| Artículos | 01 NOV 2003

"La calidad y el control son dos de nuestros puntos fuertes"

Tags: Histórico
Fermín Bartolomé, director de producción y logística
Miguel A. Gómez.
La compañía PCI dispone de unas instalaciones de ensamblado de máquinas desde las que puede proveer a los clientes desde PC a servidores, pasando por terminales de punto de venta (TPV) y ordenadores portátiles. Para conocer con detalle esta área del negocio de la firma, hemos querido mantener una entrevista con Fermín Bartolomé, director de producción y logística de PCI.

PCI dispone de una estructura para el montaje de equipos. ¿Qué capacidad de producción tiene la compañía?
- La capacidad de producción de PCI a pleno rendimiento puede llegar a los 1.200 ordenadores por día. La capacidad de producción para las otras líneas es de unos 1.000 servidores al año y unos 500 portátiles al día. Actualmente, estamos preparándonos para duplicar nuestra capacidad de producción incorporando una línea Disponemos, además, de una línea de hornos para el evaluación de calidad de las máquinas.

¿Qué tipos de producto se fabrican?
- Fabricamos todo tipo de PC de sobremesa, torre, semitorre y estaciones de trabajo. Además, ofrecemos servidores, ordenadores portátiles y, por último, también fabricamos terminales de punto de venta.

¿Qué garantías se ofrecen con estas máquinas?
- La calidad y el control son dos de nuestros puntos fuertes. La calidad comienza en el proceso de selección de proveedores y en la homologación de los productos, donde intervienen tanto el departamento de compras como el de I+D+i. Cuando los componentes llegan a PCI, existe un procedimiento muy preciso sobre el control de calidad en recepción donde escaneamos todos los componentes para asegurar su trazabilidad. En PCI, sabemos exactamente qué producto concreto (con su número de serie) está montado en cada CPU (que también tiene su número de serie). Cada persona que trabaja en la línea de fabricación realiza el autocontrol de su trabajo y, finalmente, los ordenadores pasan a los hornos para pasar la prueba de calor que es fundamental para asegurar la calidad del producto que finalmente se entrega al cliente

¿Qué porcentajede producto es marca del cliente y qué porcentaje marca Creature Tools, perteneciente a PCI?
- Cada vez trabajamos con más clientes que nos piden que nos adaptemos a su imagen. Los clientes más potentes pueden llegar a un nivel de personalización que incluye el embalaje y los manuales. Podemos decir que la marca Creature Tools de PCI representa un 40 por ciento de la producción y el resto son productos personalizados, aunque el nivel de personalización varía mucho de unos clientes a otros.

¿Quiénes son los clientes de este tipo de productos?
- Nuestros clientes son distribuidores informáticos que venden nuestros productos tanto a organismos públicos como a empresas de tamaño grande y mediano. También tenemos una serie de clientes cuyos productos están totalmente personalizados y son reconocidos en el mercado como fabricantes. La imagen de estos productos es tan diferente que es imposible identificarlos con nosotros.

El producto personalizado, ¿está incrementando su peso en la compañía?
- PCI es una empresa que no puede competir en marketing con las grandes multinacionales. Por esta razón, nuestra apuesta es la de conseguir clientes que quieren un producto personalizado. Pese a ser una de las 5 primeras empresas españolas de fabricación de ordenadores, somos conscientes de que desarrollar una marca de cara al mercado es una posibilidad fuera del alcance de nuestros recursos financieros. Por ello, nos centramos en pocos clientes pero con alto potencial.

¿Existe algún servicio que acompañe a esta línea de negocio?
- Toda la empresa, como un centro de servicios, está dedicada a la atención del cliente de producto personalizado: desde el comercial que gestiona toda la relación hasta el departamento de producción pasando por compras, I+D+i, SAT, RMA y administración.

¿Cuál es el plazo habitual desde que se inicia la configuración de la máquina hasta que llega a casa del cliente?
- Existen dos plazos bien diferentes, dependiendo del tipo de personalización. Si se trata de adaptar un producto ya existente a una nueva configuración, el producto se entrega en un plazo de entre 48 y 72 horas de media, aunque somos capaces de hacerlo en 24 horas. Si se trata de desarrollar un producto nuevo, incluyendo embalajes y manuales, el plazo es lógicamente mayor. En estos casos, podemos estar hablando de un plazo de entre 1 y 3 meses, dependiendo del número de alternativas que manejemos con el cliente.
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios