| Artículos | 01 JUL 2000

La gestión de la empresa basada en la Web: paradigmas actuales

Tags: Histórico
Jordi Vilanova.
El objetivo primordial de la gestión basada en la Web es lograr que más información de gestión esté más disponible para más gente. Al fundir las técnicas convencionales de gestión con las tecnologías más recientes de Internet, la gestión basada en la Web ha mostrado que tiene algo que ofrecer a la gestión de recursos de empresa. La experiencia ha mostrado que cualquiera de los dominios de gestión que constituyen la gestión de empresa – redes, sistemas, aplicaciones, servicios, conocimientos, y otros – presenta una tarea formidable. En combinación, estos problemas se convierten en sobrecogedores.

Aunque se considere la gestión basada en la Web como el relevo para la gestión de empresa, su verdadero potencial está empezando a ser explotado, y existen muchas cuestiones que necesitan tratarse y resolverse antes de que se convierta en una solución global. El éxito de un nuevo paradigma está supeditado a que ofrezca valores mayores que el viejo paradigma.

Objetivos de la gestión basada en la Web
Al ir llegando la primera generación de productos de gestión basada en la Web al mercado, existe una gran gama de opiniones, ya que, ¿es la gestión basada en la Web una cosa buena? Se responde mejor a esta pregunta con otra: ¿quién lo está preguntando?
La gestión basada en la Web posee muchas claras ventajas como una solución de gestión. La gestión basada en la Web ofrece:
- Facilidad de uso con tecnologías Web comunes y de fácil dominio.
- Emplazamiento ubícuo de clientes por medio de los navegadores.
- Un alto grado de interoperabilidad e independencia de soportes.
- Más extensos modelos y accesibilidad de información de gestión.
- Posiblemente, sustitución de soluciones más baratas que las soluciones actuales de gestión de empresa.
- Cuadro expandido de lo que es la gestión de empresa y lo que puede llevar a cabo.
La Tabla I muestra una encuesta reciente Java/Web realizado por International Network Services. La gestión basada en la Web puede también que sea uno de los principales contribuidores al éxito del comercio electrónico y nuevas áreas de Internet tales como la educación (instrucción Web y tutoría electrónica).
Una de las palabras de moda asociadas con Internet es el portal Web. Un portal es un surtido de navegadores patrocinados por una marca que procura mantener el interés del lector en este dominio de información el máximo tiempo posible. Esto se logra al mantener el interés del lector mientras se proporcione todas las necesidades de información de una manera centralizada. Quizá esta idea se lleve hasta la gestión de empresa con "portales de gestión".
Cuando un administrador de red dirige un dominio particular, el software de gestión anticipará y servirá a los requisitos de esa administración al crear y suministrar toda la información necesaria.
Un modelo idealizado de gestión Web contiene una interfaz universal de usuario y toda la demás funcionalidad que se requiera para dirigir los dispositivos de red. Una interfaz normalizada es un área que está presenciando enormes progresos. Una interfaz eficaz, eficiente y satisfactoria debe ser desarrollada para permitir compartir la información y la interoperabilidad entre las varias aplicaciones de gestión de empresa.

Compartir la información
El repositorio común de datos de gestión facilitará, además, el compartir la información y la interoperabilidad de aplicaciones. El modelo ideal muestra que los servicios de gestión ofrecerán aplicaciones con información de gestión proveniente de muchas fuentes diferentes y que ha sido cuidadosamente recogida y configurada desde todas ellas.
Un desarrollo prometedor en la gestión basada en la Web es el uso de la tecnología de agente inteligente para la recopilación y los informes sobre esta información. La gestión basada en la Web está aportando más y más al uso y despliegue de la gestión convencional de muchas maneras.
No cabe duda de que algún tipo de gestión basada en la Web formará parte de la dirección estratégica para aquellas empresas que miran hacia el futuro. Las tácticas exactas sobre qué infraestructuras o productos punta entren en uso común, estarán supeditadas a la evolución de los desarrollos actuales de gestión de empresa, la aceptación de varias normas de gestión basada en la Web, el desarrollo de la Web en si, y la funcionalidad que ofrecen estas soluciones y tecnologías.
Las empresas necesitarán la gestión cada vez más al irse incorporando sus recursos a sistemas de redes y al ir los usuarios dependiendo casi exclusivamente de sus ordenadores y la información digital. La tecnología se está volviendo compleja y los administradores que se responsabilizan del mantenimiento fluido de una red tienen necesidad de las herramientas y la formación adecuadas. El software de gestión debe integrarse con interfaces comunes y de fácil uso y acceso. La información de gestión debe guardarse en repositorios de datos normalizados y fiables que puedan ofrecer muchos puntos de vistas sobre cómo está rindiendo la red.
La gestión basada en la Web debe mantener el funcionamiento de los recursos y servicios de la empresa a niveles correctos en todo momento. Este tipo de gestión necesita ser proactiva y reactiva a la vez. Un administrador de empresa necesita esa solución del kilo de 1.001 gramos: un gramo de prevención y un kilo de cura.

La dirección actual de la gestión basada en la Web
Después de unos cuantos años, sigue siendo difícil predecir el futuro de la gestión basada en la Web. Se presentan cuatro posibles escenarios:
- Siguiente paradigma para la gestión de empresa.
- Remodelación inteligente de las tecnologías ya existentes.
- Tecnología complementaria que evoluciona paralelamente con las tecnologías actuales de gestión de empresa.
- Solución que se presenta insuperable y de imposible realización para la empresa de hoy.

Direcciones futuras
La gestión basada en la Web debe mantenerse al día en relación con los avances de Internet y las últimas tecnologías que lleguen a ser o continúen siendo soluciones relevantes. El futuro de la tecnología en este área se está acelerando a una velocidad exponencial. Una posible lista de direcciones importantes para la tecnología en un futuro inmediato que afectarán a la gestión basada en la Web incluye lo siguiente:
- Un aumento de la sofisticación en el área de la seguridad incluyendo la biométrica, el trabajo continuado en algoritmos criptográficos y protocolos, API de seguridad y las tarjetas inteligentes.
- Mejoras de las interfaces de usuario con videoconferencia integrada, gráficos tridimensionales, la televisión Web, DVD, e interfaces más usables y dinámicas. El reconocimiento de voz y carácter y el imaging de documentos serán funciones de entrada con cada vez más importancia.
- El datawarehousing y la minería de datos almacenados en repositorios comunes y normalizados serán imprescindibles para las aplicaciones interoperables de la gestión de empresa y para la información que sea compartida de manera general.
- El comercio electrónico y las normas y tecnologías asociad
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios