| Noticias | 28 AGO 2006

BenQ separa sus operaciones de fabricación

Tags: Histórico
A pesar de haber previsto una importante mejora en su segundo trimestre fiscal, BenQ no ha podido lograr los resultados deseados y ha decidido crear una compañía separada con sus operaciones de fabricación. Una medida que se toma con la intención, no sólo de abandonar una serie de trimestres de malos resultados, sino también de racionalizar sus operaciones de telefonía móvil.
Silvia Hernández
BenQ aseguraba que el segundo trimestre de 2006 sería el punto de inflexión en la cadena de resultados con pérdidas presentados por el fabricante en los últimos trimestres. Unas expectativas que no se han podido cumplir, ya que el período de tres meses finalizado el 30 de junio arrojó unas pérdidas de 76,6 millones de dólares frente a un beneficio neto de 480 millones durante el mismo trimestre del año anterior.

El fabricante culpa a los retrasos acaecidos en el lanzamiento de algunos handsets, así como en los precios de los paneles LCD. “Pero el tercer trimestre será mucho mejor para ambas líneas de productos”, aseguraba Sheaffer Lee, presidente de BenQ. Previsiones que se basan en los nuevos teléfonos que la compañía pondrá en el mercado a partir de septiembre.

Asimismo, y con el objetivo de intentar paliar estas cifras, BenQ ha decidido crear una compañía independiente con sus operaciones de fabricación que separe la marca de la producción. Ahora mismo, la firma taiwanesa se hace cargo de la fabricación de la mayor parte de sus productos, incluyendo portátiles, televisores LCD, monitores o proyectores.
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios