| Artículos | 01 DIC 1996

El microprocesador celebra su vigésimoquinto aniversario

Tags: Histórico

Hace ahora veinticinco años que Ted Hoff dió vida a uno de los inventos más revolucionarios del siglo XX: el microprocesador. Hoy, en 1996, los fabricantes siguen en su lucha por aumentar las capacidades de este dispositivo que, tras veinticinco años de vida, sigue sin haber dado de sí todo lo que puede dar. Con motivo de esta celebración, una de las empresas punteras en tecnología informática, Intel, ha decidido poner a disposición de los usuarios una página Web en la que se ofrecen entrevistas, historia y fotografías de los procesadores (www.intel.com/intel/museum/25anniv).

Haciendo un poco de historia hay que remontarse a 1969, cuando Ted Hoff desarrollaba su actividad en memorias electrónicas en Integrated Electronics (INTEL). En 1971 pone a punto el primer microprocesador, el 4004, formado por circuitos integrados donde se encuentran ensamblados los diferentes elementos imprescindibles para un tratamiento local de la información. Su primer uso se centra en las calculadoras, pero poco después adquiere otros usos. En 1973 llega al mercado el primer ordenador basado en el procesador 8088 de Intel, procesador que se utilizó en 1980 como unidad central del primer ordenador personal.

Con el paso de los años, los procesadores han aumentado en capacidades y rendimiento. El 4004 disponía de 2.300 transistores y podía ejecutar 60.000 operaciones por segundo. Ahora, el último miembro de la familia de microprocesadores de Intel, el Pentium Pro, alberga 5 millones de transistores que están capacitados para llevar a cabo 200 millones de operaciones por segundo.

A la luz de estos datos, surge una pregunta de difícil respuesta: ¿hasta donde será capaz de evolucionar el microprocesador antes de cumplir el medio siglo de existencia?

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios