500 millones de dólares en 1996, que suponía un incremento del 35,3 por ciento con respecto a los 27.200 millones de 1995, la consultora estima que el mercado de la informática móvil, que incluye no sólo los tradicionales ordenadores portátiles, sino también los ultraligeros, los PDA, y los periféricos móviles, obtendrá unos ingresos en el año 2003 cercanos a los 99.900 millones de dólares.

Para favorecer este crecimiento, el mercado de portátiles se aliará con la técnica y, sobre todo, con innovaciones tecnológicas como baterías que proporcionen mayor autonomía, mayor capacidad de almacenamiento, pantallas de mayor superficie visible, y un incremento considerable de la potencia de las máquinas.

Según la consultora, las líneas maestras que dirigen este mercado parecen marcar un camino recto hacia el futuro. De hecho, según la firma londinense, este mercado se caracteriza por una lucha encarnizada entre los fabricantes, rápida renovación de componentes, y reducción acelerada del ciclo de vida de los productos.

En este duro mercado Toshiba sigue manteniéndose en cabeza, escoltada por Compaq e IBM, según desvelan recientes informes. En concreto, en el mercado norteamericano estas empresas acaparan el 33,8; 25,6; y 20,8 por ciento respectivamente.

En el terreno de los periféricos, la consultora parece decantarse por las novedades de Xircom, como uno de los motores más potentes en el avance del mercado. En concreto, presta especial atención al módem PC Card de 56 Kb por segundo, así como a su programa de actualización a este dispositivo.

Descenso de precios, incremento de potencia

La dura competencia en el sector portátil de la informática hace que las líneas que indican el movimiento, tanto de costes como de potencia, sigan caminos dispares. El cuarto trimestre del año supondrá para la informática móvil un nuevo paso en esta dirección. La llegada al mercado de Tillamook supondrá un descenso considerable de los costes, un volumen que diferentes analistas cifran en cerca del 50 por ciento en determinados equipos de gama alta.

Tillamook es un procesador Pentium con tecnología MMX que ofrecerá una mayor velocidad de proceso con un menor consumo energético.

Este descenso de costes provocará que la lucha entre los fabricantes se endurezca, lo que traerá consigo un llamativo descenso de precios, aunque algunos sectores defienden la idea de que los consumidores no notarán en exceso este descenso de coste. Según estas fuentes, lo que determinados fabricantes pretenden es incorporar a sus catálogos nuevas líneas que se instalarían como la nueva gama alta y que incluirán este tipo de procesadores.

De momento, no se aventuran a dar nombres de fabricantes ni tipos de equipo, pero parece que en la lista definitiva no faltarán ni Toshiba ni Compaq, por lo que es de suponer que el resto de fabricantes seguirá sus pasos.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información