| Artículos | 01 MAY 1997

Concept Ibérica mira a Latinoamérica tras la consolidación de su proyecto en España

Tags: Histórico
Merced al acuerdo alcanzado con la compañía Business T&G

Después de tres años de tendencia positiva, Concept Ibérica ha decidido iniciar un cambio de estrategia representado en tres puntos principales. Por una parte, la filial española de esta compañía de origen francés ha firmado un acuerdo con Business T&G con el mercado latinoamericano como telón de fondo. En segundo lugar, se ha iniciado una renovación de la gama de producto que queda estructurada en tres familias diferentes y, por último, se potencia aún más la vertiente de servicios de sus productos.

Tras su desembarco en España en 1989, Concept Ibérica ha vivido dos épocas muy diferentes. Hasta 1993, la compañía llevó a cabo un proceso de adaptación e implantación en el mercado español evolucionando desde sus premisas iniciales importadas de Francia. Desde ese año, y coincidiendo con la llegada al cargo de consejero delegado de José Manuel Pérez de Arrilucea y un cambio de la estructura de personal, la filial española de la compañía ha experimentado una tendencia alcista, en lo que a resultados económicos se refiere, que le llevan ahora a un cambio de estrategia que le ayude a reforzar su posición en el mercado, así como incrementar su presencia en el continente sudamericano.

Para conocer los motivos que han llevado a Concept a variar su forma de trabajo, Dealer World conversó con José Manuel Pérez de Arrilucea, consejero delegado de la filial española de la compañía, quien nos expuso que el cambio de estrategia "viene dado por el mercado. Toda empresa que quiera mantenerse en el sector informático y progresar en él, necesita realizar algún tipo de alianza. Ya desde comienzos de los 90 sabíamos que se iba a producir una revolución en los sistemas informáticos, concretamente en los servicios que se tenían que ofrecer a través de los canales informáticos. Por este motivo, durante los tres últimos años Concept ha realizado importantes inversiones, en algunos casos cercanas al 20 por ciento de su facturación, en investigación y desarrollo. Gracias a esto, la compañía ha podido poner en el mercado una línea de productos totalmente innovadora en el mundo del software financiero, dado que como se puede comprobar, en el mercado no hay aplicaciones de este tipo basadas en C++ o sobre bases de datos relacionales. Sí las hay sobre bases concretas, pero no una aplicación que pueda trabajar sobre cualquier base de datos. Nuestro objetivo es tratar de cubrir las necesidades de nuestros clientes, que normalmente se encuentran en la mediana y gran empresa".

El cambio se plasma, entre otros aspectos, en una nueva organización de las líneas de producto. A la familia Clásica, se han unido recientemente las gamas Win y Manager. "Dentro de estas líneas", explica José Manuel Pérez, "hemos presentado a mediados del mes de abril Corporate Manager, una herramienta de reporting financiero y operacional y de consolidación dirigida a grandes grupos. Después del verano habrá una nueva presentación orientada al tema de las comunicaciones a través de Internet, y a finales de año o comienzos del 1998 daremos a conocer una nueva herramienta relativa a la contabilidad. Por tanto, Concept prosigue con su reordenación de la gama, si bien, los antiguos productos se mantienen en el mercado, compartiendo terreno con las nuevas líneas. Es posible que con el tiempo las líneas Win y Manager sustituyan a la Clásica, pero de momento las tres siguen coexistiendo".

Las actuaciones de Concept en los últimos años se han visto respaldadas por una situación económica muy positiva. Tal y como nos indica el consejero delegado, "en los últimos dos años, Concept ha reportado beneficios. En 1994 tuvimos unas pequeñas perdidas, aunque realmente podemos hablar de un punto de equilibrio. Tras la desaparición de la división de Ingeniería, única en toda la estructura mundial de Concept, en 1993, los resultados fueron mejorando. Enfocamos nuestra actividad hacia el cliente de la compañía en todo el mundo, la mediana y gran empresa y abandonamos los desarrollos a medida, pasando a comercializar y actualizar los mismos productos que la empresa vende a nivel mundial. Hoy en día Concept presenta unos resultados económicos que superan en más de un 20 por ciento a los del pasado año, con una previsión para este ejercicio que supera el 14 por ciento de crecimiento".

Todo esto se enfoca hacia una alianza estratégica que presenta el mercado sudamericano como el tablero de operaciones elegido. Se trata del acuerdo alcanzado con Business T&G que, según comenta José Manuel Pérez, "pretende ampliar la zona de actuación de Concept Ibérica con el sur del continente americano. La forma de hacerlo es llegar a acuerdos con diferentes empresas locales para poder ofrecer no sólo el producto, sino también el soporte y el servicio que estos requieren. Ahora tenemos clientes en la zona, pero nos falta la presencia directa que nos podría abrir más el mercado. Tenemos intención de abandonar esta situación de contactos puntuales para pasar a una mayor presencia directa".

Pero el acuerdo no se limita al mercado latinoamericano, sino que el mercado español también se inscribe en este él. "Trataremos", continúa nuestro interlocutor, "de cubrir mejor el mercado español, cada uno en su esfera de negocio. Pretendemos alcanzar con el producto que vamos a presentar unos resultados, si no tan buenos como con el software financiero, al menos, sí proporcionales, porque los clientes potenciales en este caso son menores al ser un producto para la gran cuenta".

La reorientación de actividades no se limita a los productos. El servicio ocupa una parte importante de la actividad de Concept debido a la naturaleza de sus productos. Según explica José Manuel Pérez, "nuestras herramientas no son sólo caja. En porcentaje, el servicio supone un 60 por ciento de la facturación global, frente al 40 por ciento correspondiente a productos. Su puesta en marcha requieren servicios de consultoría y de formación, es decir, es necesario un alto nivel de especialización. Nosotros trabajamos con empresas integradoras en desarrollos conjuntos que incluyen, como parte de un todo, alguno de nuestros productos, pero esto no es una tendencia normal ya que si se trata de un único producto, en su totalidad lo realizamos nosotros".

Herramienta de consolidación Corporate Manager de Concept Ibérica

Concept Ibérica ha presentado al mercado español una nueva herramienta de consolidación bajo la denominación Corporate Manager, que permitirá realizar una comunicación financiera representativa de la actividad y de la evolución de cualquier grupo de empresas, así como facilitar el trabajo con las filiales.

Corporate Manager incorpora los avances de la interfaz gráfica de Windows. Además, el desarrollo gráfico permite acceder simultáneamente a diferentes informaciones.

Las características más destacadas de este producto son la reducción del tiempo de definición de los estados financieros consolidados del grupo, y de cualquier otro informe de control de gestión consolidado; la consideración de la reglamentación contable y apertura respecto a normas internacionales de consolidación, y el análisis de la información del grupo y reporting de la misma para la toma de decisiones por parte de los responsables de la gestión.

Corporate Manager permite la recuperación automática de los datos procedentes de otros centros de consolidación o de entrada de datos del grupo, a través de dos herramientas diferenciadas: Collecte Manager y Corporate Manager.

Asimismo, el sistema Corporate Manager es multidimensional, es decir, permite una gestión múltiple para las siguientes dimensiones: gestión de períodos; categoría de datos; reglas y normas; gestión de divisas; organigramas; sitios, dimensiones de análisis, e idiomas.

CONCEPT IBÉRICA

Plaza Ruiz Picasso, s/n

Edificio Torre Picasso

18020 Madrid

Tel.: (91) 556

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios